ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Prensa Latina

La XI Jornada contra la Homofobia y la Transfobia expone hoy la riqueza cultural de Cuba, con artistas locales y foráneos que compartieron una galacelebrada este viernes para promover el respeto a la libre orientación sexual e identidad de género.

El tema musical Cuba isla bella, del grupo Orishas, cerró la víspera una espectáculo contra la homofobia y la transfobia, en la interpretación de Laritza Bacallao, Hayla María Mompié, Alain Daniel, Diván, Proyecto Voces y dos de sus compositores, la vocalista española Beatriz Luengo y el cubano Yotuel Romero, destaca la reseña de Prensa Latina.

A ellos se sumaron en el Teatro Karl Marx, de La Habana, las transformistas Margot, Ashenal, Deborah y Universo Picasso, para brindar un espectáculo variado y de alto nivel artístico.

Bajo el lema de 'Me incluyo', este año la jornada propone una campaña dirigida a los centros educativos, a favor de la tolerancia, de una educación mejor para las nuevas generaciones.

El auditorio se levantó espontáneamente ante un coro infantil que interpretó la canción La era, de Silvio Rodríguez, en el lenguaje de signos propio de las personas sordas, mientras un grupo de cantantes lo apoyaban con sus voces.

La directora del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), Mariela Castro, entregó el premio de su entidad al activista inglés por los derechos de la comunidad de Lesbianas, Gais, Bisexuales, Trasnsexuales e Intersexuales (LGBTI), Mike Jackson, y a la actriz española Carla Antonelli.

Esta última es diputada de la Asamblea de Madrid por el Partido Socialista Obrero Español y hace historia como la primera y única mujer transexual de España en acceder a dicho cargo.

También, se anunció la concesión del galardón 'post mortem' a la periodista cubana Isabel Moya, quien fuera directora de la Editorial de la Mujer hasta su reciente fallecimiento.

La actriz española Antonia San Juan, conocida popularmente por encarnar a Estela Reynolds en la serie La que se avecina y asumir el papel de una transexual en la película de Pedro Almodóvar Todo sobre mi madre, arrancó bravos, carcajadas y aplausos con un simpático monólogo.

Otro momento impresionante de la gala fue la presentación de la bailarina de Acosta Danza Zeleidy Crespo, en el solo Impronta, de la coreógrafa española María Rovira, por la plasticidad que desplegó en la pieza dedicada a la deidad afrocubana Yemayá, originaria del panteón yoruba.

Bacallao y Hayla se volcaron más hacia el espectáculo y alardearon de sus potentes voces en temas que invitaron al público a divertirse.

En tanto, Luengo conquistó a los espectadores con la calidez de sus canciones Más que suerte y Dime si ahora, así como con las modulaciones empleadas para estampar una versión de Dos gardenias, obra más famosa de la compositora cubana Isolina Carrillo.

Acompañó magistralmente a la cantante y actriz española, el pianista cubano Cucurucho Valdés, quien al final tocó La bayamesa, una composición patriótica de su país.

Junto a la directora del Cenesex, se encontraban en la gala el ministro de Salud Pública, Roberto Morales; el secretario del Consejo de Estado, Homero Acosta, los ministros de Educación y Educación Superior, Ena Elsa Velázquez y José Ramón Saborido, respectivamente, entre otras autoridades del gobierno.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Samuel dijo:

6

13 de mayo de 2018

19:44:04


Es un tema espinoso para políticos, familia, religión y sociedad en general, pero que está presente. ¿No estamos todos los cubanos pidiendo a gritos INTERNET? pues preparémonos para este y otros debates de todo tipo, porque el mundo es grande y hay (y tiene que haber) de todo. Pienso que todo este movimiento por novedoso se sale un poco de lo común, quizá hasta se exagera, pero en la medida que mas se hable y se intercambie sobre el tema las aguas irán tomando su nivel, cada uno se formará su opinión y lo asimilará o no según le venga en ganas, pero la función del gobierno es propiciar espacios para todos. El nuestro es un pueblo culto (aunque algunos piensen lo contrario, yo vivo fuera de Cuba y lo puedo constatar), por lo tanto tengamos calma, intercambiemos, conversemos como sociedad, sin ofensas ni superioridades y al final lograremos el objetivo que siempre ha conseguido nuestro pueblo: convivir juntos, en unidad y armonía, donde todos cuenten, porque de diversidad está hecha la vida, y lo que todos los cubanos han defendido siempre es eso, VIVIR.

Antonio Vera Blanco dijo:

7

14 de mayo de 2018

04:47:14


La conducta no debe ir en contra de la naturaleza o de la sociedad. La adaptación al medio no es imponiéndose o transformándolo. El inadaptado “hombre” perecerá como el rinoceronte blanco. Por tratar de hacerlo así, es que ahora hablamos de Cambio Climático, afectación de la Capa de Ozono y otras calamidades globales.

sandieguero dijo:

8

14 de mayo de 2018

07:40:09


Estoy de acuerdo con lo que plantean algunos. La reproducción humana y animal solo funciona con la consumación del acto sexual entre personas o animales de sexos diferentes, ahí debe trasladarse nuestra “educación”. Para esto si es necesario convocar reuniones y FORUM y divulgarlo en todos los medios. Para una población cada vez más envejecida y con el ciclo generacional sin “repuesto” todos los esfuerzos deben estar encaminados a este sentido, vean la entrevista a Putin realizada por Olliver Stone, -Putin The Interviews- y su opinión al respecto que debe ser la de muchos heterosexuales: “respeto mucho el modo de vida y de pensar, pero discrepo en la divulgación de las formas de relaciones sexuales de las personas, eso es intimo, nacimos de la unión de nuestros padres, seres con sexos diferentes, esa es la educación que debo mostrar a mis hijos…” mas menos así se expresa Putin. Saludos cordiales

Jose Eduardo dijo:

9

14 de mayo de 2018

08:33:40


A las personas hay que aceptarlas y respetarlas tal y como son, nadie tiene el derecho de discriminar a nadie por ser diferente a la mayoría, tenemos que ponernos en la piel de aquellas personas que sufren algun tipo de discriminación, cuando lo hagamos entonces los comprenderemos y aprenderemos a aceptarlos y respetarlos. Considero que se debe luchar más por una plena igualdad social, pues no se concibe una sociedad como la nuestra donde exista estas diferencias, y estos prejucios: homofobia, transfobia, racismo, machismo, feminismo, etc. y aunque cada cual tenga sus creencias religiosas dejemos que sea Dios el que juzgue y no nosotros, pues no tenemos ningún derecho para ello. Solo tenemos que aprender a vivir con lo diverso. Considero además que estas jornadas deben ser extensivas a las zonas rurales donde hay muchos más prejuicios y descriminación que en las ciudades. Gracias

Edy Castro dijo:

10

14 de mayo de 2018

08:40:08


no me incluyo y estoy deacuerdo con dieudome eso está cojiendo nivel llevan varios dias dandole promoción sin enbargo el dia de los campecinos no lo mencionan compañeros que trabajan la tierra producen alimento y colaboran con la la economía del país. gracias...