Nicaragua ya está en el ALBA

Nicaragua se convirtió en el cuarto miembro de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), un proyecto integracionista impulsado por Venezuela, Cuba y Bolivia que se basa en la cooperación, la solidaridad y la complementariedad

MANAGUA, 11 de enero (PL).— Nicaragua se convirtió hoy aquí en el cuarto miembro de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), un proyecto integracionista impulsado por Venezuela, Cuba y Bolivia que se basa en la cooperación, la solidaridad y la complementariedad.

La adhesión formal a la iniciativa fue el primer acto oficial del flamante presidente nicaragüense, Daniel Ortega, quien ayer fue investido en el cargo.

Declaro nuestra adhesión a los principios enunciados en la declaración del ALBA, anunció Ortega desde el escenario del Teatro Rubén Darío de esta capital.

Junto al nuevo presidente de Nicaragua se encontraban sus homólogos de Venezuela y Bolivia, Hugo Chávez y Evo Morales, respectivamente, y el vicepresidente cubano José Ramón Machado Ventura.

El acto, alejado del protocolo tradicional, pero cargado de gran significación por lo que representa para el futuro del país centroamericano, fue calificado de "histórico" por Ortega.

De acuerdo con el nuevo mandatario, el neoliberalismo imperante en los últimos 16 años creó una situación de emergencia social en Nicaragua.

El vicepresidente cubano se mostró complacido por la entrada del nuevo miembro, y sólo lamentó que el presidente Fidel Castro, quien se recupera de una operación quirúrgica, no pudiera estar presente para ver cómo sus ideas, dijo, "comienzan a dar frutos".

El neoliberalismo no es la opción, está claro que ha fracasado, sentenció Machado, tras advertir que los "hay cambios que ya no se pueden postergar porque los pueblos los necesitan y porque los están pidiendo".

De acuerdo con el vicepresidente de la isla caribeña, el ALBA, que iniciaron Cuba y Venezuela el 14 de diciembre de 2004 en La Habana, a la que luego se unió Bolivia en abril de 2006, "expresa la verdadera defensa de los derechos humanos".

El mandatario boliviano también fustigó las políticas neoliberales, y llamó a la unidad de los pueblos para darle una "muerte moral al imperialismo norteamericano".

Chávez cautivó al auditorio con su peculiar oratoria salpicada de anécdotas, bromas y encendidas arengas.

"Llegó la era de la resurrección de los pueblos", anunció el líder venezolano, quien ayer asumió también un nuevo mandato de seis años al frente de los destinos de su país.

El presidente venezolano alertó además que se trata de "una nueva batalla de los pueblos latinoamericanos contra la pretensión hegemónica del Imperialismo norteamericano".

Chávez adelantó que como parte de esta nueva forma de comercio justo, en las próximas horas firmará amplios acuerdos de cooperación bilateral con Nicaragua, nación que también lo hará próximamente con Bolivia y Cuba.

"Bienvenida Nicaragua al ALBA de oro", expresó el presidente venezolano, al culminar su discurso.

 

 SubirSubir

Servicio especial del Periódico Granma, órgano oficial del Comité Central del Partido Comunista de Cuba sobre la Alternativa Bolivariana para las Américas. Año 2005.

 Inicio