Consultas  Médicas

Shigelosis

El mensaje es nítido: todo paciente con diarreas agudas, independientemente de la edad que tenga, que presente sangre visible en las heces por escasa que sea, debe ser tratado como sospechoso de shigelosis.

La doctora Yoanna Ivette Flores Vega, residente de primer año de Medicina General Integral, se desempeña como médico de familia en el consultorio situado en el barrio capitalino del Vedado, en Calzada y A. El tema que aborda reviste el mayor interés, la shigelosis, una enfermedad infecciosa aguda del tracto (tubo) digestivo, producida por bacterias del género Shigellas. Tomó el nombre del bacilo de shiga en honor a su descubridor, el bacteriólogo japonés Kiyoshi Shiga.

—¿Cuáles son las vías principales de trasmisión y de trasmisibilidad?

—Es fecal-oral, de persona a persona, y por contaminación del agua y los alimentos, así como por vectores (moscas y cucarachas). Su trasmisibilidad ocurre durante la fase aguda de la infección hasta que desaparezcan de las heces fecales el agente infeccioso, lo cual suele ocurrir en un lapso de 4 semanas después de la enfermedad. Los portadores asintomáticos pueden trasmitir la infección y en raras ocasiones el estado del portador puede persistir durante meses.

—Una precisión: ¿Las manifestaciones de infección por Shigella presentan alguna diferencia clínica con relación a otros tipos de agentes bacterianos? Y quisiera específicamente, doctora, que estableciera la distinción, si existe, ante un estado de infección producido por la shigella y la que generan las amebas.

—La enfermedad se manifiesta comúnmente en una de sus tres formas: disentérica (así llamada cuando la deposición diarreica contiene sangre visible), diarreas acuosas o tóxicas. La forma disentérica tiene un comienzo brusco, con diarreas líquidas, abundantes en frecuencia y cantidad acompañada de mucus, pus y sangre. Se asocia a fiebre muy elevada (más de 39), dolor abdominal intenso, puede llevar al individuo a la deshidratación. En las formas de diarreas acuosas o tóxicas los síntomas iniciales pueden semejarse a los de una infección aguda sistémica sin manifestaciones de enfermedad entérica. Existen otros agentes infecciosos que pueden producir una diarrea disentérica, entre ellos la ameba con manifestaciones clínicas que la diferencian de la infección por Shigellas. Los brotes epidémicos de Shigellas son mucho más frecuentes que los de ameba. Su comienzo es mucho más brusco, en la ameba es mucho más insidioso (lento). La infección por Shigellas produce un cuadro febril más elevado que la ameba, lleva al paciente a la deshidratación más rápido que la ameba, entre otras.

—¿Revisten igual severidad estos cuadros en niños, adultos y ancianos?

—Comúnmente es mas grave en niños menores de 5 años. También tiene elevada mortalidad en los ancianos y desnutridos.

—Si como bien se afirma, la diarrea no mata, lo que mata es la deshitratación, ¿qué medidas inmediatas sugiere tomar antes incluso de consultar al médico?

—Se debe administrar al paciente las sales de rehidratación oral a libre demanda.

—¿Y si no tenemos a mano en esos momentos sales de rehidratación oral? ¿Té o jugo de naranja pueden ser los sustitutos? ¿Puré de plátano?

—El jugo de naranja y el puré de plátano pueden ayudar en la alimentación del paciente. Sin embargo, el té no se recomienda ya que modifica la motilidad (movimiento) intestinal.

—¿El diagnóstico es clínico o requiere exámenes complementarios?

—El diagnóstico definitivo se establece por el aislamiento de los diferentes tipos de Shigellas, a través del cultivo de las heces fecales y el raspado directo de la mucosa intestinal afectada.

—¿Tiene tratamiento específico? ¿En qué consiste?

—Varía de acuerdo con el tipo de Shigella y el cuadro clínico del paciente. Estos pueden ser: tratamiento preventivo, antimicrobiano de las complicaciones y la alimentación.

—¿Hay medicamentos que estarían contraindicados ante esta afección?

—Sí. Los medicamentos conocidos como antidiarreicos o absorbentes (Caolín, Pectina, Kaoenterin, Bismuto) no deben ser utilizados, pues no reducen el gasto fecal ni mejoran la pérdida de agua y electrolitos. Tampoco los denominados antimotilíticos (Elixir Paregórico, Atropina, Novatropín, Reasec), ya que disminuyen el movimiento intestinal, favorecen la invasión bacteriana de esta mucosa y prolongan su tiempo de evolución.

—En general, ¿cómo transcurre la evolución de esta enfermedad?

—Suele ser de curso limitado y durar días o semanas con un promedio de 4-7 días.

—¿Qué medidas individuales, y también colectivas, sugiere tomar para evitar brotes de shigelosis?

—Hervir el agua de consumo, así como la protección de las fuentes; lavado frecuente de las manos, haciendo hincapié en los manipuladores de alimentos. Garantizar la seguridad de los alimentos manteniendo un adecuado almacenamiento, conservación, manipulación y distribución. Control de los residuales líquidos y sólidos y de vectores; evitar el fecalismo al aire libre y promover la lactancia materna.

—¿Es una enfermedad de incidencia universal?

—La shigelosis constituye una enfermedad endémica en el mundo. Afecta alrededor de 140 millones de personas con aproximadamente 576 mil defunciones en los niños menores de 5 años.

—¿Trabaja la ciencia, o ya existe, alguna vacuna para la prevención de la shigelosis?

—Se realizan investigaciones, pero aún no parece estar lista para su uso clínico.

—¿...?

—Ante la aparición de un cuadro diarreico agudo se debe acudir de inmediato al médico de familia para recibir las indicaciones pertinentes. (2002)