ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

Dicen que Ignacio Agramonte medía algo más de seis pies, que amó entrañablemente a su esposa Amalia Simoni y que fue un gran defensor de la constitucionalidad. Ocasional­men­te también se escucha sobre su ética a toda prueba, su formación como abogado y la disciplina bajo la cual armó a la caballería camagüeyana.

Pero desafortunadamente esa imagen de El Mayor viene a retazos y no de golpe, como debería ser, en el retrato que del héroe nos brindan desde la primera vez que escuchamos sobre él en las clases de Historia.

Sin pretender ser absoluta, me atrevería a decir que, acerca de Agramonte y otros patriotas como Carlos Manuel de Céspedes, Sal­vador Cisneros Betancourt, Fran­cisco Vicente Aguilera y hasta el propio Antonio Maceo —por solo mencionar algunos—, se repiten una y otra vez, en ocasiones sin tener en cuenta el nivel de enseñanza, las frases que los enmarcan en el amor a la independencia de Cuba, dejando a un lado la amplia riqueza de su pensamiento.

Claro está que todo el conocimiento no cabe en el espacio de los 45 minutos o los 90 de una clase o conferencia, que también para eso existen los libros, los museos y la investigación; pero si en ese momento crucial no se despiertan las ansias de saber, a quien escucha le resultará más difícil llegar a sentir que le falta algo.

Pensaba en ello en una reciente visita a Camagüey, cuando frente a un auditorio con un promedio de edad cercano a los 30 años, donde casi todos eran graduados universitarios, el director de la Oficina del Historiador de esa ciudad encendió la curiosidad al mencionar las circunstancias de la muerte de Ignacio Agramonte. No era este el tema del conversatorio, pero al finalizar una buena parte del gru­po se le acercó para preguntarle por los detalles del hecho que el tiempo le había impedido explicar.

Sin lugar a dudas ese grupo de personas tenía una deuda y, quizá, solo entonces fue consciente de ello.

Acercar la Historia a los jóvenes requiere despertar esa conciencia y no es un asunto que recaiga solo en los maestros y la escuela, sino en toda la sociedad. Los museos no pueden quedarse encerrados entre sus mu­ros, tienen que aspirar a ser instituciones vivas, capaces de respirar con la comunidad que los circunda.

Si la lectura está hoy lejos de ser una de las primeras opciones entre las nuevas generaciones, habrá que contribuir  a su formación también desde otros lenguajes. Hace un tiempo atrás obras audiovisuales sobre la muerte de José Martí, y sobre las dificultades enfrentadas por Antonio y José Maceo y sus hombres tras el desembarco de la expedición que los trajo a Cuba en 1895, abrieron el debate sobre lo que se puede aportar aún a este propósito desde ese campo.

Las aplicaciones para la telefonía celular, los juegos electrónicos y el ambiente web son caminos apenas explorados. Pero lo primero será siempre el hombre, y hacer vibrar las fibras que se agitan dentro de su pecho.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Pablo Raúl dijo:

1

13 de noviembre de 2014

20:16:10


Excelente su comentario, disfruto mucho cuando se realza la historia de nuestra Patria, la necesidad de su constante conocimiento y no solo como Héroes sino como personas de carne y hueso. Admiro la potencialidad que nos brinda conocer nuestros detalles históricos, sobretodo cuando nos inducen a reconocerlos por nosotros mismos.

Carlos de New York City dijo:

2

13 de noviembre de 2014

20:35:56


Desgraciadamente habria que convertirse en EMIGRANTES como hay de Cubanos viviendo Afuera de Cuba " CREYENDOSE ellos que se harian Ricos y Millonarios , CREYENDOSE ellos lastimosamente que Todo es MEJOr que afuera de la PATRIA , conviertiendose al Final en esclavos y llenandose de estas mismas DEUDAS pero monetarias los que los hace convertirse a muchos de ellos Emigrantes ECONOMICOS aparte de esclavos en Deudas con su Historia y nuestra Cultura cubana , olvidandose de la Historia de Nuestra patria para venderse y agachar la Cabeza y el lomo a manera de JUSTIFICARSE con que tienen que ser AGRADECIDOS " venden su Historia sin haberla Conocido y venden el amor a la Familia por las mismas deudas porque no pueden ni mantenerse ellos mismos con las Migajas y miserable salaries que ganan, Otros salen de Cuba sin haber conocido la Dignidad y los principios de aquellos que lucharon por Cuba y su Pueblo para haberle dado su Libertad, Tubieron que pasar muchos años para que en el 1959 TRIUNFARA la REVOLUCIOn Cubana y los Vistiera de Hombres Libres y rompieran sus cadenas, Todos olvidan a la patria con la Miel que saborean de Mirar a los edificios altos y algunas calles largas y anchas como Limpias , No miran aquellas que estan rotas y sucias tambien para pensar en silencio que en Cuba es donde unico hay calles rotas y sucias, Ellos se temen a encontrarse con sus misma JUSTICIA HUmana , No la tienen , No se la enseñaron sus padres ni tampoco la Vieron de Ejemplos en ellos. Ser Emigrante es ser Hijo adoptive , es cambiarse los sueños y los momentos agradables por las quimeras de lo Nuevo y Desconocido , es Comparar lo Moderno y falso con lo que dejaron atras , es tartar de buscar y justificar su PASO dado a lo desconocido y ante la incertidumbre de que les traera la vida y este cambio de Costumbres y Cultura. Se van dando cuenta que nada es igual ,que nada es parecido a lo que dejaron atras, Que es todo distinto, que si no Hubieran salido tubieran aquello que dejaron major que lo que estan viviendo y desengañdose porque Todo emigrante Juzga en silencio su Frustaciones y desencantos mas no tienen el valor ni el decoro de exclamar lo que perdieron. " Dicen muchos al llegar a Tierras ajenas " tenia que haberme hido de la Mierda de Cuba desde hacia mucho tiempo " mas aprenderan y callan con el tiempo que estan equivocados " que nada es major que la patria donde nacimos aunque Anden desnudos y sin comidad, cualquier vecino te regala y compartira esa misma hambre o necesidad , en el extranjero te desechan a un lado y te pasan por encima porque si nada tienes nada vale y nadie tiene nada porque nada valiste cuando saliste de tu patria y de olvidaste de la deuda con tu Historia de cuba y el sacrificio de muchos heroes y martires de en tu Pueblo de pie que lucharon y perdieron su sangre por lo que hoy tienen todos en cuba. Deuda es aquella que no se aprende desde niños y al crecer ni conocen de Historia Cubana , por eso que al ver los edificios altos hasta lo ven mas bonitos y mejores que lo de la patria , estos prefieren endeudarse con el dinero que reparte el CAPITALISMo SALVAJE y DESIGUAL y vender su poca Dignidad a tener que vivir con la deuda de aquella en donde nacimos que debemos de saber y aprender que primero esta el RESPETO y el Amor Hacia uno mismo para dormer Tranquilos sin el acoso de la MENTIRA ni el compromiso de Vivir como viven agradeciendo lo que le regalan para que ellos olviden su Deuda con la patria Cubana y su Historia como su Cultura.

Carlos de New York City dijo:

3

13 de noviembre de 2014

21:04:25


Solo Miren UTDS Cubanos COMPATRIOTAS mios en Cuba y aquellos Amigos y hermanos de Cuba que seran ya de por si mis hermanos Tambien. " Que al escribir lo hago sin falta de ortografias y con Coherencia mas sin embargo al subirlo " Todo sale Mal ? porque sera ? se lo dejo a su imaginacion. ! saludos !

Villar dijo:

4

14 de noviembre de 2014

09:17:16


Excelente reflexión la que hace la joven periodista karina Marrón. Celebro con gusto este tipo de razonamientos, sobre todo en personas muy jóvenes. Como Historiador y en ocasiones profesor de Historia de Cuba, defiendo la enseñanza viva de la historia y el tratamiento adecuado a cada hecho, proceso y personaje, me gusta acercar al estudiante a las contradicciones en las que se debatieron estos ilustres personajes, contradicciones de todo tipo y hasta entre ellos, cuando hablo de ello no puedo dejar de recordar al recientemente fallecido Profesor Oscar Loyola, que siempre proponía ese método para explicar la historia patria. No hacerlo ha sido un error reiterado que provoca que cuando uno pretenda, por ejemplo, poner a José Martí como ejemplo supremo de valentía o exaltar lo profundo y coherente del pensamiento político-militar y ciudadano y las virtudes cívicas de Antonio Maceo, los estudiantes te miren con recelo, acostumbrados como están a repetir que Martí era un poeta, un pensador y que Maceo era un guerrero. Por eso celebro este trabajo de Karina y de paso felicito a Carlos, de New York City por su honestidad y valentía al abordar su historia personal como uno de los capítulos de la Historia de Cuba y los cubanos, página esta que, salvando las excepciones como la suya, están groseramente mistificadas.

P350 dijo:

5

14 de noviembre de 2014

09:18:31


La historia, debe ser reflejo vivo de la realidad,tal vez durante mucho tiempo, hemos creido, que hace màs grande a nuestros heroes, solo hablar de sus virtudes y de su patriotismo,cuando realmente, desde mi punto de vista muy particular, la grandeza la tienen,por ser seres humanos, que dentro de sus dudas, problemas y carencias, supieron ser humanos, seres de carne y hueso, que pusieron la patria y los principios por encima de todo.debieran editarses, fichas minimas, con la informaciòn que possen los historiadores y que en las escuelas se utilizaran , a veces los libros de texto, son en extremos generales y nos dejan esas deudas de que habla la periodista.