Aumenta nivel de ruido ambiental

Marita Pérez Díaz (estudiante de periodismo)

Más de 130 millones de personas en el mundo viven sometidas a niveles sonoros superiores a 65 decibeles, límite máximo aceptado por la Organización Mundial de la Salud (OMS). En las últimas décadas, los niveles de ruido ambiental en las ciudades aumentaron aceleradamente, y se considera el tránsito automovilístico como una de las fuentes más extendidas de contaminación en asentamientos urbanos.

Según Natasha Figueredo Valdés, especialista de la delegación del Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente en Ciudad de La Habana, el ruido no tiene grandes diferencias con el sonido, pero sí origina daños severos a la salud.

"La exposición constante a este factor puede dañar seriamente al órgano de la audición, al punto de causar hipoacusia o sordera. Incluso, contrario a lo que muchos piensan, los audífonos sí ocasionan deterioro del sentido auditivo", agregó.

En Cuba, las personas que se ven afectadas por este fenómeno no están desamparadas. La ley 81/97 del Medio Ambiente, tiene como uno de sus objetivos, propiciar el cuidado de la salud humana y elevar la calidad de vida.

El Ministerio del Interior, en coordinación con Salud Pública, el CITMA y el Instituto Nacional de la Vivienda, aplica medidas como amonestaciones, multas, decomiso de los medios utilizados para cometer la infracción, suspensión de fiestas luego de la una de la madrugada y clausura de locales, entre otras.

En el caso de los edificios multifamiliares, la resolución número 4 de 1991 reglamenta que no se pueden producir ruidos o molestias, ni ejecutar actos que perturben la tranquilidad de los demás vecinos.

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas | Especiales |

SubirSubir