ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: AVN

CARACAS.-Como un día de felicidad calificó el presidente Nicolás Maduro este 20 de abril, porque ese fue el momento elegido para declarar a Venezuela como territorio cien por ciento Barrio Adentro Salud, logro que solo tiene como precedente la experiencia de Cuba, y que la Revolución Bolivariana se propuso alcanzar hace 14 años.

En el Centro de Diagnóstico Integral (CDI) «María Eugenia González», el primero que inauguró el Comandante Hugo Chávez en medio de la vorágine social, el cual está ubicado en la parroquia el Valle, Maduro dio las gracias a Cuba, a Fidel, a Raúl, a los médicos cubanos y venezolanos que han hecho posible llegar a una condición tan trascendente. «Gracias, mil veces gracias», exclamó.

El acto de anuncio contó con la presencia de otros dirigentes de la Revolución Bolivariana, con el embajador de Cuba en la nación suramericana, Rogelio Polanco, con el coordinador de todas las misiones cubanas en Venezuela, Víctor Gaute, y con profesionales de la salud de la Isla y del hermano país.

Rogelio Polanco, a quien Maduro solicitó unas palabras, expresó que haber alcanzado tan importante meta en la salud es un milagro humano, hecho de la voluntad de dos pueblos. Esta es la misión más importante que un país emprende en el mundo por los seres humanos —dijo el embajador—; mientras otros hacen la guerra.

«A Barrio Adentro no lo para nadie», afirmó el presidente, quien quiso compartir, especialmente con los periodistas, cifras que muchos medios del planeta querrán silenciar: gracias a la misión nacida hace 14 años se han hecho en el país, gratuitamente para el pueblo, 71 900 000 exámenes médicos (desde una extracción de sangre, hasta una tomografía axial computarizada), y casi tres millones de intervenciones quirúrgicas. Se han salvado 179 191 vidas; se han graduado 830 médicos indígenas (que no se divorciarán de las costumbres ancestrales de sus comunidades), y se están formando otros miles.

Maduro recordó que el 16 de abril del pasado año el país vivía una gran tensión, y que entonces decidieron seguir adelante con la propuesta de una nueva meta que este viernes está cumplida. Barrio Adentro, explicó, es una misión hija de tres conceptos claves, bolivarianos, martianos, fidelistas y chavistas: la cooperación, la solidaridad, y la complementariedad de nuestras sociedades.

«Nosotros, pariendo, vamos llegando a la meta. Ahora vamos a una etapa de perfeccionamiento», expresó el presidente.

«¿Si no construimos nosotros la Venezuela del futuro, quién la va a construir?», preguntó para después seguir reflexionando: ¿será un interés de la oligarquía? «Sus intereses llegan hasta donde llegan sus ambiciones», dijo.

Igualmente dedicó varios análisis a la histórica marcha de este 19 de abril. En la Avenida Bolívar, comentó Maduro, no cabía todo el pueblo, y entonces se produjo una segunda marcha en la cual el mar de gente tomó otros rumbos, en una suerte de retorno disciplinado, y llenó otros afluentes de la ciudad.

Más de cien millones de dólares invirtieron los enemigos de la Revolución Bolivariana en las redes sociales para magnificar la marcha que la oposición había anunciado e hizo este 19 de abril, la misma que palideció ante la marea roja del pueblo en las calles para apoyar a su Revolución. Ese ataque en las redes, denunció Nicolás Maduro, es algo sin precedentes en la historia de la guerra contra Venezuela.

A los opositores, nuevamente los convocó al diálogo: «Espero —destacó— que tengan valentía para dar el paso». «Basta ya de violencia criminal, golpista, ya basta», enfatizó; y resaltó que estos no son tiempos para el odio, que solo lo que se hace con amor trasciende, y que no va a haber una guerra civil, jamás, en patria venezolana.

Tenemos que cuidar la paz, amar la paz, valorar la paz, porque solo en ella podremos alcanzar logros como el de la salud, subrayó Maduro. «La paz para nosotros, dijo, es la base para construir lo bueno, lo útil, lo grande».

Contra vientos y mareas, contra una guerra que se le hace a la Revolución en todos los frentes, una verdad recordada por Nicolás Maduro este viernes resulta inocultable: cada 250 familias venezolanas, hay disponible un equipo de salud. Eso es lo que significa cien por ciento de cobertura médica en la tierra de Bolívar. Esa es la noticia que, como él advertía, muchos medios no querrán poner en sus titulares.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Michel dijo:

1

21 de abril de 2017

11:39:28


Vivan por siempre unidos Cuba y Venezuela, Barrio adentro es un pilar muy importante para la patria de Bolivar y Chavez, hasta la victoria siempre. Venceremos

Miguel Angel dijo:

2

21 de abril de 2017

11:45:26


Tales logros sociales en beneficio del pueblo venezolano es lo q irrita al imperio y a su oligarquía contrarrevolucionaria y criminal, sólo desea la violencia, los crímenes, el ataque a un hospital gineco obstetra, estos son sus objetivos. No son capaces, ni les conviene, sentarse en la mesa de diálogo, porque no tienen argumentos, ni un programa político para el desarrollo armónico de Venezuela, su filosofía es el odio y el terror.

sam rodriguez dijo:

3

21 de abril de 2017

14:36:32


Por estos logros, la derecha internacional, apoyados por el gobierno y empresas gringas, se siente desplazados y actúan agresivamente contra en gobierno bolivariano de Maduro.

mena dijo:

4

21 de abril de 2017

16:32:15


Me gustaria saber un dato interesante. Ya sabemos, según este articulo, que despues de Cuba, Venezuela es el segundo, pero cual es el primer pais en el mundo que logra una total cobertura de atención médica a sus habitantes despues de Cuba?.

leonardo dijo:

5

21 de abril de 2017

18:23:31


Una vez mas, gracias Granma por difundir esta noticia, mientras los grandes medios capitalistas solo dicen mentiras exaltando marchas golpistas apoyadas por el imperio pero siempre superadas por la marea roja bolivariana.