ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Doctora en Ciencias Arely Pérez Cué. Foto: Anabel Díaz Mena Foto: Anabel Díaz

Apnea quiere decir sin respirar y como este trastorno se produce durante el sueño recibe el nombre de apnea del sueño, dice la Doctora en Ciencias Arely Pérez Cué, y precisa seguidamente: Es el periodo de tiempo en el que ocurre una interrupción del flujo de aire que puede ser de 10 segundos o más, provocando el despertar del paciente en varias ocasiones durante el reposo. Se conoce también con el nombre de síndrome de Pickwick.

La doctora Pérez Cué es Especialista de Se­gundo Grado en Otorrinolaringología, Pro­­fesora Consultante del Servicio de esa especialidad, que comprende garganta, na­riz y oídos, y Cirugía de Cabeza y Cuello en el Hospital Clínico-Quirúrgico Hermanos Amei­­jeiras, en La Habana.

—¿En una noche cuál puede ser la frecuencia promedio de esos “sucesos apneicos”?

—Las personas con este padecimiento pueden presentar desde siete eventos en una hora hasta 300 episodios obstructivos con el riesgo de dar lugar a una muerte súbita.

—Una precisión: ¿roncar, ese ruido tos­co o bronco que hacen algunas personas mientras duermen, es consustancial a la apnea?

—El ronquido no solo es un ruido molesto, se trata de una obstrucción no severa de la vía respiratoria superior, sobre todo a nivel de las fosas nasales y la faringe. En ocasiones está asociada a una discreta disminución de oxígeno, y se considera el preludio de la apnea obstructiva.

—¿Conoce la ciencia las causas que originan este trastorno?

—Tiene diferentes tipos de causas que pueden ser de origen central (cerebro), periférico (vía respiratoria superior) o mixtas, en las que están incluidas las dos anteriores. La de origen central aparece cuando el centro respiratorio del cerebro no emite la orden de respirar con la frecuencia necesaria; la periférica u obstructiva cuando en la vía aérea superior (dígase faringe) se produce un co­lapso en diferentes niveles anatómicos que impiden el paso del aire; y la obstrucción mixta, la forma más frecuente, es cuando intervienen todas las causas descritas.

—¿Se vincula en general con alguna otra dolencia?

—Entre las enfermedades más frecuentes que pueden desencadenar este síndrome se encuentra la obesidad, la diabetes, deformidades faciales, tumores localizados en la parte anatómica de la faringe, hipotiroidismo, acromegalia. Y en el caso de los niños y de los adolescentes es frecuente cuando padecen de adenoamigdalitis.

—¿Esta apnea obstructiva suele presentarse de forma similar en uno y otro sexos y a cualquier edad?

—Es más frecuente en el sexo masculino en edades de 30 años en adelante y en el femenino se asocia a la década de la menopausia.

—¿Qué manifestaciones principales pueden hacer notar la  existencia de esta afección?

—Las manifestaciones pueden llegar a ser severas  y comienzan con síntomas que provocan cambios en la vida diaria, como somnolencia diurna, déficit de memoria y de rendimiento intelectual, cefalea (dolor de cabeza matutino), impotencia sexual, ansiedad, depresión, agresividad, cambio de ca­rácter e incluso pueden llegar a las alucinaciones.

—¿Recuerdan las personas que la padecen los episodios experimentados durante la noche?

—Sí, los pacientes que sufren en varias ocasiones la sensación de asfixia durante la noche se despiertan en estado de agobio y recuerdan los episodios de asfixias.

—¿Puede convertirse en un problema crónico de salud? ¿Qué consecuencias puede acarrear?

—Es un problema agudo en el momento que está ocurriendo, y crónico porque, como te dije anteriormente, está asociado a varias enfermedades que a su vez son crónicas.

—Luego de la sospecha clínica, ¿qué procederes se emplean para el diagnóstico positivo de esta enfermedad?

—Después del diagnóstico clínico en el que se indican diversas pruebas e intervienen varias especialidades (grupo multidisciplinario), el diagnóstico de certeza se obtiene en el laboratorio del sueño con el estudio llamado polisognografía que se le realiza al paciente durante una etapa de sueño normal.

—¿Existen tratamientos para la cura, o al menos para su control? ¿Con qué resultados?

—El tratamiento está relacionado con  las  causas que lo producen, puede ser clínico o quirúrgico y con equipos o  aditamentos que mejoran  la respiración como es el equipo co­nocido como Cpac, que posibilita la respiración por medio de presión de aire. También son importantes las medidas higiénicas; le­vantar la cabecera de la cama, dormir de lado, no ingerir alimentos después de las seis de la tarde, hacer los ejercicios indicados, no trabajar en alturas y en ocasiones es necesario suprimir la conducción de vehículos motores por posibles accidentes de tránsito.

—¿Le quedaría algo esencial por señalar?

—Es importante que las personas que reconozcan estos síntomas concurran al área de salud para recibir las orientaciones adecuadas.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

beatriz sanchez yanes dijo:

1

8 de septiembre de 2014

10:06:52


buenos dias doctora considero muy importante su escrito acerca de la apnea del sueño pues sopy una paciente operada de un carcinoma papailar de tiroides y por ende padesco un hipotiroidismo estos episodio son muy frecuentes en mi y se muestran a traves de agresividad depresion cambios de caracter impotensia sexual cefalea matutina cansancio y nunca pude imajinar que fuera una consecuencia del hipotiroidismo lo peor es que mi niño padece severos trastornos del sueño tambien le pregunto esto tambien puede ser hereditario que me recomienda ademas de lo escrito anteriormente muchas gracias espero su respuesta

jorge luis diaz montoya dijo:

2

8 de septiembre de 2014

11:07:45


yo tengo 41 años, hace 4 años debute con diabetes, aumente mucho de peso y varias veses cuando ingeria luiquidos, refresco cerca de ir a dormir me despertava un vomito, tipo regurgitación de gases mucho incomodo q me obligava sentarme en la cama y buscar aire, con dolor precordial, me asuste mucho, tambien padesco una roncadera molesta.

Rosa Maria López Puig dijo:

3

11 de septiembre de 2014

11:45:06


Buenos días doctora, pienso que es muy interesante su escrito sobre la apnea, tengo 47 años y de hipotiroidismo siempre pensé que era lo que me provocaba sentir mucho sueño diurno,cansancio, depresión, entre otras cosas ronco cuando duermo boca arriba, en ocasiones me desvelo, aumento con facilidad de peso sin embargo trato de mantener una alimentación balanceada, ademas de dormir boca abajo o de costado.Le pregunto si pueden aparecer otros síntomas a parte de los que usted explica y que otra especialidad puede descartar esta enfermedad Le pregunto doctora

Fabián Diego Smith Barrios dijo:

4

14 de septiembre de 2014

21:06:06


creo padecer de esta afección ya hece algún tiempo, sobre todo despues de los 30 como lo describe la doctora, gracias por referirse a ello , quisiera saber si luego de un episodio de estos, es normal que el corazo´n aumente sus latidos con gran intensidad, por favor me gustaría saber mas de ello. Gracias

Antonio Gómez Sotolongo dijo:

5

14 de septiembre de 2014

21:41:15


En la red hay decenas de páginas en las que se explica perfectamente este trastorno y sobre todo, se puede uno comprar el CPAP, un aparato que alivia el trastorno y que por error aparece en el artículo como Cpac. El uso de este aparato es lo único que alivia con eficacia la apnea del sueño, que no se cura. El paciente que no pueda tener el CPAP debe utilizar todos los demás paliativos mencionados para evitar males mayores.