El benjamín de la arquería

Aliet Arzola Lima, estudiante de Periodismo

Precisión, agudeza visual y concentración son elementos que no pueden faltar en el repertorio de cualquier arquero, pues si bien se compite ante otros concursantes, es un deporte de superación personal.

Resulta imprescindible ejercer el control mental y físico, detalle más apremiante en los jóvenes, quienes suelen tener complicaciones para soportar la presión, sobre todo en competencias. Sin embargo, algunos bisoños no se arrugan, como el pinareño Hugo Franco, uno de nuestros representantes en el venidero Campeonato Mundial de Turín, Italia.

Foto: Ricardo López HeviaCon 19 años, Hugo Franco se perfila como el arquero del futuro en Cuba.

Con apenas 19 abriles, este aprendiz de Robin Hood integra la armada antillana hace menos de un año, lapso en el que ha demostrado su enorme potencial con sensacional proyección que incluye dos marcas nacionales absolutas en la distancia más corta (30 metros) y en la Vuelta Fita (sumatoria de las cuatro pruebas).

Sin embargo, Franco no comenzó en el tiro con arco: "Empecé en kárate y lucha, hasta que en sexto grado llegó un profesor a la escuela con un arco y me sentí atraído". Desde ese momento se entregó al aprendizaje de la técnica, el trabajo con el arma y lanzó sus primeros flechazos, que lo encumbraron como uno de los "jerarcas" en categorías inferiores.

Desde octubre ha experimentado un meteórico ascenso: "Voy a fajarme en el Mundial, quiero mostrar todo mi potencial frente a los mejores arqueros del planeta. Además, el boleto olímpico está en juego y sería genial asegurar un puesto para Londres", afirma.

De cara al reto de Turín, el benjamín del arco y flecha cubano no pierde las esperanzas y sabe que la presión será uno de sus mayores obstáculos: "Es mi primera gran competencia y seguro estaré algo nervioso, pero durante el evento uno encuentra las vías para evadir eso, debo tener mucho enfoque para obtener buenos resultados".

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir