Consultas  Médicas

Linfedema

JOSÉ A. DE LA OSA

En Medicina se conoce como linfedema el aumento de volumen de alguna parte corporal, más frecuentemente de los miembros inferiores, superiores y también los genitales externos, por el acúmulo de líquido rico en proteínas (linfa) limitado al espacio comprendido entre la piel y el plano muscular.

Con esta definición iniciamos el desarrollo del tema, de la mano del doctor Luis E. Rodríguez Villalonga, especialista de segundo grado en Angiología y Cirugía Vascular del Instituto de esta especialidad en La Habana, quien es también investigador agregado. Cumplió misión internacionalista en Libia en los años 1985-87.

Algunos linfedemas, aclara mi entrevistado, tienen nombre propio como la enfermedad de None-Milroy o linfedema heredo-familiar. También fibredema, un estadío grave de la dolencia conocida igualmente como elefantiasis (ver Granma 5/11/2002).

--Aclaremos, doctor, antes de comenzar la ronda de preguntas, la relación entre linfedema y elefantiasis.

--Elefantiasis es el linfedema grave, nombre que se le dio desde la antigüedad debido entonces a la tuberculosis cutánea y cuya causa principal en nuestros días es la filariasis linfática, originada por un parásito conocido como filaria, endémica en algunas regiones del planeta.

--¿Cuáles son los principales factores de riesgo para la aparición del linfedema?

--El diagnóstico tardío del cáncer de mama, el descontrol de lesiones de los miembros inferiores como las epidermofitosis (hongos) de los pies, úlceras o cualquier otra lesión que pueda constituir una puerta de entrada para una infección que desencadene una linfangitis. Igualmente la obesidad y los edemas crónicos favorecen las infecciones y la fibrosis que son elementos que contribuyen al desarrollo de linfedemas.

--¿Qué primeras manifestaciones pueden hacer pensar en la presencia de esta dolencia? Y, resumidamente, sus principales signos y síntomas.

--Lo principal es el aumento de volumen, que aparece después de alguno de los eventos que hemos mencionado, el que habitualmente es permanente.

--¿Podría simplificadamente, para un lector no especializado, esclarecer las funciones en nuestro organismo del sistema linfático y de la linfa?

--Tiene dos funciones: la de defensa, con la producción de anticuerpos y funcionando como filtro ante agentes extraños, y como vía accesoria de transporte para grandes moléculas como las proteínas y las grasas, entre otras. La linfa es el medio de transporte para conducir estas sustancias hacia el torrente venoso.

--¿El linfedema afecta simultáneamente las dos extremidades, es decir, ambos brazos, o piernas?

--Habitualmente no, aunque pudiera suceder.

--Generalmente ustedes categorizan los linfedemas como primarios y secundarios. ¿Cuál es el que más comúnmente observa en su práctica médica?

-- Primarios son los que no tienen una causa identificable, y secundarios los que por el contrario su causa sí es identificable. Los linfedemas secundarios de tipo inflamatorios por linfangitis a repetición son los más frecuentes en nuestra práctica médica.

--¿Y en cuanto a los varios tipos de linfedemas que existen?

--Estos pueden ser congénitos si se presentan desde el nacimiento; precoces o tardíos en dependencia de la edad en que aparecen; y dentro de los secundarios, además de los poslinfangíticos, existen otros de tipo inflamatorios, por radiaciones; postraumáticos y parasitarios, estos últimos prácticamente inexistentes en Cuba. Existe un tipo especial de miembros superiores producido por resección (eliminación) ganglionar en el tratamiento quirúrgico del cáncer de mama, cuya incidencia va siendo menor por el empleo de técnicas más conservadoras y, sobre todo, debido a los programas de prevención.

--¿Una simple picada de mosquito, una quemadura o la administración de algún medicamento pudiera dar paso también a un linfedema?

--No es lo frecuente, pero se sabe que los linfedemas precoces y tardíos suelen manifestarse luego de un ligero trauma y que después de una única crisis de linfangitis puede quedar algún grado de linfedema en individuos con ciertas particularidades. Eventualmente la inoculación de filaria por un mosquito infestado puede ser la causa del desarrollo tardío de un linfedema.

--¿Cómo se establece el diagnóstico de certeza? ¿Qué exámenes se requieren para ello?

--Es básicamente clínico y podría confirmarse con estudios de laboratorio e imageneológicos especiales, reservados para cuando sea preciso, con el fin de definir algún proceder terapéutico específico.

--¿En qué consiste el tratamiento? ¿Cuánto dura como promedio?

--El tratamiento dependerá de la causa, localización, extensión, y severidad del cuadro y en todo caso será a largo plazo.

--¿Es curable o tiende inexorablemente a la cronicidad?

--Tiende a la cronicidad, aunque con cuidados y atención médica estos pacientes pueden mantenerse compensados y evitar así que lleguen a estadios severos.

--¿Es posible hablar de prevención en el tema que nos ocupa?

--Por supuesto, el control de los factores de riesgo controlables, antes mencionados, son elementos a favor de la prevención.

--¿Existen recomendaciones para personas susceptibles al desencadenamiento de esta dolencia?

--Además del control de los factores de riesgo posibles, se recomienda el reposo con las piernas elevadas, la práctica de ejercicios, el cuidado de la piel, entre otras; y en el caso donde exista infestación por filaria, básicamente el control del mosquito como vector trasmisor.

--Abro esta pregunta por si queda algo esencial por decir.

--Señalar que aunque poco común en comparación con otras enfermedades circulatorias, el linfedema existe, y que conociéndolo, con cuidados elementales, podemos limitar su invalidante cronicidad.