Adiós al humilde campesino de Río Frío

Lorena Sánchez García

El segundo día más feliz para José Ramírez Cruz, luego del 1ro. de Enero de 1959, fue el 17 de mayo de ese mismo año, momento en el cual se firmó la primera Ley de Reforma Agraria.


José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Comité Central del Partido y Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros; los miembros del Buró Político, Esteban Lazo Hernández, presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular; Salvador Valdés Mesa, vicepresidente del Consejo de Estado y el general de cuerpo de Ejército Álvaro López Miera, viceministro primero de las FAR, rinden guardia de honor a Pepe Ramírez.

De esta manera, Jorge Risquet Valdés, miembro del Comité Central del Partido, recordó la vida de "Pepe" al pronunciar ayer las palabras de despedida al "más destacado luchador campesino del primer medio siglo de nuestra Revolución", en el Panteón de los Veteranos de la Necrópolis de Colón, donde fueron enviadas sendas ofrendas florales a nombre del líder histórico de la Revolución, Fidel Castro Ruz, y del General de Ejército Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros.

Pepe, "el humilde campesino de Río Frío" —como lo calificó Jorge Risquet— dedicó su vida entera al movimiento insurreccional y al campesinado cubano.

Es por ello que, en la mañana de este jueves, no faltaron quienes junto a sus familiares lo acompañaron por última vez.

La ceremonia de despedida del destacado revolucionario estuvo presidida por José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Comité Central del Partido y Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros; los miembros del Buró Político Esteban Lazo Hernández, presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular; Salvador Valdés Mesa, vicepresidente del Consejo de Estado y el general de cuerpo de Ejército Álvaro López Miera, viceministro primero de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) y otros dirigentes del Partido y del Gobierno.

Para Juan José León Vega, fundador de la ANAP, "los hombres no pueden elegir cómo nacer o morir, pero sí cómo vivir; y Pepe Ramírez vivió para el campesinado, pues lo representó dignamente ante los organismos del Estado. Así, Pepe Ramírez será el eterno presidente de los campesinos cubanos".

También estuvieron presentes fundadores de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP), cooperativistas, combatientes y compañeros de lucha.

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

Subir

 

 

ecoestadistica.com