Camiones Kraz y hormigoneras para el desarrollo constructivo del país

Con sustanciales ahorros en divisa, en la empresa cienfueguera SOMEC se trabaja en la reparación y ensamblaje de estos equipos

JULIO MARTÍNEZ MOLINA

CIENFUEGOS.— Única entidad del país encargada de esta tarea, en la Empresa de Soluciones Mecánicas de Cienfuegos (SOMEC), perteneciente al Ministerio de la Construcción, reparan o modernizan la línea de camiones Kraz 256 y arman hormigoneras de cinco metros cúbicos destinadas en lo fundamental a Kamaz.

foto del autorYa concluyeron 250 camiones Kraz.

Se trata de dos tareas de peso en la economía, toda vez que dichos equipos son ubicados en objetivos de relieve acometidos por las empresas de materiales de la construcción de todas las provincias. Los Kraz resultan esenciales en las canteras.

El costo actual de un Kraz en el mercado mundial ronda los 120 mil dólares la unidad; mientras que el de la hormigonera alcanza los 75 mil.

Sin embargo, buena parte de ese dinero logra ahorrarse gracias a los trabajadores de SOMEC, en tanto no sobrepasan los 45 mil dólares en la revitalización integral de los camiones de tecnología ucraniana y finalizan aquellas a un monto final de 26 mil dólares, afirma a Granma su director, Adalberto Rodríguez.

En el caso de los primeros se alcanza esa suma porque las piezas para su modernización general frisan dicho costo en conjunto, precisa este ingeniero mecánico al frente de la planta, quien añade que el objetivo ahora es terminar en el 2013 un lote de 59 Kraz.

Ya cuentan con las piezas de todos, las cuales les suministra una empresa importadora de su Ministerio; así como las de otros 21, a acometerse estos últimos durante la recta inicial del 2014.

El cronograma de ejecución marcha bien. En fecha reciente entregamos 14 camiones de 12 toneladas y ya tenemos a punto otros, complementa Evaristo Velásquez, especialista principal de la planta en la cual laboran 80 trabajadores en cinco puestos de ensamblaje y otros tantos de fabricación de elementos.

Ellos reciben los viejos Kraz 256 —con décadas de explotación en canteras u otros sitios, sin recibir nunca una reparación capital—, y los recuperan y modernizan: al chasis antiguo le colocan todos los elementos del Kraz 6 510, un modelo nuevo que posee una confortable cabina y sistema de volteo mucho más eficaz y cómodo, sostiene Evaristo.

Pero además —explica Adalberto, el director—, el trabajo incluye la reparación de todos los órganos agregados, más la sustitución de cuantos haga falta: motor y neumáticos incluidos. También se benefician de flamantes cajas de velocidad y traspaso, puentes, sistema eléctrico y automático. En fin, que de la planta cienfueguera salen a rodar por el país Kraz prácticamente nuevos.

Desde el inicio de operaciones en el 2009 hasta hoy son 290 los equipos de este tipo comprometidos por SOMEC, de los cuales ya finalizaron 240. Por su lado, en la línea de las hormigoneras suman 60. Estas se fabrican casi en su totalidad aquí.

Los trabajadores de la fábrica no solo ensamblamos las hormigoneras, sino además construimos sus partes principales como soporte, escalera y canales de vertido/llenado, asevera Ortelio Reyes, uno de los mecánicos más destacados y fundador de la entidad hace cuatro años.

Su colega Islay García dice que tanto él como el resto de sus compañeros se sienten motivados por un trabajo tan valioso como este, que le sustituye importaciones al país y devuelve la vida a los equipos que contribuyen a desarrollar la economía cubana.

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir