ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
El negocio de la venta de armas beneficia a la economía de Estados Unidos en millones de dólares, afirman los magnates de esa industria. Foto: AP

En Estados Unidos, cuando ocurre una masacre como la protagonizada por Stephen Paddock el 1ro. de octubre del 2017 en Las Vegas, se dispara la venta de armas de fuego, una triste realidad que pesa sobre su población.

Las 58 muertes causadas por este jubilado de 64 años, al atacar a más de 22 000 personas reunidas en un concierto de música country, motivaron entonces una airada protesta contra las armas de fuego. Sin embargo, para los magnates que exhiben sus novedades en cualquiera de las tres ferias de armamentos programadas para este 2018 en el territorio de la Unión, este es un negocio serio, un asunto donde se intercambian millones y millones de dólares que ayudan a la economía de Estados Unidos y, por tanto, no renuncian a ello.

Obviando los sentimientos de quienes aún lloran por aquellos que asistieron a esa velada para divertirse y hallaron una muerte horrenda, la industria armamentista de Estados Unidos realizó durante cuatro días su mayor feria anual, precisamente a pocos kilómetros del lugar de la matanza. Pese al asombro e incomodidad de la población, la convención Shot (disparo) se extendió por 20 kilómetros de pasillos, para incrementar una historia que cuenta con más de 40 ediciones, la mitad montada en Las Vegas, según un reporte de la agencia AP sobre las características de este megaevento.

La exhibición contempló productos de 1 700 empresas entre las que tuvieron lugar convenios y transacciones de millones de dólares. Los organizadores –pretendiendo aplacar las lógicas preocupaciones de la población– explicaron que a las muestras, solo puestas a la consideración de fabricantes y vendedores del sector, se les eliminaron los percutores, además de que no había municiones en el lugar.

Más allá de las argumentaciones para llamar a la tranquilidad, destaca en esta ocasión la ausencia de la firma Slide Fire, principal fabricante de los bump stock o automatizadores que permiten disparar con rapidez un arma larga, invento empleado por Paddock en la masacre más grande llevada a cabo por un tirador solitario en la historia reciente de Estados Unidos. Esta empresa, radicada en Texas, no ofreció explicaciones sobre su inasistencia al Shot Show y tampoco ha confirmado su presencia en la Convención Nacional del Rifle.

Aunque los bump stock de la Slide Fire no estuvieron a la vista, en la feria sí estuvieron otros accesorios hechos para facilitarles a sus portadores el tiro rápido y reducir el ruido.

Una semana después del tiroteo de Las Vegas y en medio del debate sobre el control de armamentos, Pensilvania sirvió de sede a la feria Guntoberfest, otra enorme vitrina con similares intereses a los de Shot Show. Además de esta reciente exhibición, para este año ya poseen fecha de realización otras dos reuniones de los hombres de cuello rojo, como les llaman a los líderes de la industria del armamento.

Marine West, dedicada a enseñar los adelantos en el equipamiento militar pesado, hallará asiento en Anaheim los días 7 y 8 de febrero, en tanto del 9 al 11 de abril transcurrirá la tercera de estas convenciones bajo el nombre de Sea Air Space, en Camp Pendleton, base principal del cuerpo de marines en la costa oeste del país.

Según datos aportados por el Centro de Control de Enfermedades de esa nación –encargado también de registrar las defunciones por armas de fuego– por esta vía cada año mueren 33 000 personas; de las 12 000 que perecen por homicidios, las dos terceras partes son afroamericanos, y quienes más protagonizan accidentes fatales se hallan en el rango de 15 a 64 años de edad.

Dos lapidarias sentencias han concebido los propios ciudadanos del país vecino para describir la situación de indefensión a la que se exponen diariamente:

«En Estados Unidos existen más armas que personas… Sus ciudadanos portan armas como cualquiera tiene un florero en su casa».

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Miguel Angel dijo:

1

27 de enero de 2018

04:02:34


Horror y misterio. "Bello sistema" que desean exportar como paradigma para el resto el mundo. Es escalofriante y terrorífico lo que aquí se expresa. Deshumanización absoluta, desprecio por el dolor ajeno, sólo interesa el lucro, las exorbitantes ganancias de la carrera armamentista por encima de las vidas de sus coterráneos.

Rogelio dijo:

2

27 de enero de 2018

06:03:46


La filosofia de la guerra implica la interiorización individual del deseo de matar, que mejor oportunidad para semejante sentimiento puede ser una feria de armamento, aqui no se divulgan los mejores deseos de felicidad y bienestar para la humanidad, al contrario, la atracción por las armas despues de pasar por un interes meramente curioso se convierte en una adicción febril. Todo comienza con decirle al individuo que la sociedad es violenta y que solo la posecion de un arma lo salvara de la muerte segura. Al final acabas teniendo un arsenal en tu casa que en la mayoria delos casos provocan magnicidios familiares o asesinatos masivos en las escuelas. Esa es la filosofia que nuestra idiosincracia y pensamiento desterro con el triunfo de la revolución. La envidia de nuestro enemigo de que en nuestro pais no se cometan actos tan deprobables y que se consolidan por las mas importantes agencias de turismo en el mundo que han declarado nuestro territorio como el mas seguro para los visitantes. Asi va el mundo , unos hacen ferias para la muerte y otros para la vida.

Javier dijo:

3

28 de enero de 2018

09:33:36


La constitucion les garantiza la libertad y derechos para poseer armas, asi eliminan la ingerencia del gobierno en sus vidas privadas. Muy bien por los americanos,

Rogelio Respondió:


29 de enero de 2018

02:24:15

Javier no entiendo lo que dice, en los EEUU el gobierno tiene toda la potestad para entrar , vigilar y decidir sobre su vida privada. Preguntele a los miles de presos en las carceles, muchos de los cuales cargan con delitos agenos, o a los policias que cazan a los negros a su antojo y quedan impunes. Esa mentirilla de la vida privada es mas un deseo que una realidad en los EEUU.

ninguno dijo:

4

28 de enero de 2018

15:49:58


Eso es Bueno para que se sigan matando entre ellos bolas de drogadistos yankis

Singh dijo:

5

28 de enero de 2018

23:53:30


Si no estoy equivocado, en la foto muestran ejemplares del Colt AR-15, el arma "doméstica" que más muertes ha ocasionado en EE.UU. después del 11-S. Tras las matanzas de la escuela primaria Sandy Hook en Newtown (Conecticut, julio de 2012), del cine de Aurora (Colorado, diciembre de 2012), y la de San Bernardino (diciembre de 2015), perpetradas todas con esa arma, sus ventas se multiplicaron en pocos días, ya que entre los compradores corrió el rumor, difundido por lobbies como la Asociación Nacional del Rifle, de que el Congreso finalmente prohibiría su adquisición. La violencia convertida en cultura popular, legalizada en la Constitución yanqui. Pese a las matanzas, en 2016 se comprobó que el 76% de los estadounidenses se opone a la derogación de la Segunda Enmienda. La cifra era solo del 36% en 1960. Demencial.