Actualizado 3:45 p.m. hora local

Europa impone a España duras condiciones a cambio de rescate

Europa acordó hoy conceder a España un primer paquete de 30 mil millones de euros para sanear su endeudado sector financiero, a cambio de rigurosas condiciones de supervisión a la política económica del Gobierno.

Hemos autorizado la inyección de un primer tramo de 30 mil millones de euros de fondos a fin de este mes para recapitalizar la banca española, dijo el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker, tras una reunión en Bruselas de los 17 países de la zona euro.

El monto total del rescate, que puede alcanzar hasta los 100 mil millones de euros, se determinará a finales de septiembre, cuando se conocerán las necesidades exactas de todas las entidades financieras del país ibérico, con una alta exposición a la burbuja inmobiliaria.

Luego de nueve horas de debates, que concluyeron la pasada madrugada, los ministros de Economía y Finanzas del Eurogrupo alcanzaron un acuerdo político sobre el Memorando de Entendimiento con España, el cual define las condiciones del préstamo.

Las condiciones, sin embargo, ya están pactadas y se fijarán de manera definitiva el venidero día 20, aunque trascendió que el vencimiento de la ayuda tendrá una media de 12,5 años y un máximo de 15 años, explicó Juncker.

Según diversas versiones periodísticas, además de los requisitos que se impondrán a la banca, el gobierno conservador de Mariano Rajoy tampoco se librará de nuevas obligaciones, tal y como aclaró el vicepresidente económico de la Comisión Europea (CE), Olli Rehn.

España tendrá que cumplir plenamente con sus compromisos bajo el procedimiento por déficit excesivo y las recomendaciones para corregir los desequilibrios macroeconómicos , aseguró el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios.

Es decir, que el Ejecutivo del derechista Partido Popular se verá obligado a subir impuestos, eliminar la deducción por vivienda, rebajar la imposición sobre el trabajo y cumplir con otras posibles futuras recomendaciones de Bruselas a cambio del dinero.

En su maratónico encuentro, las 17 naciones que comparten la moneda única decidieron, además, otorgar a Madrid un año adicional (hasta 2014) para cumplir con sus metas de reducción del déficit público, indicó Prensa Latina.

Siguiendo las proyecciones de la CE -Ejecutivo de la Unión Europea (UE)-, la administración de Rajoy deberá finalizar 2012 con un déficit del 6,3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), de 4,5 por ciento en 2013 y de 2,8 por ciento en 2014.

Madrid cerró 2011 con una desviación presupuestaria de 8,9 por ciento del PIB y este año se comprometió con la UE a llevarlo al 5,3 por ciento.

Aunque la medida constituye un verdadero balón de oxígeno para el Palacio de la Moncloa (sede del poder central), estará condicionada al cumplimiento de una serie de exigencias.

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir