Cuba y Berklee se unen en Venecia

Michel Hernández

La afamada Escuela de Música de Berklee participará en el pabellón cubano de la 55ª Bienal de Venecia con un proyecto instalativo del profesor y saxofonista Neil Leonard, titulado 53+1=54+1=55. Letter of the Year.

Foto: Yander ZamoraNeil Leonard.

En declaraciones a Granma desde Boston, Leonard calificó como "un gran honor" y "una oportunidad extraordinaria" su intervención en la sala expositiva de la Isla y reveló que presentará "una obra muy especial".

"Estoy siguiendo la investigación del sonido del pregonero cubano e incorporaré sus voces en la instalación en Venecia. El Pabellón de Cuba está en la plaza San Marco, frente a la catedral donde se comenzó a utilizar el espacio para crear efectos musicales, con base en las obras de Andrea Gabrieli y otros", señaló Leonard.

"Venecia —agregó— también es la ciudad del compositor Luigi Nono, quien fue a Cuba para trabajar con Juan Blanco y que siguió esta investigación sobre sonido y espacio en la música electrónica".

Este proyecto de Leonard se inscribe dentro del trabajo más experimental que ha desarrollado en los terrenos de la creación de música y sonidos para danza, teatro, video, performance y cine. Además, marca un nuevo capítulo en sus vínculos con la cultura cubana, los cuales vienen adquiriendo una nueva dimensión en sus recientes viajes a la Isla, donde se ha presentado en los festivales Jazz Plaza, en la Feria Internacional Cubadisco y en conciertos organizados por el Laboratorio Nacional de Música Electroacústica (LNME).

Leonard ha sido uno de los principales promotores de las visitas de estudiantes y egresados de Berklee a la Isla, quienes han colaborado con alumnos del Instituto Superior de Arte e integrantes del LNME. Durante estos intercambios los músicos de ambos países han creado obras en conjunto y realizado conciertos en diferentes escenarios de la capital, como el Teatro del Museo de Bellas Artes y Casa de las Américas. En una de esas temporadas Leonard estrenó la pieza Nuestro tiempo, dedicada a Juan Blanco, pionero de la música electroacústica en América Latina. Igualmente estos estrechos lazos de unión permitieron la presencia de músicos cubanos y coreógrafos de Danza Contemporánea en Berklee, donde impartieron talleres y conferencias de música electroacústica en Cuba.

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir