ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

Considerada por los expertos como un asesino silencioso, porque rara vez causa síntomas en sus etapas iniciales, constituye el principal factor de riesgo para padecer y morir como consecuencia de un evento cardiovascular de forma prematura, y es la segunda causa de discapacidad en el mundo.

Así señala la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la hipertensión arterial (HTA), «cuya incidencia se ha duplicado en los últimos cinco años en todos los estratos sociales». Además, sostiene, existe una gran disparidad en el número de personas que conocen su condición de hipertenso, los que reciben tratamiento y no están controlados y los que reciben tratamiento y están controlados.

De acuerdo con la OMS, la principal problemática estriba en que aún hay mucha gente sin diagnosticar, y advierte que si la HTA es detectada en forma temprana y se trata correctamente, es posible minimizar el riesgo de ataque al corazón, insuficiencia cardíaca, accidente cerebrovascular e insuficiencia renal.

El boletín factográfico de la Biblioteca Médica Nacional número 4 del 2017, dedicado a la HTA, y disponible en la red de salud de Cuba, Infomed, explica que las cifras de presión aumentan gradualmente con la edad, por lo que la prevalencia de HTA depende notablemente del segmento etario considerado. La distribución de la prevalencia depende fundamentalmente de factores socioeconómicos y culturales, aunque con tendencia a igualarse en todas las zonas geográficas del planeta.

Asimismo, el documento refiere que unos 250 millones de personas, es decir, entre el 20 % y 40 % de la población adulta en la región de las Américas padece hipertensión.

La OMS estima que a nivel mundial, de las personas que padecen esta enfermedad, solo el 57 % conoce su condición, el 40,6 % recibe tratamiento farmacológico antihipertensivo, pero solo el 13,2 % logra cifras de presión arterial controladas.

«Esta brecha entre el número de hipertensos, el acceso a tratamiento y el logro del control se acentúa en los países de medianos y bajos ingresos que es donde se produce el 80 % de la carga atribuida a enfermedades cardiovasculares», refiere el organismo internacional.

«Las complicaciones derivadas de la hipertensión son la causa de 9,4 millones de defunciones cada año en el mundo», alerta.

En Cuba, según el Anuario Estadístico de Salud, 2016, se elevó el reporte de la prevalencia por la dispensarización para la hipertensión arterial, cuya tasa fue de 219.4 por cada 1 000 habitantes, siendo el grupo de 60 a 64 años el de mayor incidencia.  Se reportaron 3 784 defunciones por causa de enfermedades hipertensivas.

Los territorios con mayor prevalencia de hipertensión arterial según provincia (tasa por 1 000 habitantes) son Matanzas (256.7), La Habana (252.1), Sancti Spíritus (250.7), Artemisa (233.9), Las Tunas (225.4) y Pinar del Río (222.9) y la de menor tasa es Granma con 171.0.

A «conocer tus números», invitó recientemente la OMS, al celebrarse el pasado 17 de mayo el Día Mundial de la Hipertensión 2017, una oportunidad para insistir en la necesidad de trabajar en la prevención y control de esta enfermedad con el fin de prevenir muertes por enfermedades cardiovasculares. «Si se logra tratar a la mitad de la población con hipertensión no controlada, en diez años se podrían prevenir diez millones de muertes en el mundo debidas a eventos cardiovasculares», subraya la OMS.

Aunque la hipertensión arterial no es curable, se puede prevenir y tratar para mantener las cifras de presión arterial por debajo de 140/90 milímetros de mercurio (mm Hg).

El Programa Nacional de Prevención, Diagnóstico, Evaluación y Control de la Hipertensión Arterial, insiste en que la prevención de la HTA es la medida más importante, universal y menos costosa y debe constituir una prioridad de las instituciones de salud, la población y los gobiernos.

En este sentido, abordar los comportamientos que implican factores de riesgo para desarrollar hipertensión es esencial.

Modificar estilos de vida poco saludables, como por ejemplo la dieta desbalanceada, el consumo de tabaco, el uso nocivo del alcohol y la inactividad física, puede prevenir la presión arterial alta. Consumir una alimentación cardiosaludable, que incluya la ingestión de potasio y fibra, tomar mucha agua y hacer actividad física con regularidad, al menos 30 minutos de ejercicio aeróbico por día, son medidas efectivas.

El sobrepeso, la obesidad y el exceso de sal en las comidas son algunos de los desencadenantes fundamentales de la hipertensión. Entonces, la reducción de la presión arterial alta en la población requiere también la creación de ambientes que faciliten la alimentación saludable, la actividad física y el acceso universal a la atención sanitaria preventiva y curativa.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Dr. José Luis Aparicio Suárez dijo:

1

22 de mayo de 2017

03:21:33


Vale concienciar que la hipertensión arterial es uno de los mayores peligros, al ser algo así como un “mal silencioso” (aunque a veces no tanto), que puede tener dramáticas consecuencias para la salud e incluso comprometer la vida. Detectarla es una señal de alerta de un riesgo de problemas cardíacos (infarto, angina o insuficiencia cardíaca), renales (insuficiencia renal) y cerebrales (hemorragia o infarto cerebral y a la larga demencia). En la mayoría de los casos no se encuentran causas específicas; pero existen factores que incrementan riesgo de padecerla: antecedentes familiares, obesidad, consumo elevado de sal, alcohol y/o tabaco, falta de ejercicio y distrés sostenido. El consumo de tabaco, la hipertensión arterial y la hipercolesterolemia son tres importantísimos factores, considerados modificables, que elevan significativamente el riego cardiovascular. La existencia de varios factores de riesgo multiplica el riesgo de manera exponencial. El control oportuno, obviamente, disminuye el riesgo individual. Deviene sabia conducta mantener el peso adecuado, realizar actividad física de manera regular (por ejemplo, caminar a paso ligero 30 minutos diarios, al menos cuatro o cinco veces a la semana) y, si fuma, abandonar el hábito. Una pérdida de 3-4 Kg, aunque no se alcance el peso ideal, repercute de forma importante en el control de la tensión arterial, mejora la respuesta al tratamiento y la tolerancia a la glucosa, contribuye a regular los niveles de colesterol y ácido úrico, en tanto facilita el trabajo cardíaco y la respiración. Compartimos algunos consejos para hacer una dieta correctamente: consultar a un especialista; evitar los malos hábitos dietéticos; comenzar en el momento oportuno; seleccionar la dieta que más coincida con los gustos personales; ser consecuente con la dieta elegida; asociar ejercicio físico para aumentar el gasto energético (caminar o subir y bajar escaleras); comer tranquilamente, masticar despacio y no simultanear actividades mientras come; evitar el exceso de reposo después de las comidas; dormir aproximadamente 8 horas diarias (importante para resistir el ritmo de una dieta de adelgazamiento); anímese a conseguir su propósito. ¡Cuidemos la Salud!

Carlos dijo:

2

22 de mayo de 2017

14:45:19


Este tipo de informes deben publicarse con mayor frecuencia por la TV nacional, pero con intencionalidad y no manejar su contenido como simples imágenes subliminares que no son efectivas. Las personas necesitamos sentir de verdad el contenido de estos mensajes; que sean de interés; que tengan un efecto real sobre el consumidor de ellos. De lo contrario se queda en una imagen que muchas veces ni se logra descifrar el mensaje que quiere transmitir. Otro detalle: pudieran explicar más por qué el orden de las provincias con mayor incidencia de este padecimiento? causas y condiciones?

Maylin Gomez Bandera dijo:

3

22 de mayo de 2017

16:30:12


REALMENTE ME GUSTA ESTE TEMA,ES MUY INFORMATIVO PUES MI MAMA ES HIPERTENSA, MI MARIDO TAMBIEN Y SOLO TIENE 25 AÑOS. A VECES LE DIGO QUE VAYA A TRATARSE PORQUE SU PRESION ES EMOTIVA O SEA SILENCIOSA, YO NO SE QUE DECIRLE, LO MAS LINDO DEL CASO ES QUE EL ESTUDIA MEDICINA Y SABE A LO QUE SE ENFRENTA, MI MAMA HACE MUCHOS DISPARATES YO LE DIGO COSAS PERO QUE VOY HACER, SON PERSONAS INRESPONSABLES PORQUE A LA HORA DE LA VERDAD EL QUE SUFRE ES UNO.

geisa dijo:

4

2 de junio de 2017

13:39:36


mis saludos cordiales. tengo 32 años y soy declarada hipertensa desde los 26 años.mi tratamiento es hydrochloride pero hace un tiempo aproximadamente 3 meses voy a la farmacia y no entra el medicamento o no lo alcanzo pues soy trabajadora y el mayor tiempo lo empleo en mi centro , lugar que me queda distante de mi domicilio. ese tratamiento y con una moderacion alimentaria me ha controlado la hipertencion, mi duda es ya no entrara ese medicamento a farmacia.