ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Villa Clara cuenta con una base de jóvenes y talentosos jugadores. Foto: Ismael Batista

Después de protagonizar el año pasado una campaña decepcionante, las autoridades del fútbol en Villa Clara se dieron a la tarea de rescatar, para el presente 104 Campeonato Nacional, el prestigio de la selección más ganadora en la historia de este deporte en Cuba.

La versión 103 de los clásicos nacionales de esta diciplina significó para los villaclareños un torneo digno del olvido, al quedar eliminados tempranamente de la liguilla final (seis equipos), a pesar de contar con un grupo de buenos futbolistas.

Para retornar a Villa Clara hacia la senda triunfal se convocó a una nueva dirección técnica. Rudy Lay Arencibia, exjugador de los conjuntos villaclareños a principios de este siglo, tomó el mando de un elenco que archiva en sus vitrinas 14 coronas nacionales y que se ha destacado a lo largo de los años por un excelente accionar colectivo.

Arencibia, conocedor del potencial futbolístico existente en esa provincia, se propuso que sus pupilos desarrollaran un juego alegre, en un plantel donde la disciplina tiene que prevalecer, tanto dentro como fuera de la cancha.

«Yo estaba trabajando en la primera categoría con el equipo del municipio de Santo Domingo, cuando me plantearon dirigir a Villa Clara para este torneo. La verdad, no era algo que me esperaba. Sin embargo, los propios muchachos me apoyaron para que aceptara. Ellos querían que estuviera aquí», sentenció el nuevo entrenador.

Lay Arencibia relató a este diario que el inicio en la preparación de sus discípulos no fue tarea fácil. No obstante, la entrega al trabajo por parte del cuerpo de entrenadores ha rendido sus frutos y hoy Villa Clara está clasificado hacia la segunda etapa del torneo.

«Iniciamos con tres muchachos, porque el grueso de los hombres disputaba el Campeonato Nacional Sub-23, mientras las principales figuras estaban concentradas con la selección nacional para competir en la Liga de Naciones de la Concacaf. Pasaron varias semanas hasta que pude tener a todo el plantel reunido», sostuvo.

«Se trata de un equipo bien joven, 13 de sus 26 integrantes son de la categoría Sub-23, pero este grupo ha mostrado calidad en el torneo. Estamos incluidos en la segunda fase porque hemos hecho las cosas con calma desde que se inició la preparación. Agregamos a jugadores experimentados que llevaban varios años fuera, como el capitán Yenier Márquez y José Villegas. También sumamos a varios que estuvieron presentes en el título número 14, alcanzado en el año 2016», agregó Lay Arencibia.

El entrenador villaclareño explicó que todos sus futbolistas comprenden el papel que desempeñan en su selección, más allá de que no dispongan de los minutos necesarios que desean tener en la cancha. La disciplina, según el entrenador Lay Arencibia, ha llevado a que los exponentes del «Expreso del Centro» funcionen como un colectivo. Igualmente, el cuerpo de entrenadores supo encontrar la forma para mantener a todos motivados.

«Hemos crecido gracias al empeño que se pone en cada jornada de entrenamiento. Los jugadores salen alegres a la cancha, no se achican ante los rivales, eso también es importante para ser exitosos. Villa Clara siempre ha sido muy competitivo y esa dinámica ganadora la recuperamos desde las primeras fechas del Campeonato Nacional. Somos una selección que tiene historia y se le da en la mayoría de las oportunidades como favorita para ganar el evento, pero ese “championismo” no nos puede afectar, si creemos que somos los mejores no llegamos a nada. En el césped es donde hay que sacar el resultado. Con un trabajo intenso casi siempre se obtienen resultados positivos», remarcó Lay Arencibia.

Acerca de la posibilidad de ganar el campeonato, el timonel anaranjado prefiere enfocar el desempeño de sus pupilos en otra dirección, ya que la idea consiste en realizar un trabajo a largo plazo, manteniendo una

columna vertebral de futbolistas y con respuesta en el banco de suplentes, que tengan la mentalidad de entrar a la cancha y cumplir a cabalidad las disposiciones estratégicas indicadas por el colectivo técnico.

Rudy Lay Arencibia. Foto: Ismael Batista

NO ES GANAR EL CAMPEONATO

«No nos hemos propuesto ganar el campeonato, ahora esa no es la meta para este grupo de hombres. Los objetivos son por etapas: primero, llegar a la segunda ronda; luego quedar entre los cuatro finalistas y, como tercero, meternos en la gran final. El primer paso ya está logrado y empezamos a dibujar la estrategia para acertar en el siguiente propósito».

El conjunto de Villa Clara ha transitado por la primera etapa sin varias de sus principales piezas. A diferencia de otros equipos que no han podido encontrar los reemplazos adecuados para afrontar el Campeonato Nacional, los villaclareños manejan de forma acertada la inclusión de jóvenes en cada once titular.

«No nos hemos reinventado para jugar sin Aricheel Hernández, Roberney Caballero, Dariel Morejón y Yosel Piedra. Lo que se hizo es trabajar con los elementos que teníamos de la misma manera, como si tuviéramos a ese cuarteto. Una vez que se reincorporen a la escuadra los sumaremos a la dinámica de trabajo, pero inicialmente tomarán el descanso que les hace falta, con vistas a tenerlos en plenitud de forma en la fase final de la segunda etapa».

Lay Arencibia comunicó en este sentido que se le informó al resto del plantel que serían ellos mismos quienes asumirían los éxitos o fracasos de Villa Clara, sin la presencia de los jugadores internacionales. «Les pedimos que asumieran con profesionalidad su rol, sin presión ni comparaciones, que hicieran su fútbol alegre y el rendimiento será elevado para ellos», indicó.

Sobre el cambio de estructura en el Campeonato Nacional, el técnico del «Expreso del Centro» manifestó su agrado por el sistema de competencia, el cual se divide en dos zonas geográficas, con partidos de ida y vuelta. De la misma forma, Rudy Lay Arencibia está de acuerdo con la selección de refuerzos de los equipos que son eliminados en la primera etapa, ya que, en su opinión, eso blinda a los planteles y les da más opciones de juego a cada cuerpo técnico.

Con relación a los problemas para efectuar cada partido, el técnico de Villa Clara criticó que en varios estadios del país no existen las condiciones para que los deportistas dispongan del confort necesario antes, durante y después de cada encuentro.

«Este es un torneo que tiene que mejorar varias cosas. Solamente podemos llevar cinco  suplentes a cada compromiso, eso es muy duro, apenas tienes opciones para manejarlos en cada desafío. Es necesario disponer de 18 futbolistas en cada duelo. Los horarios también son un factor para analizar, jugar a las 3:00 p.m. no es la mejor idea. Hay estadios del país donde solo hay un camerino para cambiarse y bañarse, estas son cosas que afectan el rendimiento de cualquier jugador», sentenció.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

shodaime2 dijo:

1

15 de marzo de 2019

12:14:21


Que bueno que puedan volver a contar con Villegas y el Márquez el mejor defensa de Cuba. Ahora perdieron a Piedra que está en Guatemala, pero aun tienen a Lumpui el portero del Cuba en fin favorito despues de santiago