ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Radio Cadena Agramonte (RCA)

En las primeras horas de la madrugada del martes 15 de mayo falleció en La Habana el Doctor Ismael Clark Arxer, reconocida personalidad de la ciencia nacional en el periodo revolucionario y presidente de la Academia de Ciencias de Cuba (ACC) entre 1996 y el 2017.

Nacido el 16 de mayo de 1944, ingresó a la Escuela de Medicina de la Universidad de La Habana en 1962, donde junto a su notable desempeño estudiantil desarrolló una activa labor en defensa de la Patria a lo largo de toda la carrera, destacándose por su condición de miliciano y director de la Revista Alma Mater, entre otras tareas.

Tras obtener el título de médico, entró al Centro Nacional de Investigaciones Científicas (CNIC) para formarse en la especialidad de Bioquímica. Hizo estudios de posgrado sobre esa disciplina en el Instituto de Bioquímica de la Academia de Ciencias de la entonces República Democrática Alemana, en Halle, bajo la dirección del Dr. Klaus Thielmann.

Posteriormente comenzó a trabajar en 1976 en el Comité Estatal de Ciencia y Técnica y un año más tarde en la Academia de Ciencias de Cuba, donde se desempeñó inicialmente como Secretario Científico. Luego asumió la responsabilidad de vicepresidente y vicepresidente primero por casi dos décadas.

Su apreciable capacidad de trabajo, elevada calificación, vasta experiencia en tareas de dirección dentro del sector y la autoridad que se había ganado dentro de la comunidad científica cubana, condicionaron en buena medida que en abril de 1996 fuera designado presidente de la ACC, cargo que mantuvo hasta diciembre del 2017.

Durante varios años presidió asimismo el jurado del Fórum Nacional de Ciencia y Técnica, convirtiéndose en un verdadero abanderado de la introducción y generalización de los resultados científicos, temas sobre los cuales escribió numerosos artículos en diferentes medios de prensa del país.


Participó activamente en los trabajos de la Secretaría de la Comisión de Implementación de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, en los aspectos referidos a la ciencia, así como en múltiples misiones y tareas encomendadas por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.

Fiel al legado del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz en esta vital esfera, devino en uno de los más acuciosos investigadores y divulgadores de su pensamiento.

En más de una entrevista que concediera a diferentes publicaciones nacionales manifestó sentirse orgulloso de haber sigo testigo y participante de una etapa extraordinaria del desarrollo de la ciencia en Cuba.

Por decisión familiar, sus restos serán cremados. A nombre de la Academia de Ciencias de Cuba, llegue a sus familiares y compañeros el testimonio de respeto y admiración que siempre mantuvo en la comunidad científica cubana y entre colegas de todo el mundo.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Julio dijo:

6

16 de mayo de 2018

15:15:10


El doctor Clark es de los hombres imprescindibles, todo mi respeto a su legado y memoria