ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Como parte de las medidas, por ejemplo, en las actividades de belleza se integrarán siete actividades (barbero, maquillista, masajista, manicura, peluquera, peluquera peinadora de trenzas y peluquero tradicional). Foto: Elba Salazar Cuba

Al cierre del primer semestre del año, un total de 567 982 personas ejercían el trabajo por cuenta propia en Cuba, lo cual representa el 12 % del total de los ocupados en el país. Datos ofrecidos por directivos del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social muestran que el 32 % de los incorporados son jóvenes; el 33 % féminas; el 16 % labora a su vez como asalariado en algún centro estatal; y el 11 % pertenece al sector de los jubilados.

Más allá de la significación de estos números, resulta incuestionable la validez de dicha forma de gestión como opción de empleo. No solo ha facilitado el proceso de reordenamiento laboral, también ha logrado incrementar la oferta de bienes y servicios con niveles de calidad aceptables, así como aligerar gradualmente la carga del Estado para permitirle concentrarse en actividades trascendentales para el desarrollo económico cubano.

De tal manera ha sucedido desde que en octubre del 2010 comenzaron a aplicarse medidas destinadas a flexibilizar y ampliar el ejercicio del trabajo por cuenta propia en el país. A partir de entonces se eliminaron prohibiciones para el otorgamiento de nuevas autorizaciones y la comercialización de producciones y servicios; y se aprobó la protección al sector a través de un régimen especial de seguridad social; al tiempo que se incrementaron las actividades y el control de su ejercicio.

A la par de los beneficios reportados en el transcurso de los últimos siete años, también se han presentado desviaciones en la implementación de la política aprobada que han hecho necesario diseñar medidas encaminadas al perfeccionamiento de la actividad de manera general.

Así fue anunciado en la más reciente reunión del Consejo de Ministros, y ratificado por el General de Ejército Raúl Castro Ruz en su discurso de clausura del IX Periodo Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular. Tras la búsqueda de una mayor información al respecto, Granma dialogó con funcionarios de los ministerios de Trabajo y Seguridad Social, de Finanzas y Precios, y del Transporte.

Ante la interrogante de ¿por qué se inician estas modificaciones?, Marta Elena Feitó Cabrera, viceministra primera de Trabajo y Seguridad Social, aseguró que ello forma parte de un proceso sistemático de revisión y perfeccionamiento, encaminado a corregir deficiencias, de manera que ninguna acción quede al margen de la legalidad.

«La más reciente evaluación al desempeño de este sector permitió comprobar, entre otros elementos, que se utilizan materias primas, materiales y equipos de procedencia ilícita; persiste el incumplimiento de obligaciones tributarias y se subdeclaran ingresos; falta de enfrentamiento y solución oportuna a los problemas; subsisten imprecisiones e insuficiencias en el control; así como se constatan deficiencias en la contratación económica para la prestación de servicios u oferta de productos entre personas jurídicas y personas naturales», abundó.

Seguidamente puntualizó que las decisiones adoptadas «no constituyen un retroceso en el desarrollo de la actividad; con ellas se pretende consolidar la organización y el control del trabajo por cuenta propia, de manera tal que este continúe avanzando de manera ordenada y eficiente».

En La Habana, se permitirá la asociación de transportistas privados a las cooperativas de taxis ruteros creadas. Foto: Jose M. Correa

AJUSTANDO EL TRAYECTO

La Gaceta Oficial Extraordinaria No.31 publica en el día de hoy una Resolución del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, la primera de un conjunto de normativas jurídicas que será necesario implementar para materializar la decisión antes mencionada.

En este caso, la regulación enuncia que no se concederán nuevas autorizaciones para un grupo de actividades hasta tanto concluya el perfeccionamiento del trabajo por cuenta propia.

Se precisa también que de manera definitiva, en lo adelante no se otorgarán autorizaciones en las actividades de «vendedor mayorista de productos agropecuarios», «vendedor minorista de productos agropecuarios», «carretillero o vendedor de productos agrícolas de forma ambulatoria», «comprador vendedor de discos» y «operador de equipos de recreación para los equipos rústicos». Al respecto se aclara que los trabajadores que ya han sido autorizados en estas actividades pueden continuar desarrollándolas.

Asimismo, se puntualiza que las solicitudes de autorización, para ejercer en cualquiera de las actividades que la mencionada resolución restringe, que se encontraban en trámite antes de la entrada en vigor de esta normativa, se procesarán de acuerdo con lo establecido en las disposiciones legales por las que se iniciaron.

Por otra parte, la viceministra primera de Trabajo y Seguridad Social detalló que «una vez listo el resto de las regulaciones jurídicas necesarias, entre otras decisiones, se procederá a poner en práctica una agrupación de actividades afines, con lo cual se busca reducir la dispersión existente y perfeccionar el alcance de ellas».

Y ejemplificó con los «servicios de belleza». En esta nueva modalidad –dijo– se integran siete actividades del trabajo por cuenta propia: barbero, maquillista, masajista, manicura, peluquera, peluquera peinadora de trenzas y peluquero tradicional.

«Actualmente, si las personas quieren ejercer cualquiera de esas actividades, lógicamente requieren autorización para cada una; con las modificaciones solo necesitarán una. A partir de la agrupación será posible agilizar y reducir los trámites administrativos, disminuir la documentación, y a su vez, ampliar el perfil de las actividades ofreciendo un servicio más integral», valoró.

Por otra parte, Feitó Cabrera especificó que el Estado cubano ratifica la decisión de potenciar el desempeño del trabajo por cuenta propia, pero siempre bajo el marco de la legalidad y el ordenamiento. En tal sentido, adelantó que como principio «no se otorgarán autorizaciones en lugares donde sean detectados hechos constitutivos de delitos».

También será modificada la actividad «elaborador vendedor de alimentos y bebidas mediante servicios gastronómicos en restaurantes». En su lugar se han diseñado dos: «servicio gastronómico en restaurante» y «servicio de bar y recreación», cuya denominación y alcance se definirán de forma precisa en las normativas que se publiquen al respecto.

Otra de las novedades es que se autorizará al titular que tenga trabajadores contratados y necesite ausentarse por enfermedad prolongada, de él o de familiares bajo su responsabilidad, o por salida al exterior, la posibilidad de designar a uno de los contratados para asumir el cumplimiento de sus deberes.

«Específicamente para salidas al exterior, se concederá dicha prerrogativa por el periodo de tres meses, lo cual está en correspondencia con las regulaciones laborales aplicables a los trabajadores del sector estatal», acotó la viceministra primera.

De manera general, con las modificaciones aprobadas se fortalece del control de las actividades por cuenta propia desde el nivel municipal hasta el nacional. En el particular de las administraciones locales, entre otras responsabilidades se detalla la de realizar una evaluación colectiva y la pertinente comprobación, previo a la entrega de autorización en determinadas actividades, con el propósito de evitar contaminación, afectaciones sanitarias, problemas de convivencia y otros que pudieran afectar los intereses colectivos y de la sociedad.

A la par, se ha diseñado una mayor integralidad en los controles, de manera tal que los problemas sean valorados en su conjunto por inspectores de los diferentes sectores implicados en una u otra actividad.

En el caso particular del servicio de transportación de pasajeros que brindan los trabajadores por cuenta propia en vehículos automotores, Débora Canela Piña, especialista principal en el Ministerio del Transporte, refirió que se incluyen, entre otros elementos «la modificación del Reglamento de la Licencia de Operación de Transporte, restituyendo su alcance municipal, provincial o nacional, así como la actualización de los requisitos para su otorgamiento».

Detalló que ya han comenzado a aplicarse especificidades como la inspección técnica de los vehículos; el análisis de los expedientes de los conductores previo a la autorización de la actividad; y el ordenamiento de los servicios en sistemas de rutas, piqueras, terminales o puntos de embarque.  

Para la provincia de La Habana «se permitirá la asociación de transportistas privados a las cooperativas de taxis ruteros creadas y se iniciará un experimento que abarque la totalidad de los vehículos, entre cuatro y catorce pasajeros, que deseen operar en rutas de la capital del país», señaló Canela Piña.

Los porteadores privados que formen parte del experimento, entre otros beneficios podrán adquirir el combustible para operar a precios diferenciados; y según la disponibilidad de recursos del país, tendrán acceso al mercado mayorista para la compra de herramientas, partes, piezas de repuesto y accesorios al precio minorista menos un 20 % de descuento.

Además, explicó la funcionaria del Ministerio del Transporte, los vehículos y piqueras incluidos en el experimento deberán estar correctamente señalizados con rutas, precios, horarios y otros.

«El precio de las rutas se establecerá por tramos, que no superarán los 8 kilómetros, con un precio de 5 CUP», aseveró.
 
MATICES TRIBUTARIOS

Las cuestiones tributarias tampoco han quedado fuera del perfeccionamiento diseñado en esta ocasión, puntualizó Vladimir Regueiro Ale, director de Ingresos del Ministerio de Finanzas y Precios.

La captación de ingresos por este concepto es algo positivo pues constituye una fuente de ingreso destinada a los presupuestos locales, pero todavía persisten reservas que se escapan por el incumplimiento y la subdeclaración, aseguró.

Respecto a la actualización que se pondrá en marcha, explicó que en primer lugar responde al reordenamiento del trabajo por cuenta propia, que esta vez implica la unificación de un grupo de actividades y el reconocimiento de otras, lo cual conlleva, entre otras medidas, a determinar para cada caso nuevas cuotas de tributación. «Hay incremento de cuotas mínimas en algunos casos, pero también reducción en otros».

Referido al impuesto por la utilización de la fuerza de trabajo, por ejemplo, se ha valorado que se aplicará el tipo impositivo mínimo que establece la Ley tributaria, que es del 5 %, y al mismo tiempo eliminar la exención de pago por los cinco primeros trabajadores.

Recordó que para el pago a los trabajadores contratados existe una base mínima, con referencia al salario medio mensual de cada territorio. «La base para calcular este impuesto será progresiva, atendiendo al número de trabajadores contratados».

Por los primeros cinco trabajadores el impuesto será el 5 % del salario medio mensual correspondiente a la provincia de que se trate; del sexto al décimo se aplicará sobre el monto resultante de la suma de dos salarios medio; del 11 al 20 sobre la cifra de tres salarios medio; y a partir de 21 trabajadores se tomarán como base para el cálculo seis salarios medio.

De manera general –dijo– se ha mantenido un balance similar al actual entre la cantidad de actividades que actualmente tributan por el régimen general y las que lo hacen por el simplificado.

Asimismo, se ha establecido comenzar de forma gradual en la implementación del sistema de cuentas bancarias fiscales. «A un grupo de contribuyentes de determinadas actividades, comenzando por los arrendadores de vivienda, servicios constructivos y gastronómicos en paladares y bares, así como para los transportistas –este último solo en La Habana–, se les comenzará a exigir la creación de una cuenta bancaria con trascendencia fiscal, en la cual se deben ir reflejando las operaciones de ingresos y gastos relacionadas con la actividad que ejercen. Esta información estará disponible para la Oficina Nacional de Administración Tributaria durante todo el proceso de control y verificación de sus acciones a los efectos del pago de los tributos correspondientes».

Nadie asuma que el fin de estas medidas es dar marcha atrás al desarrollo del trabajo por cuenta propia en Cuba. Nada más alejado de la realidad. Si bien de manera general quienes se desempeñan en el sector no estatal cumplen las disposiciones vigentes, todavía existen otros que violan las normas establecidas y se pierden en los entresijos de la ilegalidad y el desorden, y a estos últimos, en primer lugar, debe ponérseles freno de inmediato.

Poner orden en casa constituye pues máxima prioridad para el Estado cubano, de manera tal que sistemáticamente se rectifique y consolide lo aprobado, en un clima de confianza y legitimidad que nos atañe a todos.

En la medida que se publiquen las normas jurídicas diseñadas para este perfeccionamiento Granma ampliará otros detalles.

ACTIVIDADES EN LAS QUE POR EL MOMENTO NO SE ENTREGARÁN NUEVAS AUTORIZACIONES

Hasta tanto se concluya el perfeccionamiento del trabajo por cuenta propia se decidió no otorgar nuevas autorizaciones en las actividades de arrendador de viviendas, habitaciones y espacios; cafetería de alimentos ligeros; chapistero; contratista privado; elaborador vendedor de alimentos y bebidas mediante servicio gastronómico en restaurantes (paladares); y elaborador vendedor de alimentos y bebidas en punto de venta fijo (cafetería).

Asimismo, aparecen las de elaborador vendedor de alimentos y bebidas no alcohólicas a domicilio; fregador engrasador de equipos automotores; gestor de pasaje en piquera; gestor de permutas y compraventa de viviendas; gestor de alojamiento para viviendas o habitaciones que se arriendan; herrero; instructor de prácticas deportivas; así como modista o sastre.

Se incluyen también, operador de equipos de recreación; organizador de servicios integrales para fiesta de quince, bodas y otras actividades; oxicortador; productor o vendedor de calzado; productor o vendedor de artículos varios de uso en el hogar; y profesor de taquigrafía, mecanografía e idiomas.

Además, profesor de música y otras artes; reparador de equipos eléctricos y electrónicos; repasador; reparador de artículos de joyería; bisutería; servicios de construcción, reparación y mantenimiento de inmuebles; y programador de equipos de cómputo.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

CUBANO DE A PIE dijo:

11

1 de agosto de 2017

09:36:31


Veo la explicacion amplia y comprensible. Hay aspectos que parecen nuevos, como lo de la cuente bancaria, eso es solo volver a la normalidad que se habia perdido que es llevar la contabilidad. A lo mejor puedan autorizar una nueva actividad - la de contadores que presten el servicio de llevarle la contibilidad a actividaddes X cuenta propia que soliciten esos servicios o sea la ACTIVIDAD DE PRESTADORES DE SERVICIOS DE CONTABILIDAD. Una gran duda que tengo y es de suma importancia para el sector privado - la prestacion estatal de suministros al sector privado. La aperture mediante convenio entre nuestro gobierno y el de Panama ha sido de gran ayuda para un sector reducido de los trabajadores por cuenta propia para poder obtener legalmente sus suministros en Panama pero no se si se pudiese buscar una formula, que creo que tiene que ser por la parte estatal, que amplie ese beneficio a mayor numero de cuentapropistas. Pudiese ser darle autorizacion a companias logisticas de Panama que reciban solicitudes no en Panama, como hasta ahora si no en Cuba.

Rogelio Respondió:


3 de agosto de 2017

15:13:21

Estimado cubano de a pie. hoy por hoy el mercado mayorista es un tio con visa a Panama, el va y busca en Panama lo demandado por el cubano de a pie en Cuba, y claro cuando viaja a alla ya el tiene el pedido y el dinero. Esta persona esta asumiendo riesgos, primero tiene que llevar el efectivo que se lo pueden robar, tiene gastos comerciales por pasaje, estancia, alimentación, ect. Cuando aterriza en Bolleros tiene que pagar un congo en impuestos y desplazarse para entregar el pedido. Este hombre algo tiene que ganar, a utilizado su habito y abilidad para encontrar la mejor oferta a asumido mucho riesgo tanto en panama como en Cuba. Entonces si tiene que alimentar una familia como se apaña. Si no puede hacer esta actividad alguna otra tendra que hacer para no morirse de hmbre , digo yo. Cuando las leyes limitan a los cuentapropistas es que los controles que el estado debe implementar no esxisten. El cuentapropismo no es un invento cubano, es universal y en todos los paises se controla, mas por medios electrónicos que por "inspectores", ya que estos pueden ser manipulados , comprados ect. a los medios bancarios y electrónicos es mas dificil de engañar. Acaso el poder popular no sabia que las pesas en los agromercados estan trucadas. Acaso no se sabe que los pintores de fachadas de los poderes populares negocean la pintura, acaso el que presta un servicio estatal no lo hace si el pago es en CUC aunque sea ilegal. Cuantas veces la ambulncia que te recoge para llevarte al hospital ( si aparece) no te ha preguntado cuando tiene que volver y cuanto te cobraria por recogerte ???. Se esta intentando criminalizar al cuentapropismo cuando el problema grave esta en los servicios estatales.

José Manuel Valido Rodríguez dijo:

12

1 de agosto de 2017

09:40:57


Me parece muy bueno y oportuno este trabajo de Yaima; las medidas para el perfeccionamiento y ordenamiento del TCP son necesarias pero, en mi criterio, los problemas del sector no estatal tienen sus causas básicas en factores que no se hablan en este trabajo y que tienen que ver, por ejemplo, con la dualidad monetaria y con el hecho de que los trabajadores por cuenta propia continúan sin tener acceso a un mercado mayorista donde puedan adquirir las mercancías e insumos que requieren para sus negocios, a precios diferenciados; ahí es donde están las dos causas fundamentales de la mayoría de los problemas e ilegalidades actuales del sector de TCP; si el país hoy no tiene esa posibilidad y no puede resolver por el momento esas dos causas, por razones económicas y financieras ya conocidas; entonces los problemas mencionados y otros muchos del sector del TCP seguirán; no se puede pretender resolver esos problemas solo con regulaciones jurídicas; con mecanismos de control y con sanciones; las normas en primer lugar se hacen para ser cumplidas y si quienes las deben cumplir tienen muchos criterios, dudas e insatisfacciones al respecto y no son escuchados ni atendidos sus reclamos, muy difícilmente esas nuevas medidas puedan ser efectivas y los TCP seguirán como dicen muchos de ellos "inventando"; sería bueno que Granma hiciera un trabajo con entrevistas y encuestas a una cifra determinada de TCP de diversas actividades y de todo el país, para que se vieran cuáles son sus criterios al respecto sobre este material.

Armando Enrique dijo:

13

1 de agosto de 2017

10:09:52


No cuestiono la medida pues cada país tiene el derecho de adoptar las medidas económicas que le parezcan para proteger el desarrollo de las entidades estatales que posee, pero ello sí, la revolución cubana se ha perfeccionado sin detener ninguna actividad estatal por lo que no entiendo el por qué la suspensión de las licencias, aunque ello sea de forma temporal. Si la cuestión es que el sector cuentapropista recibe productos de procedencia dudosa o ilícita, o evade el impuesto pues entonces nos toca mirar hacia aquellos que en el Estado son los encargados de controlar los bienes y fiscalizar los impuestos. Si el trabajo de los inspectores es correcto entonces no hay por qué lamentarse de que alguien no tributa correctamente o alguien vende los productos del Estado de forma ilegal. Es bien conocido que el sector cuentapropista aunque es solamente un 12%, ha representado un importante apoyo a la economía y a la incorporación de los jóvenes, y hasta los jubilados al trabajo.

marc dijo:

14

1 de agosto de 2017

10:34:13


mejor hubieran publicado las actividades en las que sí se entregarán nuevas licencias. por lo demás veo muy bien el cambio sobre todo para los transportistas aunque los beneficios para ellos podrían ser más sobre todo ese 20% de descuento es insuficiente...saludos

MITRANS Respondió:


1 de agosto de 2017

16:18:15

Marc: Los beneficios para los transportistas que se incorporen al experimento incluyen, como dice el artículo, la venta de herramientas, piezas y accesorios al precio minorista menos un 20 % de descuento, la venta de combustible a un precio diferenciado, un ordenamiento del servicio, la disminución del precio que paga la población y mayores niveles de información para el ususario. Estas medidas contribuye a incrementar la calidad del servicio, lo cual resulta en beneficios tanto para la población como para los transportistas.

Felicia dijo:

15

1 de agosto de 2017

10:54:27


Que bueno que se valida como una opción de empleo el trabajo por cuenta propia eso nos hace falta por lo que significa en materia de trabajo a las personas y la calidad de los servicios que la gran mayoría presta porque para ser justo no todos funcionan así, veo muy bien que se haga un alto para rectificar las cosas que no han salido como lo previeron y muy bueno que se simplifiquen actividades