ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Banner
Foto: Ricardo López Hevia

BARRANQUILLA.– Con solo dos sets perdidos en su camino a la final, los cubanos Andy Pereira y Moisés Campos ganaron el título de dobles en el tenis de mesa de los XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe, cita en la que ya suman par de coronas tras ganar también en la competencia por equipos.

Con un juego fluido, de muy pocos errores, atacando siempre al rival, los antillanos demostraron que llegaron en excelente forma deportiva a la lid regional. Su paso por el duelo de dobles fue muy consistente, con victorias consecutivas sobre Panamá (3-1), Colombia (3-1) y Venezuela (3-0), antes de arrollar a los mexicanos Marcos Madrid y Ricardo Villa en la discusión del cetro.

Foto: Ricardo López Hevia

A pesar de que no habían jugado juntos en todo el torneo, Andy y Moisés mostraron total compenetración, alcanzada tras largos meses de entrenamiento y varios años en el equipo nacional.  

«Hemos rotado mucho las parejas durante la preparación, y ellos dos se conocen muy bien desde hace bastante tiempo. Además, algo importante es que acumulan experiencia internacional a nivel clubes, lo cual les ha aportado más herramientas para solucionar los partidos. En el caso de Andy hace dos años no compite en esas ligas, pero Moisés viene de Alemania y eso marca una diferencia», precisó el entrenador Daniel Guzmán.

«En este torneo no hay nada fácil, y desde ayer en la noche conversamos sobre los principales rivales. Contra Venezuela, en semifinales, salimos con mucha concentración, intentando ser consistentes», precisó Moisés Campos luego de vencer en tres parciales a los aztecas, con tanteadores de 11-6, 11-8 y 11-7.

«A México tratamos de pararlos un poco, porque le habían ganado a Puerto Rico y estaban muy arriba. La estrategia fue buscar siempre el ataque y limitar su ofensiva, que es su principal arma. Así nos acomodamos en el juego y sacamos ventaja», añadió Moisés, quien ha llegado a este evento como segunda raqueta de Cuba, pero con el nivel de la primera.

Foto: Ricardo López Hevia

Así lo ha asegurado el propio Andy Pereira, su compañero, quien también tuvo un peso determinante en la victoria de esta lid de dobles, la cual sirve para reafirmar su candidatura al título individual.

«Son modalidades diferentes, pero al ganar acá ya cumplimos con el pronóstico de dos medallas de oro que traía el tenis de mesa, y podremos competir ahora con más tranquilidad. Que sea el actual campeón centroamericano no tiene nada que ver, hay que salir a luchar, todos nos han estudiado, saben que llegamos fuerte», señaló Andy, quien perfectamente pudiera encontrarse en la final de singles con su coequipero Moisés.

Al respecto, Campos señaló que sería maravilloso llegar a discutir el título contra Pereira, pero destacó que los rivales son duros y se debe ser muy cuidadoso.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

maguero dijo:

1

30 de julio de 2018

10:48:33


muy feliz con estos jovenes que lo dieron todo en un deporte que no es muy popular en Cuba.