Cuba en el mundo

Visita de esposa de antiterrorista cubano destaca en semana uruguaya

MONTEVIDEO. — La presencia de Olga Salanueva, esposa del antiterrorista cubano René González, invitada por el gobernante Frente Amplio y la central sindical PIT-CNT, destacó en la semana informativa de Uruguay.

Salanueva viajó para impulsar la cruzada por la excarcelación de los Cinco, como se les conoce internacionalmente, y asistir aquí al acto central por la efemérides del Trabajo.

Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Antonio Guerrero y Fernando González cumplen desde 1998 exageradas penas por informar sobre planes terroristas contra Cuba organizados en territorio norteamericano.

René, por su parte, ya cumplió la condena, pero está castigado a permanecer en territorio estadounidense otros tres años sin justificación alguna.

Salanueva cumplió un apretada agenda que incluyó encuentros con el canciller, Luis Almagro, el secretariado del PIT-CNT, la intendenta de Montevideo, Ana Olivera, y representantes de otras organizaciones sociales y estaduales.

También participó en el cierre del I Congreso por la Integración Política Regional, que reunió durante tres días a unos 400 delegados estudiantiles de 11 naciones en el paraninfo de la capitalina Universidad de la República.

La causa por la liberación total de los Cinco ha recibido un amplio respaldo en los lugares visitados en este país, mientras Salanueva subrayó que solo la solidaridad internacional y la presión internacional sobre el presidente de Estados Unidos Barack Obama abrirán las puertas de la cárcel.

La esposa de René, viajó acompañada por Abel Rivero, por la Central de Trabajadores de la isla, y ambos intervinieron en la ceremonia para la celebración en esta capital de la efemérides mundial del trabajo.

Bajo la consigna central de Ahora es tiempo de los trabajadores a concretar los cambios, el PIT-CNT llamó en la celebración a una mejor distribución de ingresos, desarrollo nacional, educación, salud y seguridad.

Como principales oradores estuvieron los dirigentes sindicales Gabriel Molina y Fernando Gambera, quienes admitieron los avances en el terreno legislativo hacia los obreros en estos últimos siete años.

Pero llamaron la atención sobre la brecha social, ya que el 20 por ciento de los más poderosos se lleva la mitad de la riqueza de la nación.

Insistieron en mejores políticas sociales, llamaron a la solidaridad internacional, a fomentar la integración y consideraron la unidad de acción fundamental de un movimiento sindical maduro, serio y responsable.

Sobre la seguridad ciudadana, ambos líderes criticaron la postura contra los jóvenes de dirigentes de la derecha, quienes recogieron firmas para convocar a un futuro plebiscito destinado a bajar la edad de imputabilidad penal de 18 a 16 años. (PL)

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir