ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Vladimir Regueiro, Zamira Marín y Deborah Rivas ofrecieron detalles sobre las nuevas normativas. Foto: Yaimí Ravelo

A partir de hoy entran en vigor tres resoluciones de los ministerios de Trabajo y Se­guridad Social (MTSS), Economía y Plani­ficación (MEP), y Finanzas y Precios (MFP), que establecen nuevas disposiciones sobre el pago a los trabajadores vinculados a empresas con capital extranjero, su contribución a la Seguridad Social, y las funciones de las entidades empleadoras.

Sobre el primer tópico, la viceministra del MTSS, Zamira Marín Triana, explicó en conferencia de prensa que la Resolución No. 42, dictada por ese organismo, establece un cambio en la formación de los salarios lo cual implicará, como norma, un aumento de los ingresos percibidos por esos trabajadores.

“Hasta el momento —dijo— ello se realizaba de forma centralizada a partir de las escalas salariales aprobadas en el país.

Ahora el pago se acordará con los negocios de capital extranjero teniendo en cuenta los salarios que se abonan a cargos de similar complejidad en entidades de la misma rama o sector de nuestra área geográfica, la escala salarial que se aplica en el país (a modo de referencia) y algunos pagos adicionales que por ley co­rrespondan.

Según dispone la Ley de la Inversión Extran­jera, el pago a los trabajadores continuará siendo en pesos cubanos (CUP); pero las negociaciones entre la entidad empleadora y la empresa con capital foráneo para acordar la base de los salarios serán en pesos convertibles (CUC).

En ese sentido Marín Triana comentó que la Resolución No. 42 fija en dos el coeficiente a tener en cuenta para el pago de dichos salarios; o sea, que cada peso convertible equivaldrá a dos pesos cubanos.

“Todo lo que se convenie por concepto de salario lo recibirá el trabajador multiplicado por dos en moneda nacional, aunque a la hora de recibir su dinero ya estará descontado el 9,09 % para el pago de sus vacaciones”, acotó.

Añadió que las empresas mixtas autorizadas a contratar su fuerza de trabajo —actualmente la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba, ETECSA, y Aguas de La Habana—, también están autorizadas a usar este coeficiente para el cálculo de su salario.

Lo dispuesto en esta norma tendrá efecto retroactivo a partir del salario que corresponda al trabajo realizado en el mes de octubre de este año, y en los casos que este sea percibido quincenalmente, a partir de los recibidos en la segunda quincena de octubre.

Esta medida, aclaró la viceministra del MTSS, no puede significar afectar al trabajador en ningún caso. El salario que perciba con la entrada en vigor de las nuevas disposiciones no podrá quedar nunca por debajo del que percibía o del salario medio del país, que será considerado el mínimo.

Para el 2015, cuando la Oficina Nacional de Estadísticas e Información emita la cifra oficial del salario medio con que terminó el país en el 2014, las empleadoras deberán re­negociar los términos de los salarios con las empresas de capital extranjero sobre esa nue­va base, procedimiento que se repetirá anualmente, agregó.


ENTIDADES EMPLEADORAS, OTRA PERSPECTIVA
Sobre el funcionamiento de las entidades empleadoras, la Resolución No. 920 del Mi­nisterio de Economía y Planificación dispone que estas recibirán por los servicios prestados un valor que no excede el 20 % del salario de cada cargo.

Al respecto la directora general de In­ver­sión Extranjera del Ministerio de Comercio Exterior, Deborah Rivas, señaló que ese monto no se deduce del salario de los trabajadores ni los afecta, sino que tiene como finalidad cubrir los gastos de la gestión de estas entidades para garantizar el suministro de la fuerza de trabajo calificada, lo cual implica su captación, formación y desarrollo, así como un margen de utilidad.

Adicionalmente, las entidades empleadoras cobrarán a las modalidades de inversión extranjera los importes correspondientes a la Contribución para la Seguridad Social a la que están obligadas, sobre la base de lo pactado en CUC por concepto de salario a los trabajadores.

El cambio fundamental, sostuvo, es en el rol de las empleadoras, que ya no será cobrar y aportar al Presupuesto del Estado, sino pagar los salarios a partir de lo pactado entre ella y la empresa de capital extranjero, seleccionar, y preparar a los trabajadores, así como garantizar sus derechos, de acuerdo con la legislación laboral vigente en Cuba.


DE LAS CONTRIBUCIONES
Teniendo en cuenta los principios y disposiciones de la Ley 113 del Sistema Tributario cubano, la Resolución No. 535 del Ministerio de Finanzas y Precios regula la aplicación de la Contribución Especial a la Seguridad Social por los trabajadores contratados a través de las entidades empleadoras que, a razón de las nuevas medidas, perciban un aumento en sus salarios mensuales superior a los 200 pesos cubanos.

Según explicó Vladimir Regueiro Ale, di­rector de Ingresos del MFP, el tipo impositivo aplicado a cada persona estará en relación con la magnitud del incremento, y oscilará entre el 1 y el 5 %. Aclaró además que la contribución no se realizará sobre la parte incrementada del salario, sino sobre el salario total calculado bajo estas nuevas condiciones.

La forma de pagar esta contribución —co­mentó— se ha diseñado de modo que no constituya un obstáculo para el trabajador y se logra a partir de que las entidades empleadoras, en ocasión de cada pago salarial, retendrán el porciento que corresponda por la contribución. El trabajador no tendrá obligaciones de asistir al banco o a las oficinas de la Administración Tributaria.

Regueiro Ale señaló además que la aplicación de estas medidas requiere un respaldo del Presupuesto del Estado, tanto para financiar los salarios como las obligaciones que tienen con el Presupuesto las empresas empleadoras.

“Es decir, el Presupuesto está respaldando con un financiamiento específico las demandas que realizarán las empleadoras a través de los organismos a los que están vinculadas, para poder hacer frente a estos incrementos de salario. Todos estos importes han sido considerados en el Anteproyecto de Presupuesto que se discutirá en la Asamblea Nacional para el año 2015”.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Alex dijo:

1

15 de diciembre de 2014

22:57:10


¿Eso significa que si pagan de salrio 1000 CUC (=25000 Pesos cubanos) el trabajadore recibe 2000 pesos cubanos?. Por favor, aclaren este punto.

William dijo:

2

16 de diciembre de 2014

00:50:34


Las empresas estatales cubanas obtienen más ganancia de los trabajadores que cualquier empresa capitalista

mercedes dijo:

3

16 de diciembre de 2014

02:08:04


Por qué un 20% del salario para las entidades empleadoras? Es una plusvalia enorme por hacer muy poco o nada, al menos no hacen nada de lo que dice el artículo "captación, formación y desarrollo"

Alejandro González dijo:

4

16 de diciembre de 2014

03:25:13


Alex (1) me parece que no es como dices, sino peor. Lo que entiendo es que a la empresa extranjera le cobran (por ejemplo) 1,000 CUC y al trabajador cubano le pagarán 1,818.20 Pesos Cubanos y no 2,000.00 ya que le descuentan mensualmente el dinero para el pago de las vacaciones. Constituyendo esto una violación del inciso f del art. 2 del Código de Trabajo que plantea como un "principio fundamental" el derecho a las vacaciones anuales pagadas. Si del salario mensual me descuentan lo que cobraré en vacaciones, entonces no son pagadas, sino descontadas, ya que las quitaron de mi salario mensual, mientras que legalmente deben constituir un extra, o sea, que las vacaciones es un período en el cual cobro sin trabajar al amparo del mencionado artículo. Pero ahí no queda el tema, pues después viene el MFP a quitarte hasta el 5% del salario, por lo que si seguimos descontando, cobrarás mensual unos 1,727.29 Pesos Cubanos, mientras que la Agencia Empleadora Cubana le cobra 2,000 CUC al extranjero. Negocio redondo ¿no te parece? A pesr de todo, me tranquilizan las declaraciones de la viceministra del MTSS, que dice que no puede significar afectar al trabajador en ningún caso. Gracias por publicar mi comentario

Pancho dijo:

5

16 de diciembre de 2014

03:53:39


Te quedaste corto, Alex. A los 2000 pesos hay que descontarles el 9% de las vacaciones, asi que se quedan en 1820 pesos. Al que se le ocurrio esto leyo bien a Marx, la diferencia entre 25000 y 1800, debe ser la superplusvalia. Para mi las agencias empleadoras son un parasito, que entrenamiento de que, en Cuba la educacion y entrenamiento de los trabajadores es en las escuelas, politecnicos, etc. El entrenamiento en la tecnologia de las empresas extranjeras, lo hacen las empresas, pues la agencia empleadora de eso no sabe nada. En que los entrena la agencia? Por que el contrato lo tiene que negociar una agencia que tiene como parte de sus objetivos generar utilidades y no es negociado por un sindicato de trabajadores que realmente represente sus intereses?