ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Pinar del Río está de Feria hasta el 18 de marzo. Foto: Ronald Suárez Rivas

PINAR DEL RÍO.–A 27 años de que Un dulce olor de azahares (Aurora Martínez, 1940-2017), marcara su estreno en el ámbito editorial, Ediciones Loynaz sigue siendo una puerta para que muchos autores inéditos comiencen a publicar.

En esta Feria Internacional del Libro 2018, que en la provincia se celebra desde el pasado miércoles hasta el día 18, son más de 20 los escritores que han tenido la posibilidad de ver impreso por primera vez alguno de sus textos, gracias a este sello pinareño.

Luis Enrique Rodríguez, director del Centro de Promoción y Desarrollo de la Literatura Hermanos Loynaz, asegura que ese ha sido siempre uno de los objetivos.

Por ello, además de promover como ninguna otra, la obra de la autora de los Poemas sin nombre y de sus tres hermanos, la editorial tiene el mérito de haber sacado a la luz los títulos de decenas de escritores de un territorio donde hasta principios de la década de 1990, muy contadas figuras como Nersys Felipe, tuvieron la oportunidad de publicar.   

En total suman alrededor de 500 libros desde su creación en 1991, pertenecientes a unos 200 escritores de todo el país. Una parte de ellos, ganadores de los concursos literarios que auspicia el Centro desde principios de los años 90.

Para la Feria 2018, Luis Enrique precisa que hay 44 novedades a disposición de los lectores, entre obras de poesía, narrativa, ensayo, teatro, historia y literatura infantil.

«De las 22 editoriales que integran el sistema de ediciones territoriales en el país, no hay ninguna con esa cantidad de títulos», destaca el directivo y advierte que ese es el resultado de la obra de la Revolución en el ámbito de la cultura.

Entre las nuevas opciones al alcance del público, se incluyen seis textos en soporte digital. «Consideramos que ese es el futuro, y también la forma de aumentar la producción literaria.

«En el 2016 tuvimos una primera experiencia, con dos libros, el año pasado fueron cinco, así que ya vamos por 13», dice.

«Cada vez será más habitual que las personas lean en sus computadoras, en sus teléfonos celulares o en sus tablet».

El Director del Centro Hermanos Loynaz afirma que ante la realidad que imponen las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones, el sello se ha ido preparando y en la actualidad cuenta con un equipo de trabajo al frente del cual se encuentra el poeta y ensayista Luis Amaury Rodríguez.

«Esperamos que el 2018 sea el año del boom de los libros digitales en Ediciones Loynaz», dice.

No obstante, asegura que en esta Feria los lectores ya pueden acceder a un número significativo de textos de otras editoriales, en la sede del programa informático, ubicada en la casa de la Asociación Hermanos Saíz.

«Como novedad en el evento, se nos ha sumado el Palacio de Computación, poniendo sus máquinas y sus especialistas en función de esta gran fiesta de la cultura, para facilitar que las personas puedan descargar las obras que deseen».

En comparación con aquellos primeros libros hechos de manera artesanal e ilustrados en blanco y negro a inicios de los 90, el salto es colosal.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.