Actualizado 1:45 p.m. hora local

El fichero mafioso del terrorista Montaner

JEAN-GUY ALLARD

Se le va a salir la urticaria a Carlos Alberto Montaner. El más ruidoso seudo intelectual que la CIA mantiene en su establo circula por Internet un documento que pretende ser una réplica a las revelaciones sobre su pasado terrorista.

Montaner, cuyo equilibrio sicológico se deteriora según sus propias amistades, no llega a admitir que se dedicaba, en las últimas semanas de 1960, a situar petardos incendiarios en tiendas y cines de La Habana y masacrar a personas inocentes.

Todo indica que se olvidó de su arresto in fraganti con el material explosivo en la residencia de sus padres. Tampoco tiene recuerdo de sus declaraciones, también incendiarias, en una publicación de Miami afiliada al mecanismo anticubano de la CIA. Su amnesia se extiende a sus declaraciones a la UPI donde se decía líder de una tropa contrarrevolucionaria conformada por el ejército norteamericano a solicitud de la Compañía.

Publicado bajo el titulo pomposo de "Manifiesto de Apoyo a Carlos Alberto Montaner Ante la Campaña de Difamación por parte del Régimen Cubano" el texto está firmado, según los términos escogidos por el propio Montaner, "por cerca de ciento cuarenta personalidades", entre las cuales los habituales activistas del Departamento de Estado Václav Havel, José María Aznar, Luis Alberto Lacalle, Mario Vargas Llosa y un sinnúmero de destacados desconocidos.

El documento tiene una virtud: da una idea clara de quiénes están involucrados en las campañas difamatorias contra Cuba al punto de aparecer en la lista de corresponsales de un colaborador de la CIA del tamaño de Montaner, quién comparte su tiempo entre Madrid donde mantiene su negocio de propaganda y Miami donde cobra sus cheques del Imperio.

El listazo se parece sin duda a la libreta de teléfono del terrorista que toda la vida vivió del cuento contrarrevolucionario. Los que tendrán la paciencia de leérselo reconocerán entre estos individuos sus personeros regionales siempre dispuestos a defender los intereses yanquis, de acuerdo con las orientaciones de la embajada yanqui más cercana.

La brocheta se extiende desde Esperanza Aguirre, Presidenta Comunidad de Madrid, Jorge Moragas, perla del falangista PP, hasta Jan Ruml, el ex Ministro del Interior de la República Checa.

Sigue con la nomenklatura de la FAES aznareña, de la seudo ONG checa People in Need, y del llamado Directorio Democrático Cubano empezando con su director, el connotado terrorista Orlando Gutiérrez.

En el final de listazo quedan unos cuantos infelices que pretenden ignorar que Montaner fue Jefe Acción y Sabotaje del grupo terrorista Rescate Estudiantil de la CIA-FRD.

"Me aburrí de leer la lista, comentó un observador. Esto no es otra cosa que lo más granado de los grants de la CIA, de la USAID y de la NED".

 

| Portada  | Nacionales | Internacionales | Cultura | Deportes | Cuba en el mundo |
| Opinión Gráfica | Ciencia y Tecnología | Consulta Médica | Cartas| Especiales |

SubirSubir