ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

Luego de casi 7 años de lucha armada contra las tropas invasoras yanquis y las leales al gobierno nicaragüense sostenidapor elguerrillero Ejército Defensor de la Soberanía Nacional (EDSN), que lideraba Augusto César Sandino, el 2 de febrero de 1933 se firmaba en Nicaragua el Convenio de Paz, que ponía fin al conflicto bélico.

Vale recordar que los marines yanquis invadieron nuevamente ese país en 1926 con todo su poderío bélico: armas, aviones y hombres bien entrenados, pero no pudieron doblegar a los guerrilleros harapientos y descalzos comandados por Sandinoy supequeño «ejército loco».

Como no lograron vencerlo con las armas, el gobierno de Estados Unidos inició un gradual proceso de retiro de sus tropas, el cual culminóel 1ro de enero de 1933.

Pero, antes, habían organizado las elecciones de 1932, por medio de las que dejaron en el poder a un fiel servidor: Juan Bautista Sacasa, y quedó creada la fatídica Guardia Nacional (GB), con Anastasio Somoza al frente de ella.

El Convenio de Paz, firmado por Sandino y el presidente liberal Juan Bautista Sacasa, ponía término a la lucha armada, entre otras cuestiones. Sin embargo, el presidente incumplió el acuerdo ocasionando un enfrentamiento político con Sandino, que terminó al año siguiente con su asesinato junto a dos de sus generales, ordenado por Somoza.

Se dice que, en el lado derecho del Salón Histórico del Pentágono, en Washington, hay muchas placas que recuerdan las victorias militares de los Estados Unidos. Y, a la izquierda,se encuentran dos placasque simbolizan sus derrotas en el Siglo XX. En una de ellas se lee: Nicaragua-1933, y en la otra: Vietnam-1967.

La placa que dice Nicaragua-1933 es por la derrota que los marines sufrieron ante el Ejército Defensor de la Soberanía Nacional liderado por Sandino y por la cual, entre otros motivos, tuvieron que abandonar el país a inicios de enero de 1933.

A mediados de 1928 el intelectual francés Henry Barbusse le escribió una carta a Sandino donde le llamaba General de hombres libres.
A principios de aquella memorable guerra de liberación, declaró enfáticamente: Yo quiero Patria libre o morir.
El general Sandino recibe, en San Rafael del Norte, la visita de su padre Don Gregorio Sandino, a quien acompaña el periodista César Aguilera. Junto a Sandino están dos de sus lugartenientes. Foto: Granma
Un grupo de los guerrilleros del «ejército loco» de Sandino, como lo llamó la poetisa chilena Gabriela Mistral. Foto: Granma
Un oficial pasó revista a la tropa guerrillera que mantuvo en jaque a los invasores marines yanquis. Foto: Granma
La guerrilla de Sandino está integrada por campesinos que se conocen palmo a palmo la selva nicaragüense. Atacan, causan bajas y desaparecen.
Sandino con un grupo de integrantes del Ejercito Defensor de la Soberanía Nacional de Nicaragua, como puede leerse en la foto.
Sandino acompañado de Sofonías Salvatierra (a su derecha) y de don Gregorio Sandino, su padre, durante las conversaciones en torno a la paz en la Quinta Guadalupe, Cuartel General de Sandino.
«Nosotros iremos hacia el sol de la libertad o hacia la muerte; y si morimos, nuestra causa seguirá viviendo. Otros nos seguirán», y así fue.
Sandino junto al presidente Sacasa y los delegados que firmaron el Convenio de Paz, en la casa presidencial de Managua.
El general Sandino con el presidente Juan B. Sacasa, quien incumpliría el Convenio de Paz y propiciaría su asesinato al año siguiente.
El presidente Sacasa acompañado de oficiales de la Guardia Nacional. A su derecha el mayor general Anastasio Somoza, quien ordenó el asesinato de Sandino. 
COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

C.Vanegas dijo:

6

3 de febrero de 2018

15:45:41


Leí el libro escrito por Charleston Bell,y entrevistas y cronica.Me impresionó la lucha titánica de Sandino,su pensamiento,fluidez de sus opiniones,su patrimonio no tiene comparación, me dió una tristeza la forma en que lo asesinaron,es un ejemplo de honestidad,de humildad y de patriotismo,de inteligencia soberbia,un ejemplo de dignidad incomparable