Actualizado 11:00 a.m., hora local

Liderazgo palestino llama a frenar acciones de
extremistas israelíes

RAMALAH, 9 de septiembre (PL).— El comité ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) demandó mayores esfuerzos internacionales para impedir el boicot de extremistas judíos a las negociaciones directas con Israel, afirmó hoy su liderazgo.

Dirigentes de la máxima agrupación política de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) abogaron por el cese total de las actividades constructivas en los asentamientos judíos en los territorios ocupados de Cisjordania y Jerusalén Este como premisa para seguir el diálogo.

Al respecto, llamaron a Estados Unidos, el mundo árabe y el Cuarteto Internacional para Medio Oriente (Washington, Rusia, la ONU y la Unión Europea) a ejercer la máxima acción posible e impedir que fuerzas extremistas en Israel descarrilen las negociaciones .

El llamamiento respalda las pláticas cara a cara sostenidas el pasado 2 de septiembre en Washington entre el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, y el presidente de la ANP, Mahmoud Abbas (también líder de la OLP), que proseguirán los días 14 y 15 próximos en Egipto.

Sin embargo, la organización palestina suscribió las reiteradas advertencias de Abbas en el sentido de que si continúa la construcción de asentamientos israelíes en tierras palestinas, abandonará las tratativas, a pesar de las fuertes presiones estadounidenses.

Trabajaremos por involucrarnos seriamente en estas negociaciones. Rechazamos cualquier posición extremista del gobierno israelí, en especial la continuación de construcciones en las colonias y algún enfoque desproporcionado en temas de seguridad, subrayó la OLP.

Reportes sin confirmación oficial refirieron hoy que Abbas amenazó con renunciar, si Washington y algunas potencias europeas lo presionan para proseguir las pláticas con Israel, aunque no extienda el próximo día 26 la moratoria de congelamiento en las colonias judías.

El liderazgo palestino pareció lanzar un mensaje al gobierno norteamericano al remarcar que el proceso político proseguiría a fin de asegurar sus garantías, en alusión a que se mantengan los compromisos públicos asumidos antes de comenzar las tratativas.

Cuestiones relativas a la seguridad, fronteras, agua, refugiados y el destino de Jerusalén, ciudad santa donde se pretende instalar la capital del futuro Estado palestino independiente, están en el centro de las discusiones directas.

La prensa israelí hizo alusión ayer a un supuesto acuerdo tras bambalinas sobre los asentamientos, el cual aseguraba a los negociadores palestinos que no se construirían más inmuebles, pero Tel Aviv tampoco haría anuncio oficial sobre ese asunto.

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Comentarios | Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir