ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Yoán Pérez

Debido a las intensas precipitaciones de las últimos días en Villa Clara, a partir de las 4:00 a.m. de este lunes quedó cerrada al tránsito la circulación por la Autopista Nacional, a la altura del kilómetro 254, según información del Consejo de Defensa en la provincia.

Atendiendo a esa decisión, los vehículos que transiten de La Habana hacia el oriente del país, al llegar al puente de Ranchuelo deben desviarse por la vía que conduce a Esperanza, y de ahí tomar la Carretera Central en busca de la ruta que los lleva hasta el kilómetro 270, donde se retomará nuevamente la Autopista.

Asimismo, quienes viajen hacia el occidente de la Isla, desviarán su curso al llegar el kilómetro 270, hasta llegar a Santa Clara, donde tomarán la circunvalante que los lleva a la Carretera Central, y de ahí, a la altura de Esperanza, se desviarán hasta tomar nuevamente la Autopista.

AFECTACIONES A LA SALIDA DE ÓMNIBUS NACIONALES

La Empresa Ómnibus Nacionales decidió suspender a partir de las 8:00 a.m. de este lunes las salidas programadas que en su itinerario tienen previsto circular por las provincias de Cienfuegos, Villa Clara y Sancti Spíritus, donde se reportan inundaciones en las vías nacionales, hasta tanto no se restablezcan las condiciones óptimas de circulación. Igualmente, se cancelan las salidas desde estas provincias.

La Dirección de la Unión de Ferrocarriles de Cuba también informó su resolución de, a partir de los daños a la infraestructura vial y hasta tanto se certifique que la circulación de los trenes sea de manera segura e ininterrumpida, cancelar a partir de ayer y hasta nuevo aviso, el tráfico de los trenes nacionales de transportación de pasajeros.

Una vez restablecida la transportación, serán atendidos priorizadamente los pasajeros con reservaciones comprendidas durante la suspensión; a los que no deseen viajar, se les reintegrará el ciento por ciento del valor del pasaje hasta 15 días después de la fecha de restablecimiento de los servicios.

TENSA SITUACIÓN

Daños en las viviendas, con 64 derrumbes totales y 138 parciales; y en la agricultura, cortes de carretera, un número significativo de personas protegidas y evacuadas, que supera la cifra de 16 000, y varios lugares incomunicados en los 13 municipios, es el balance preliminar de los efectos provocados por las persistentes lluvias que desde hace varios días caen sobre el territorio villaclareño.

De acuerdo con las informaciones emitidas por los Consejos de Defensa Provincial y Municipales, entre los sitios con situaciones más complejas resulta El Santo, donde las aguas del río Sagua la Chica han penetrado en el pueblo inundando casas e instituciones.

De igual manera ocurre en la zona montañosa de Manicaragua, incomunicada en estos momentos con el resto de la provincia a causa de la crecida de los ríos que entorpecen el paso hacia Jibacoa y otras comunidades del lomerío.

Desde Sagua la Grande, se pudo conocer que la presa Alacranes acumula más de 400 millones de metros cúbicos de agua, un 133 % de su capacidad de embalse, producto de lo cual está aliviando en estos momentos, al igual que los otros 11 embalses de la provincia. Allí, en la Villa del Undoso están inundados el barrio La Gloria y el poblado de Viana, que permanece incomunicado, al igual que la comunidad La Rosita.

En Cifuentes, se reportan daños de significación en la agricultura, en especial en cultivos como el maíz, la yuca y el boniato; en tanto, se trataba de proteger el tabaco cosechado en Manicaragua, Camajuaní y otras zonas.  

Las clases en Villa Clara quedaron suspendidas en todos los niveles de enseñanza hasta tanto pueda retornarse a la normalidad y se suspendió la entrada de los estudiantes a los centros internos, de acuerdo con la información brindada por el vicepresidente del Consejo de Defensa Provincial, Alberto López Díaz.

LA ZAZA SATURADA

A pesar de mantener abiertas sus seis compuertas desde las 11 de la mañana  del pasado sábado, la presa Zaza alcanzó al filo del mediodía de ayer el ciento por ciento de su capacidad de diseño –1 020 millones de metros cúbicos–, y seguía aumentando exponencialmente su volumen, un índice que ilustra con claridad la magnitud de las precipitaciones ocurridas en esta parte del país como resultado del paso de la tormenta Alberto.

Fuentes de la Delegación Provincial del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos confirmaron que como parte de la estrategia para mantener compensado el embalse, por las compuertas del Cayajaná habían salido hasta las 12 meridiano de ayer lunes, 170 millones de metros cúbicos, pero obviamente los escurrimientos que llegaron en ese lapso a la obra fueron muy superiores.

Ante un evento de tal naturaleza, al mediodía de ayer se encontraban protegidas en diferentes centros de evacuación y casas de familias más de 8 800 personas de varios municipios, cuyos lugares de residencia habían quedado inundados como consecuencia de las fuertes lluvias registradas y los consiguientes desbordamientos de varios ríos.

La intensidad de las  precipitaciones y los deslaves interrumpieron la Carretera Central en varios puntos, así como los Circuitos Norte y Sur, el vial que enlaza al municipio de Yaguajay con la capital provincial y el acceso a la comunidad de FNTA, en Trinidad, este último inundado por el desbordamiento del río Agabama.

Vecinos de la comunidad de Zaza del Medio confirmaron vía telefónica que como consecuencia de la descomunal crecida del río Zaza, el puente que une a esa localidad con la capital provincial quedó totalmente colapsado en las primeras horas de la tarde de ayer.

Mediciones realizadas en la estación hidrométrica de Paso Ventura, en el municipio de Cabaiguán, precisaron que el principal río de la provincia y uno de los mayores del país reportó en ese lugar una avenida de 16,60 metros de altura, una de las mayores consignadas en ese sitio desde que fuera creado el observatorio.

Ante las inclemencias de la lluvia, las autoridades del territorio mantenían suspendida la transportación de pasajeros y el curso escolar fue interrumpido hasta tanto mejoraran las condiciones del tiempo.

ATENCIONES PARA EVACUADOS

Con motivo de las continuas lluvias de las últimas 72 horas habían sido evacuadas en Matanzas  más de 6 000 personas residentes en zonas con peligro de inundaciones.

Mario Sabines Lorenzo, vicepresidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular, explicó que el mayor por ciento de los evacuados hasta la mañana de este lunes correspondía a las localidades de Itabo y El Zapato, en el municipio de Martí, donde tradicionalmente ocurren estas crecidas.

También fueron llevadas a lugares seguros alrededor de 900 personas en el territorio de Pedro Betancourt, así como otros habitantes de Perico, Ciénaga de Zapata y Colón que viven en zonas de alto riesgo.

Precisó Sabines Lorenzo que la totalidad de los evacuados en centros estatales (21) dispone de todas las garantías, incluidas la alimentación y los servicios médicos, además de la protección de sus bienes materiales en los lugares de residencia.

Arturo Carbonel, subdelegado de Recursos Hidráulicos, informó que el llenado de las presas en la provincia está a un 72 % de su capacidad general, la mitad de ellas están aliviando; y que el acumulado promedio de las precipitaciones en los últimos tres días supera los 360 mm, con registros considerables en los municipios de Martí, Pedro Betancourt, Jagüey Grande, Ciénaga de Zapata, Perico, Cárdenas y Colón.

La situación más complicada, dijo, está localizada en las comunidades ubicadas al norte del municipio de Martí (El Zapato, Hoyo Colorado, Este de Itabo y Ategorrieta), afectadas por los escurrimientos del río La Palma y sobre todo por el vertimiento de la presa Bibanasí.

Lourdes Sarmiento Díaz, vicepresidenta del Consejo de la Administración Provincial, explicó que como consecuencia de las numerosas precipitaciones se reportan daños en viviendas y otras instalaciones, así como al fluido eléctrico. Teresa Rojas Monzón, presidenta del Consejo de Defensa Provincial, hizo un llamado a mantener la disciplina y dar el máximo para salvar las producciones.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Miguel Angel dijo:

1

29 de mayo de 2018

05:38:37


A pesar de las críticas infundadas de algunas personas nuestros Planes contra Catástrofes si funcionan. Hasta ahora no se reportan pérdidas humanas, lo mas valioso, para ello fueron evacuadas hacia lugares seguros varios miles de personas, con las condiciones necesarias garantizadas, alojamiento, asistencia médica, alimentación, etc. Los derrumbes totales y parciales de las viviendas se debe al mal estado de las mismas, es conocido. En mi municipio Plaza ha llovido fuerte, como en el resto de la provincia, no se observan muchos daños materiales de consideración, pero supongo que en otros sean mayores. El río Almendares creció e inundó las áreas mas cercanas, es habitual en estos casos. Se realiza un esfuerzo mancomunado para minimizar los daños materiales. Así ha funcionado y funciona el sistema de defensa civil. Quizás a partir de esta experiencia se puedan tomar algunas medidas para disminuir los efectos de las inundaciones en los poblados, mediante la realización de algunas obras ingenieras. Continuar trabajando en el mejoramiento del fondo habitacional, tarea priorizada por el flamante presidente, el compañero Díaz-Canel. Estamos en combate.

Odalis dijo:

2

29 de mayo de 2018

09:19:07


Tremendas lluvias e inundaciones, parece que Irma le dijo a Alberto que el centro del país era bonito y fácil de llenar de agua y campear por su respeto. Nuestra solidaridad y apoyo a todas las personas afectadas y a las autoridades de esas provincias hermanas. Al combate y duro con la disciplina y cumplimiento de todas las orientaciones emitidas por el EMNDC, el CDP, los CDM y de ZD, así como las demás autoridades del Partido y Gobierno, todo por la vida y restaurar los enormes daños ocasionados a la vivienda, la agricultura y demás sectores lo más rápido posible. A la población mucha disciplina y responsabilidad, los curiosos lejos del peligro, ya que las imprudencias cuestan vidas; ayer vi en el momento que colapsaba el puente a causa de las fuertes crecidas del río Zaza, como algunas personas por poco caen y son arrastradas por las aguas. Así que es vital acatar todo lo rientado por las autoridades conmpetentes en cada provincia, municipio y comunidad, tanto urbana como rural. Estamos con ustedes hermanos. Mucha fuerza y optimismo para la recuperación, de sus hermanos orientales, en especial del pueblo del municipio santiaguero de Segundo Frente.