Consultas  Médicas

Un proceder quirúrgico frecuente

Histerectomía

JOSÉ A. DE LA OSA

La extirpación del útero, la histerectomía, uno de los procederes quirúrgicos más frecuentes, suscita en la mujer no pocas preocupaciones en cuanto a si esta intervención puede llegar a afectar su sexualidad.

Foto: CAODoctor René Francisco González Vivó.

Un grupo de investigadores holandeses del centro médico universitario en Utrecht, que interrogaron recientemente a 400 mujeres que se habían sometido a la cirugía de extracción del útero, hallaron una avasalladora respuesta positiva en cuanto a que no solo no significó el final de sus relaciones íntimas, sino que la operación puede incluso mejorar el placer sexual.

La palabra histerectomía procede del griego hystera, matriz, útero; y ectomia, extirpar. Es decir, podemos definirla como un proceder quirúrgico mediante el cual se realiza la extirpación total o parcial del útero.

Con nosotros el doctor René Francisco González Vivó, jefe del Servicio de Ginecología del Hospital Ginecobstétrico Docente González Coro, en Ciudad de La Habana. Nuestro invitado cumplió misión internacionalista en Angola desde 1981 a 1983.

Doctor González Vivó: ¿Por qué vía se realiza este proceder quirúrgico?

Por diferentes vías: abdominal, vaginal, laparoscópica y, también, de forma combinada, es decir a través de la vagina asistida por laparoscopia.

¿Podría establecer la diferencia entre la llamada histerectomía parcial y la total?

La histerectomía total abdominal es aquella donde se realiza la extirpación completa del útero, y se diferencia de la histerectomía subtotal (o parcial) en que en esta se deja o mantiene el cuello uterino. Ahora bien, en este tipo de intervención, sea total o subtotal, se conservan en general las trompas de Falopio y los ovarios. Si estos fueran extirpados, entonces estaríamos hablando de una anexectomia bilateral, o izquierda o derecha.

Los criterios científicos prevalecientes se inclinan, en estas intervenciones, por la conservación de los ovarios, fundamentalmente en mujeres con menos de 50 años.

¿Es una operación que puede ser considerada de menor, de bajo o alto riesgo?

Es de bajo riesgo cuando la practican ginecólogos o cirujanos generales de experiencia.

¿Cuáles son sus principales riesgos?

Te diría que las hemorragias, infecciones pélvicas y del aparato urinario, fístulas ureterales y vesicales, entre otras.

¿Origina en todos los casos la incapacidad para la concepción?

La respuesta es sí, sea total o subtotal.

En general, ¿ante qué padecimientos está indicado este proceder médico?

En los tumores fibroides benignos, que suelen alcanzar gran tamaño y como resultado pueden ejercer presión sobre otros órganos y provocar sangramiento que origine anemia o dolor pélvico. Y me refiero específicamente al mioma uterino, una de las causas más frecuentes de la histerectomía. También la endometriosis pélvica, prolapso uterino, cáncer del útero.

Quisiera que sintéticamente se refiriera a las expectativas —al "cómo puedo sentirme realmente"—, que podría tener la mujer después de esta intervención, tanto cuando se le realice una cirugía parcial o total. Estoy pensando, doctor, específicamente en los cambios metabólicos, u otros, que pudieran manifestarse.

La histerectomía no trae consigo ningún cambio metabólico en la mujer. Todo lo contrario, el cuadro clínico desaparecerá y podrá llevar una vida mejor. La lógica desaparición de la menstruación luego de realizada la operación, no comportará, sin embargo, dificultades en el desempeño de su vida sexual.

¿Se requeriría algún tratamiento a base de hormonas?

No. Ni cuando se practica la histerectomía total ni la subtotal.

¿Qué comentarios en particular tendría que hacerle a las mujeres que se han realizado una histerectomía?

Que pueden llevar una vida normal en todos los sentidos, después de recibir el alta del Ginecólogo que las operó.

¿Desearía formular alguna precisión final?

Sí. Me parece importante subrayar que no todas las pacientes con diagnóstico de mioma uterino (fibroma), o por sangramiento del útero, cualquiera que sea la causa, requieren de un tratamiento quirúrgico, es decir, de una histerectomía total abdominal. Ello será siempre una decisión médica que se adoptará de forma individualizada. Debemos tener presente que no existen enfermedades sino enfermos.