ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Juvenal Balán

Como justo reconocimiento a la obra de una vida entera dedicada a la Revolución, el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Partido y Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, otorgó en la mañana de este sábado, el título honorífico de Héroe del Trabajo de la República de Cuba a José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Partido y a los Comandantes de la Revolución Ramiro Valdés Menéndez y Guillermo García Frías.

De ellos, destacó su fidelidad a la Revolución y a Fidel, consagración al trabajo, modestia y sencillez, cualidades que los han hecho merecedores del respeto de los cubanos.

Durante la ceremonia de condecoración, celebrada en el Salón de los Pasos Perdidos del Capitolio, actual sede de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Raúl recordó el 123 aniversario del reinicio de la guerra de independencia de nuestro pueblo, aquel 24 de febrero de 1895. Significó también la labor unificadora de Martí, quien supo articular las mejores experiencias del pasado sin omitir a todos aquellos que estaban dispuestos a luchar.

Señaló que como dijera Fidel, al conmemorarse un siglo de la Guerra de los 10 Años, «Martí recogió las banderas de Céspedes, Agramonte y de los héroes que cayeron en aquellas luchas y llevó las ideas revolucionarias de Cuba en aquel periodo a su más alta expresión».

En sus palabras, el General de Ejército subrayó que no existía mejor oportunidad para distinguir a estos tres valiosos compañeros que ya atesoran la honrosa condición de Héroes de La República de Cuba, reflejo además de su loable trayectoria revolucionaria.

El Segundo Secretario del Partido José Ramón Machado Ventura recibió el Título Horífico de Héroe del Trabajo de la República de Cuba de manos del General de Ejército Raúl Castro Ruz Foto:Juvenal Balán

Sobre José Ramón Machado Ventura, miembro del Buró Político y vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, rememoró que inició sus actividades contra la tiranía batistiana cuando estudiaba Medicina en la Universidad de La Habana y participó, hace 65 años, en la primera Marcha de las Antorchas. En 1957 se unió al Ejército Rebelde en la Sierra Maestra y estuvo en varios combates como médico y guerrillero.

Raúl también destacó que fue fundador del Segundo Frente y allí organizó y dirigió el Departamento de Sanidad Militar hasta el final de la lucha, donde fue herido en acciones combativas. De igual modo, desarrolló una amplia red de hospitales y dispensarios de campaña que prestaron servicios no solo a los combatientes, sino a los pobladores, quienes en muchos lugares veían por primera vez un médico en persona.

Al triunfar la Revolución, reseñó, fue nombrado jefe de los Servicios Médicos de La Habana y de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR), y luego ministro de Salud Pública.  Fue fundador del Partido Comunista de Cuba, en 1975, y elegido miembro de su Buró Político. También se desempeñó como Primer Secretario del Partido en varias provincias y desde el 2011 funge como Segundo Secretario del Comité Central del Partido.

El Comandante Ramiro Valdés Menéndez, por su parte, se incorporó desde muy joven a la lucha revolucionaria y participó en la primera Marcha de las Antorchas y el Asalto al Cuartel Moncada, el 26 de julio de 1953, donde resultó herido. Cumplió prisión en Isla de Pinos, exilio en México y fue expedicionario del yate Granma.

Ya en la Sierra Maestra, resaltó Raúl, intervino en múltiples combates y participó junto al Che en la invasión a Occidente, como segundo jefe de la Columna No.8 Ciro Redondo. Después del triunfo revolucionario ha ocupado importantes cargos, entre los cuales se destacan: Ministro del Interior en dos oportunidades y vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, responsabilidad que hoy desempeña; y es miembro del Buró Político.

Foto:Juvenal Balán

Del Comandante Guillermo García Frías trascendió, al decir del General de Ejército, la organización de una red de campesinos para ayudar a los expedicionarios del Granma y llevarlos a la Sierra. Su sagacidad, dijo, le permitió llevar personalmente a Fidel y a otros combatientes hasta Cinco Palmas y recuperar varios fusiles.  Y fue el primer campesino en incorporarse al Ejército Rebelde y en ser ascendido, con una destacada participación, primero como combatiente y después como segundo jefe del Tercer Frente, fundado bajo el mando del Comandante de la Revolución Juan Almeida Bosques.

Tras la victoria de Enero de 1959 ocupó diversos cargos en las FAR, y posteriormente, entre otras, ha desempeñado la responsabilidad de vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, titular del Transporte y presidente del Grupo Empresarial de Flora y Fauna. Actualmente es miembro del Comité Central y del Consejo de Estado.

Más allá de los méritos dichos en apretada síntesis, son muchas las anécdotas extraordinarias que podrían hacerse de cada uno de ellos, aseguró Raúl.

No es casual, puntualizó, otorgarles tal distinción en el Capitolio, cuya obra de restauración ha permitido resaltar los valores de uno de uno de los edificios más importantes del país, en cuya cripta han sido colocadas las cenizas de un mambí desconocido, ante las cuales arde la llama como tributo del pueblo a sus padres fundadores y al glorioso Ejército Libertador.

Felicitó al historiador de La Habana, Eusebio Leal y a sus colaboradores que más cerca han estado de la magna obra de restauración del capitolio.

En un día como este, aseveró Raúl, en que rendimos tributo a aquellos cubanos dignos que en 1895 volvieron al campo de batalla para liberar a Cuba, recurro a las palabras pronunciadas por Fidel en 1965:«Nosotros entonces habríamos sido como ellos; ellos hoy habrían sido como nosotros».

«Ese es el compromiso que hemos mantenido y será también el que guie a las actuales y futuras generaciones para que la Patria siga siendo libre».

En la ceremonia estuvieron presentes, además, miembros del Buró Político, de los Consejos de Estado y de Ministros, así como otros dirigentes del Partido y del Gobierno y familiares de los condecorados.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Frank Castañeda dijo:

1

24 de febrero de 2018

17:37:15


Merecido reconocimiento a tres pilares de la obra revolucionaria. Honor a quien honor merece.

Iris dijo:

2

24 de febrero de 2018

18:11:46


Honrar, honra, muy merecido para estos valiosos revolucionarios, vivo feliz porque existen, gracias a ellos existimos. Viva Fidel.

María Grant dijo:

3

24 de febrero de 2018

18:17:28


Tres paradigmas para las nuevas generaciones de revolucionarios cubanos. Cualquier reconocimiento resulta insuficiente para honrarlos.

Jorge Luis dijo:

4

24 de febrero de 2018

20:04:04


Merecido reconocimiento a los valerosos combatientes y dirigentes históricos de la revolución cubana que es ejemplo faro y guia para muchos revolucionarios que en el mundo de hoy se inspiran en la revolución cubana y el guevarismo

Víctor Romero dijo:

5

24 de febrero de 2018

21:20:29


Se debe condecorar en vida a los héroes de la Patria.