ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

HANOI.–La Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (Asean) celebra hoy 8 de agosto con una espléndida fiesta sus 50 años de vida, pero luego volverá al duro bregar que la sitúa en un respetado lugar del escenario internacional.

Los festejos tendrán lugar en Filipinas al término de una reunión de los cancilleres del grupo (Brunéi, Cambodia, Filipinas, Indonesia, Laos, Malasia, Myanmar, Singapur, Tailandia y Vietnam) y de otros de 17 países invitados a lo que los organizadores han llamado la Gran Celebración. Ciertamente hay motivos para el regocijo: la Asociación cumple largamente sus objetivos fundacionales y pasó a ser la séptima mayor economía del mundo con un Producto Interno Bruto superior a los dos millones de millones de dólares.

Con sede permanente en Yakarta, Indonesia, la Asean agrupa a 630 000 000 de personas y sus países miembros cubren una superficie de cuatro millones y medio de kilómetros cuadrados.

Los 10 estados asociados se benefician en grado creciente de un gigantesco mercado común cada vez más liberalizado en materia de comercio, inversiones y servicios, y conectado con las economías desarrolladas dentro y fuera de la región.
Se dice rápido, pero a este punto no se llegó de un día para otro.

Al momento de nacer la Asean (8 de agosto de 1967), el sudeste de Asia era el epicentro de la Guerra Fría a causa del conflicto entre Vietnam y Estados Unidos y un manto de pobreza cubría a la región.

Fue en ese difícil contexto cuando los cinco miembros fundacionales (Filipinas, Indonesia, Malasia, Singapur y Tailandia) firmaron la Declaración de Bangkok, considerada la partida de nacimiento de la hoy renombrada asociación.

El final de la guerra en Vietnam dio paso a una creciente atmósfera de desarrollo y la familia Asean creció poco a poco: Brunéi se sumó en 1984; Vietnam, en 1995: Laos y Myanmar, en 1997; y Cambodia en 1999.

En la última década la economía del bloque creció un promedio del 5,1 y sus países recibieron un importante flujo de capitales foráneos, atraídos por sus inmensos recursos naturales y el bajo costo de la mano de obra.

En diciembre del 2015 fue constituida la Comunidad Económica Asean con el objetivo de programar la dirección estratégica de integración hasta el 2025 sobre la base de la eficiencia, la complementación y el libre comercio.

Ello le ha permitido explorar nuevas posibilidades de integración en medio de la crisis global y de obstáculos coyunturales, como la retirada de Estados Unidos del proyectado Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP).

Mientras los actores claves deciden si reflotar o no el TPP, las naciones del sudeste asiático miran con creciente interés a la Asociación Económica Regional Integral.

En la práctica, ese mecanismo sería un tratado de libre comercio entre la Asean y Australia, China, Corea del Sur, India, Japón y Nueva Zelanda, que de conjunto abarcan alrededor del 40 % del PIB mundial y casi la mitad de la población del planeta.

También se espera que este año cierre negociaciones para firmar sendos acuerdos de libre comercio con China, la Unión Europea y Hong Kong.

En estos tiempos de incertidumbres globales, la comunidad internacional apuesta sin titubeos por la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático.(PL)

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Alberto S. dijo:

1

9 de agosto de 2017

22:07:05


Un excelente botón de muestra de integración sin groseras intervenciones de unos miembros en los sistemas políticos de los demás asociados. Mercosur, por solo poner un ejemplo, debiera mirar un poquito más al sudeste de Asia si de verdad quiere avanzar en integración.