ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

«En silencio ha tenido que ser y como indirectamente, porque hay cosas que para lograrlas han de andar ocultas, y de proclamarse en lo que son levantarían dificultades demasiado recias para alcanzar sobre ellas el fin…», escribió nuestro José Martí al entrañable amigo mexicano Manuel Mercado, para contarle, en carta inacabada desde la manigua mambisa, sus afanes de independencia bajo la vislumbrada amenaza del poderoso enemigo del norte, casi en las vísperas de entregar la vida por tan trascendental causa el 19 de mayo de 1895.

Ocho décadas después, aquella histórica precaución de Martí inspiró y dio título a uno de los seriales de continuidad de la televisión nacional que más arraigó en el imaginario popular, con el desaparecido actor Sergio Corrieri protagonizando un valiente patriota revolucionario que penetraba en «las entrañas del monstruo», al decir martiano, para velar por la seguridad de la Patria frente a las acechanzas imperiales. En este personaje vimos encarnado simbólicamente y en categoría de tradición a cuantos compatriotas anónimamente acometieron misiones semejantes, con elevados sacrificios, incluidos nuestros Cinco héroes, que vuelven hoy a sacudir las fibras de esta memoria histórica.

Por tanto glorioso legado y la conciencia colectiva de pertenencia a un país incómodo y sitiado por empeñado en alcanzar un mejor futuro en justicia, aprendimos a defendernos recurriendo también bastante al arma de la discreción, si el país hasta llegó a estar en la mira de un ataque nuclear durante la Crisis de Octubre en 1962.

Asimismo, se impuso el inobjetable (en cualquier lugar del planeta, sin excepción), inviolable secreto estatal, a lo que contribuyó que cada vez que Cuba emprendía con interlocutores foráneos negociaciones diplomáticas, económicas y comerciales para salir a flote y prosperar, estas eran siempre perseguidas y hostigadas por las maquinarias vigilantes del criminal bloqueo impuesto por Estados Unidos. Debido a ellos los periodistas incontables veces refrenamos nuestra inherente función informativa, aplicando una consciente autorregulación en el entendido de que sería en aras de la causa superior de la sobrevivencia.

Todo habría sido muy coherente, de no ser por el siempre latente riesgo de transitar en un santiamén de lo «sublime a lo ridículo», al convertir un principio de responsabilidad en una oportunista conveniencia para que en aparatos institucionales y burocráticos impusieran a su gestión el sello del secretismo censurador y que un día durante un encuentro con periodistas el líder de la Revolución Fidel Castro, calificó como «el síndrome del misterio».

Recuerdo en otro diálogo cómo describió con mordaz humor a un satélite espía capaz hasta de seguir a un vecino que cada noche sacaba a pasear su perrito, un anticipo visionario del continuo e impetuoso desarrollo de los medios de comunicación y el extendido acceso a la información como nunca antes, capaz de paso de poner al secretismo en crisis.

El entronizado estilo de la opacidad del secretismo solo sirve a todas luces de espeso blindaje potencial a la ilegalidad y la incompetencia, ya que implica faltar, por servidores públicos, a la obligación de rendir cuentas claras a colectivos laborales y a los públicos específicos y generales hacia donde se dirigen producciones y servicios en juego, y así colocar lo que merece juicio sereno y acaso inevitable condena, lejos del alcance de la indispensable crítica social y del necesitado control popular.

Toca entonces pulsar en todas partes el respeto al derecho a una información transparente, en cuanto atañe al conjunto de las necesidades e intereses legítimos de la población en los escenarios comunitarios, laborales, estudiantiles, entre otros.

Pero para ello se requiere romper con el conformismo pasivo de recibir información sin preguntar, y por el contrario indagar, exigir aclarar lo incomprensible, lo que parezca ambiguo, ya sea, por solo citar pocos ejemplos, los certeros datos económicos o promociones a cargos de dirección u otras decisiones administrativas, que suelen desatar calladas inconformidades que enconan  el necesario buen clima laboral por la sospecha, infundada o no, de amiguismos, «sociolismo», arbitrariedad u otras prácticas viciosas. Y en este sentido las organizaciones sociales y de masas tienen un papel fundamental que desempeñar. Lo mismo las bases de la UPEC como las de los sindicatos, más vigilantes y proactivos ante lo que parezca remiso u opaco.

La transparencia informativa constituye uno de los más sólidos bastiones de la confianza en la democracia socialista y su potente capacidad de convocatoria popular.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

rondon dijo:

1

24 de agosto de 2017

22:57:19


hay medios periodisticos no estatales que se han hecho muy populares en cuba,no dan criterios personales ni tienen censores:informan de lo que pasa en cuba,es por eso que o los medios cubanos estatales cambian su forma de hacer periodismo,o seguiran perdiendo ante esta avalancha de medios alternativos que hay.

Jolubaro dijo:

2

25 de agosto de 2017

07:42:35


Genial artículo. Ahora, cómo alcanzar esa Transparencia Informativa. Ahí está el asunto. Ustedes son más que el Poder Popular, son nuestras voces, nuestros representantes. Lo primero que debe hacerse es una Ley del Periodismo para que tengan una base legal con la cual protegerse y exigir.

Orestes Oviedo dijo:

3

25 de agosto de 2017

16:54:14


En el libro DESINFORMACION Como los medios ocultan el mundo Pascual Serrano Editorial José Martí 2011 La mayor parte de LAS NOTICIAS que nos llega se elaboran RESUMIENDO, SIN CRÍTICA y sin que se le CONTRASTE, son algo que UNA FUENTE INTERESADA HA CONTADO A LOS PERIODISTAS. Es decir, el periodista – generalmente muy mal pagado, no especializado y con gran presión de tiempo, un contrato precario y TEMEROSO DE PERDER SU PUESTO de trabajo – va a un lugar al que le han citado alguien que tiene interés en hacer algo, toma una NOTA DE LO QUE LE CUENTAN, con frecuencia no puede preguntar, RESUME LO MAS LLAMATIVO y fácil de entender y con eso ELABORA LA NOTICIA. Si es MENTIRA no lo sabrá, ni tendrá TIEMPO DE COMPROBARLO antes de que se divulgue. Pag 13 Es HABITUAL COMPROBAR que los medios dedican mas tiempos a la VISITA DE PRESIDENTE al lugar de una CATASTROFE que informar de la CATASTROFE .Los ALTOS CARGOS POLÍTICOS saben que sus promesas y anuncios en cumbre y encuentros internacionales van a tener todo el ECO EN LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN y que esos mismos medios NO SE PREOCUPARÁN dentro de seis meses o un año en INDAGAR cual es el GRADO DE CUMPLIMIENTO. De modo que no NOS ESTARÁN INFORMANDO de lo que sucede en el mundo ---- cumpliendo las promesas ---- sino de las DECLARACIONES DE INTENCIONES DE LOS LIDERES, que no son ACONTECIMIENTOS, sino solo PALABRAS. PAG 40 LOS MEDIOS siempre podrán decir que ellos NO MIENTEN, es verdad que el gobierno en cuestión ha anunciado, informado o planeado eso, LA INFAMIA PERIODISTICA esta en REPRODUCIR CONSTANTEMENTE LAS PROMESAS y NO INFORME nunca de LOS INCUMPLIMIENTOS, entre otras razones porque LOS MEDIOS NI INVESTIGAN LA VERACIDAD DE LOS ANUNCIOS, NI HACEN SEGUIMIENTOS A LOS ANUNCIOS pàg 260 En el libro REVOLUCIÓN, SOCIALISMO, PERIODISMO La prensa y los periodistas cubanos ante el siglo XXI Julio García Luis . El HEREJE, herejía es decir la VERDAD DESNUDA Y DESCARNADA expreso: ¿ POR QUÉ TEMER a los cambios que hoy resultan aconsejables, dentro de ese modelo socialista y no fuera de él , se identifiquen fatalmente con la renuncia a principios ideológicos o políticos vitales ¿Cuáles son LAS FUERZAS que han impedido e impiden el cambio? ¿ Es cierto, como algunos afirman, que LOS CULPABLES son los propios PERIODISTA Y LOS DIRECTIVOS DE PRENSA, por acomodo y falta de calificación? Nuestros temores, por el contrario, tal vez, debieran dirigirse a que cierta dosis de INERCIA Y DOGMATISMO nos impida ACTUAR DE MODO NATURAL, CREATIVO Y OPORTUNO para hacer lo que NUESTRA SOCIEDAD y, en especial, sus generaciones más jóvenes, RECLAMAN Y ESPERAN. Pag 19 La actividad DEL PERIODISTA no se reduce a un campo profesional mas o menos cerrado como pudieran ser los de los médicos o arquitectos, pues ella encarna un DERECHO HUMANO BASICO de cada persona: EL DERECHO a ESTAR INFORMADO Y ORIENTADA en forma VERAZ, EFICAZ Y OPORTUNA, a RECIBIR y EMITIR INFORMACIÓN Y A PARTICIPAR, sobre esa base, en los ASUNTOS PÚBLICOS. Pag 84 NO BASTA CON ESPERAR A QUE LLEGUE UNA NOTICIA, HAY QUE BUSCAR LAS NOTICIAS, hay que investigar, hay que SABER LO QUE ANDA MAL, lo que se aparta de los principios, de las normas, de la política trazada; hay que ver dondequiera que SE PRODUCE UN HECHO NEGATIVO, o que LESIONA LA ECONOMÍA DEL PAÍS, o que CORROMPE A LA GENTE, o que MARCHA MAL. Hay que investigar, pero no hay que CONFORMARSE CON INVESTIGAR Y SEÑALAR, hay que DARLE CONTINUIDAD A LA BATALLA pag 112 Lo primero es esto: si bien nunca en ningún lugar todo puede ser dicho, LA VERDAD NO ADMITE SER ADMINISTRADA, MANEJADA O ACICALADA; necesitamos LA VERDAD, sea DULCE O AMARGA. La verdad es el RESPETO AL PUEBLO, a su conciencia, a su LEALTAD probada, a su CAPACIDAD DE RAZONAR. LA VERDAD ES SIEMPRE REVOLUCIONARIA.. pag 115 LOS PERIODISTAS, a su vez, han de ganarse también con SU TALENTO Y CORAJE UNA AMPLIA AUTONOMÍA. No debemos tener ningún temor a emplear esta palabra. El periodismo, como forma del trabajo intelectual, requiere de ESPACIO DE LIBERTAD CREADORA. Eso es lo que quiere decir el termino APERTURA. Y por eso LA APERTURA INFORMATIVA --- que es una decisión política ---- DEBE SER REAL. Pag 122 EL HOMBRE debe ser el CENTRO DE ATENCIÓN del periodismo, pero no un HOMBRE IDEALIZADO, que se expresa en CONSIGNAS Y EN TÉRMINOS RETÓRICOS. Hay que reflejar con más VALENTÍA lo que piensa la gente. Pag 123 La gente por una vía u otra recibe la versión de los hechos que ocurren. Si GUARDAMOS SILENCIO ANTE UN ACONTECIMIENTO y dejamos de dar nuestra versión, entregamos en realidad ESE VACIO en BANDEJA DE PLATA AL ENEMIGO: él lo llenara entonces con su propia versión. Si nos DEMORAMOS en dar la versión nuestra, la versión enemiga TOMARA LA DELANTERA y nos pondrá a la DEFENSIVA.. Mientras MÁS DESFAVORABLE pueda ser para Cuba un hecho, MAS RÁPIDAMENTE debemos informar. Por otro lado, una cosa es informar y otra distinta opinar. pag 124 LA PRENSA CALLA, ha dicho Martí, CUANDO EL ENEMIGO ESTA DELANTE. Creo con todo respeto que a eso que llamamos BUROCRACIA le ha gustado la tarea de administrar SIN EL PAPEL FISCALIZADOR DE LA PRENSA, y por tanto nunca ha decursado un tiempo favorable a que la prensa ejerza el papel que le asignaron los clásicos. Desde luego, una prensa MUDA, INOPERANTE, ACRÍTICA FAVORECE MAS AL ENEMIGO que a nuestras posiciones pag 136 … el país necesita una LEY DE PRENSA. Si los medios son nuestro, estamos en la OBLIGACIÓN todos – desde la dirección del país hasta los periodistas – de elaborar esa LEGISLACIÓN. No es ponernos una camisa de fuerza, sino sentar LAS PAUTAS INSTITUCIONALES DE LOS MEDIOS. La ventaja sería definir la misión. El país necesita eso Pag 148 Como en cualquier sector, se aprecia LA DOBLE MORAL, y se nota sobre todo, en la ENDEBLEZ DE LOS ARGUMENTOS con que se defienden las causas nacionales. Más bien LOS PERIODISTAS se vuelven en CAJA DE RESONANCIA de la OPINIÓN de los DIRIGENTES. Pag 160 En el articulo PERIODISMO DE INVESTIGACIÓN” Petra Secanella, Universidad Complutense de Madrid se expresa: ……que los periodistas suponían que todo el mundo está en PECADO ORIGINAL mientras ellos no demuestren lo contrario. El periodista ha de ser UN DESCONFIADO POR NATURALEZA. Precisamente esa desconfianza, ése querer probar las cosas, tocar con sus dedos las llagas…ESE INCONFORMISMO CON LO PRIMERO QUE VE Y ESA CURIOSIDAD, ESO ES LO QUE TODAVÍA QUEDA DEL VIEJO OFICIO, AUNQUE EN POCOS PERIODISTAS. EL QUE TIENE ESA CUALIDAD ES EL GRAN PERIODISTA. Aunque puede tropezarse con los intereses de la propiedad de los medios, que le impidan desarrollar la potencialidad que tiene . Saludos cordiales Oviedo