ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Los garantes Rodolfo Benítez y Dag Nylander lamentaron las pérdidas humanas que se han producido. Foto: Jose M. Correa

Los gobiernos de Cuba y Noruega, garantes de la mesa de conversaciones entre el Go­bier­no de Colombia y las Fuerzas Armadas Re­volucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) que se desarrolla en La Habana, expresaron ayer su “profunda preocupación” por el “actual escalamiento del conflicto armado” en la nación sudamericana.

Los garantes Rodolfo Benítez y Dag Ny­lander también lamentaron las pérdidas hu­manas que se han producido.

Según la declaración emitida desde el capitalino Palacio de Convenciones, sede de los diálogos de paz, “los avances logrados en la Me­sa, con importantes acuerdos sobre tres de los puntos de la Agenda de las conversaciones, deben ser preservados”.

“El escalamiento de las acciones violentas también pone en riesgo las acciones prácticas que se han estado implementando para el de­ses­calamiento del conflicto y el incremento de la confianza, como son las referidas a la limpieza y descontaminación del territorio de mi­nas antipersonal, artefactos explosivos sin ex­plotar y restos de explosivos de guerra”, subraya el texto.

Cuba y Noruega llamaron a las partes a que “continúen sus esfuerzos para seguir avanzando en la discusión de las cuestiones pendientes, incluyendo la adopción de un acuerdo para el cese bilateral definitivo del fuego y las hostilidades”.

Los países garantes reiteraron, además, “su plena disposición a continuar contribuyendo en todo lo posible al avance de las conversaciones y la adopción de un acuerdo final para la terminación del conflicto colombiano y la construcción de una paz estable y duradera en Co­lombia”.

En la mañana de este 27 de mayo, las FARC-EP llamaron desde La Habana a avanzar en el desescalamiento del conflicto, en tanto condenaron el bombardeo del pasado 21 de mayo contra la guerrilla.

“Tenemos que salir de esta turbulencia pa­ra entregarle al pueblo colombiano un ho­ri­zonte diáfano que nos permita transitar, li­bre de enredaderas, el camino hacia el Acuer­do Final”, subraya el comunicado entregado a los medios.

El vocero de los insurgentes, Pastor Alape, denunció además que en el ataque de la pasada semana murieron 27 guerrilleros, la mayoría por el efecto de las bombas, y demandó justicia e investigación para el esclarecimiento del suceso.

Entre los fallecidos se encuentra Jairo Martínez, integrante de la Delegación de Paz de las FARC-EP en La Habana.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Jose A Garcia dijo:

1

28 de mayo de 2015

06:13:28


Y de Los 11 Soldados muertos mientras estaban dormidos en una cancha deportiva no se dice nada?

vladimir dijo:

2

28 de mayo de 2015

08:10:02


Por mucho esfuerzo que esta haciendo Cuba, Noruega y otras organizaciones internacionales, si el gobierno de Colombia no cambia su proyecciòn hacia la FAR-EP, no se lograrà nada, puès mientras hay conversaciones para un diàlogo de paz, el gobierno continùan realizando acciones de ofensivas contra los guerrilleros, no comprendo hablamos de paz, y por otro lado realizan bombardeos y ataques armados

carlos Marrero dijo:

3

28 de mayo de 2015

10:58:59


Es bueno aclarar que la paz se puede conseguir, pero antes deberian tambien oblicar a la guerrila a para el narcotrafico con lo cual se ha sustentado por anos.

Nébuc dijo:

4

28 de mayo de 2015

13:44:06


Realmente no se ve un real entendimiento o interés por parte del gobierno-fuerzas armadas de Colombia. Si no establecen el cese definitivo del fuego por ambas partes será imposible que el resto de los acuerdos concluyan en la presidencia de Juan M. Santos y mucho peor si se dejan las negociaciones para el nuevo gobernante y que este corresponda al partido de Álvaro Uribe.