ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

El tiempo se va volando y ya pasamos del primer tercio de la 58 Serie Nacional de béisbol  con algunas que otras sorpresas –alegrías y decepciones como ocurre siempre–, y muchos marcadores abultados, abundante ofensiva y lagunas en casi todos los cuerpos de lanzadores.

Si vamos a poner un buen ejemplo, las palmas son para Guantánamo. Los Indios del Guaso tuvieron un pobre desempeño la pasada temporada, con un pitcheo que promedió casi cinco carreras limpias por juego de nueve entradas (4,93), average de bateo rival cercano a los 300 (297) y más bases por bolas (226) que ponches propinados (142).

Ahora, como si fueran tocados por una varita mágica, los guantanameros están entre los primeros en promedio de limpias, 3,21 y, sin contar los partidos de este martes, el total de ponches y de bases por bolas era idéntico, 77.

Lamentablemente, ese no es el panorama de la Serie en sentido general. Solo cuatro conjuntos promedian por debajo de las cuatro carreras limpias, otros ocho van desde 4,01 hasta 4,95, dos más están en el rango de 5-5,75 y una pareja promedia por encima de las seis limpias, con los Huracanes de Mayabeque rozando las siete anotaciones inmaculadas.

Otra estadística muy reveladora, de reciente creación, el WHIP (bases por bolas y jits entre las entradas lanzadas) pone de manifiesto el descontrol. Un buen average de WHIP se considera hasta 1,20, pero el actual de la justa es de 1,53, pues las transferencias suman 1 120 por 1 384 estrucados y un trío de equipos presenta promedios superiores a 1,70.

Lo anterior está referido a las estadísticas generales. Si particularizamos y observamos detenidamente los guarismos de los relevistas, la situación es peor: 4,88 de PCL; 1,64 de WHIP y un average rival de 292.

Aún la Serie 58 es joven, falta camino por recorrer, y el trabajo diario de preparación pudiera mejorar el nivel exhibido hasta ahora. Esperemos.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

chuchu palma dijo:

1

5 de septiembre de 2018

07:57:30


Estos comentarios tan generales no ayudan a los lectores a ver cómo anda su equipo de preferencia

Robrto dijo:

2

5 de septiembre de 2018

15:29:22


Ojala y se mantengan así.este equipo siempre a sido batallador.parece que este año la dirección se está preocupando.muchos años anteriores con buenos pitcher no se había conseguido estar entre los primeros en pitcheo.me alegro por mi equipo LOS INDIOS GERREROS DEL GUASO.

eloy gerardo sánchez nodar dijo:

3

6 de septiembre de 2018

09:49:11


el picheo es un tema pendiente en nuestras series nacionales, donde los responsables son los directivos del INDER, atraves de los años vemos que nuestros lansadores abridores el 70 porciento no pasan del quinto ining y los relevistas mucho peor. deberian ver la posibilidad de que los entrenadores de picheo pasaran un curso con un especialista de japon para que los actualice y les explique cual es el entrenamiento ideal para lograr control tanto en abridores como relevistas. demás esta decir que los asiaticos llevan sus lansadores a un entrenamiento rigoroso y esto es la razon de sus triunfos.

Ale132 dijo:

4

7 de septiembre de 2018

13:32:35


Es urgente comenzar a hacer cambios drásticos en los métodos de entrenamiento, ponerle más seriedad a la situaciones que se siguen dando en todos los equipos de la Serie Nacional. Es verdad que muchos de los mejroes pitchers del país están cumpliendo contratos, otros se van, pero aquí hay mucha tela por donde cortar aún. Muchachos como David Mena, Eddy Abel García, Roy Hernández, Yasiel Morales, Pedro Álvarez, Frank Luis Medina, Yunier Gamboa, Yariel Rodríguez, Yosimar Cousin, entre otros que se me quedan, tienen suficiente calidad para triunfar a este nivel, pero muchas veces no se les brindan las herramientas necesarias y suficientes para su desarrollo adecuado. Mayor exigencia, mayor voluntad de hacer, esas son las claves. Y aparejado a esto una mejor atención a lso atletas, que es importante también para mantenerlos motivados.