ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
El trabajo con la familia y la comunidad, son esenciales para la construcción de una sociedad mejor. Foto: Alberto Borrego

El trabajo socio-cultural comunitario continúa siendo una vía para formar seres humanos más integrados con su entorno y las problemáticas de la sociedad. Así lo reafirman las experiencias compartidas durante el encuentro donde participaron integrantes de diferentes proyectos que se desarrollan en el municipio capitalino del Cotorro, a propósito de las celebraciones por el Día Internacional de la Fa­milia.

Teresa Amarelle, secretaria general de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) expresó que escogieron la comunidad Las Delicias de este municipio para realizar una de las actividades centrales en conmemoración a tan importante fecha, pues “en este lugar existen proyectos que integran todas las organizaciones políticas y de masas en función de la familia, no solo de las que tienen problemas sino de las que necesitan de algún apoyo”.

Así, desde esta localidad se trabaja en la prevención, la atención a casos sociales, incapacitados, familias disfuncionales, embarazadas, ancianos que viven solos, mujeres que sufren el cáncer de mamas…, tratando de vincular a todos los sectores poblacionales.

Irma Sehwerert, promotora del proyecto “Soñarte”, que funciona desde hace tres años señaló que se enfrascan en hacer un trabajo diferenciado y de forma sistemática en los diferentes núcleos, vinculando también las manifestaciones artísticas, aunque también reconoce que aún es insuficiente la labor con los jóvenes. “Creo que la esencia de la FMC es precisamente el trabajo con la familia y ese es el que no hemos querido perder en nuestra comunidad”, apuntó.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Nacho dijo:

1

14 de mayo de 2014

22:15:10


Pregunto el por qué de la insistencia estilística del Granma en los titulares que empiezan con infinitivos. Esa tendencia, muy propia de los años 70, ya está en desuso porque le impregna una visión muy consignista, además de que los estudiosos del titular no recomiendan esta conjución al inicio de un título. Esta es una tendencia que simboliza a Granma.