ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Radio Rebelde

El Coloquio Internacional de Gerontología comienza este lunes en La Habana con la asistencia de representantes de 15 países y regiones para debatir sobre los derechos de los adultos mayores en el mundo, destaca Prensa Latina.

Auspiciada por la Federación Internacional de las Asociaciones de Personas Mayores (Fiapa) y el Centro de Investigaciones sobre el Envejecimiento, Longevidad y Salud del Adulto Mayor de Cuba (Cited), la cita reunirá a delegados de Francia, Italia, España, China y Canadá.

También, estarán representantes de Islas Mauricio, Reino Unido, San Martín, Martinica, Camerún, Nicaragua, Panamá, Colombia, Ecuador y la nación anfitriona.

El cónclave, previsto hasta el día 6 en el capitalino Centro de Convenciones de Cojímar, al este de La Habana, analizará temas como los maltratos, aislamiento, pobreza, acceso a los derechos, la formación de los adultos mayores y los cuidadores.

Para esta primera jornada está reservado el análisis en la modalidad de mesa redonda de la situación de las personas mayores en Cuba y en el mundo, además de la lucha contra su aislamiento y soledad.

También, sesionarán cuatro talleres sobre las urgencias gerontológicas, los cuidadores, los maltratos financieros y las influencias, así como la afectividad y sexualidad.

Como opción colateral, los delegados podrán realizar visitas dirigidas en esta capital al proyecto social para los adultos de más de 60 años en el Convento de Belén y al Cited.

A propósito del envejecimiento, el presidente del comité organizador del coloquio, Humberto Arencibia, dijo a Prensa Latina que Cuba está inmersa en un proceso de geriatrización, consistente en la capacitación del personal que atiende al anciano de una u otra forma.

Ese hecho responde a la realidad del país, que tiene un 19,8 por ciento de su población envejecida, y en 2025 será de un 25, argumentó el también presidente de la Sociedad Cubana de Geriatría y Gerontología.

La Fiapa es una organización no gubernamental creada en julio de 1981 con el objetivo de reagrupar las asociaciones de personas mayores del mundo.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Ileana dijo:

1

3 de abril de 2017

14:55:35


La persona puede llegar a la tercera y cuarta edad, ser adulto mayor, anciano, viejo, o como queramos llamarlo, y puede ser testigo de su deterioro físico, a la vez que mantener incólume su crecimiento psíquico. La mejor doctrina sobre la personalidad y su desarrollo nos enseña desde hace muchos años que esta se halla siempre en proyecto y que nunca termina de crecer. Esto significa, entre otras cosas, desarrollar la autoestima y aprender a manejar las propias emociones (destreza emocional), pues ello contribuye a una mejor calidad de vida. El éxito de la vejez consiste en vivir esta última etapa de la vida como un período de crecimiento. El modelo cultural que impera entre nosotros es un modelo simplista que imagina el desarrollo de la vida en términos de comienzo, plenitud y decadencia. Según este esquema el hombre está condenado fatalmente a ser testigo de su propia decadencia, y necesariamente su autoestima será cada vez más frágil y vulnerable. Subyace aquí una ideología físico - biologista que reduce el ser humano a pura conexión de células que obviamente se van envejeciendo y deteriorando. Es una ideología del “vejestorio” que es necesario superar. La razón y la afectividad no decaen al ritmo de la decadencia biológica,y al contrario, crecen y se fortalecen en el anciano saludable hasta el último día de vida. La OMS define el “viejo sano” como aquel individuo cuyo estado de salud se considera no en términos de déficit, sino de mantenimiento de capacidades funcionales. Por otro lado es importante recordar que el mismo envejecimiento de las células cerebrales se produce más lentamente que el de otras células del organismo si se las mantiene activas, por lo cual se recomienda aprender siempre algo nuevo, en una especie de gimnasia intelectual. La población de edad avanzada debe enfocarse en términos del manejo de sus emociones, para extractar de ella toda la sabiduría que ha acumulado. Es necesario un avance en cuanto al tratamiento social de este sector.

Dr. José Luis Aparicio Suárez dijo:

2

3 de abril de 2017

15:03:17


Deviene estategia esencial investigar la tendencia al envejecimiento y colocar a relieve social este importantísimo tema, precisamente para concienciar sobre la realidad y los desafíos que plantea el envejecimiento. Debemos enfrentar unidos las actitudes negativas y la discriminación por razones de edad. No podemos desconocer que nuestra población continúa envejeciendo, y que la relación de dependencia se va trasladando hacia los adultos mayores, con necesidades que llaman a repensar las acciones, tanto de salud como de la sociedad en su conjunto. Cambiará, sin dudas, el mapa de dolencias, y crecerán las enfermedades crónico-degenerativas, seniles y mentales, así como la invalidez. Será necesario aprender a vivir muchos años con ellas y, por supuesto, a ofrecer con mayor calidad y contextualización a la edad los servicios de salud. No es un secreto que se desacelera el crecimiento demográfico y se amplía la expectativa de vida. Por tanto, vale asumir una función más activa y no estar a la zaga del pensamiento científico. Confiamos en las estrategias que se están conciliando para asumir este desafío. Nuestros padres, abuelos y todas las personas merecen respeto, atención y reconocimiento.

Jorge Estemac dijo:

3

3 de abril de 2017

20:55:37


Me parece muy acertado esta coloquio pues como el mismo articulo señala que la población del adulto mayor se esta incrementado en todo el mundo, y se debe promover una estrategia para beneficio de los adultos mayores y la sociedad en general en todo el mundo. Ya han analizado las causas de la longevidad entre ellos el control de las enfermedades que diezmaban a la población, menos guerras grandes, mejores distribucion de alimentos y servicios a los adultos mayores, pero aun así falta mucho por mejorar en el trato de las personas mayores para que sea sostenible la atencion a las necesidades básicas de los adultos mayores. Hay que reconocer los aportes reales y potenciales de muchos adultos mayores que tienen la capacidad y la experiencia para continuar aportando a la sociedad, si son permitidos y reconocidos sus aportes. En cuanto a la salud física, mental y espiritual debe ser el enfoque de todos los programas dirigidos a a servir a los adultos mayores. Se podrian desarrollar colonias mixtas, de adultos mayores y jovenes adultos donde los dos grupos podrían suplementarse y complementarse simbioticamente. Esto es una formula que me parece practica e implementable.