ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Getty Images

Mundial tras mundial, Brasil llega con etiqueta de favorito a cada copa, independiente de la calidad individual que reúnen las selecciones futbolísticas del país sudamericano. Para la cita de Rusia 2018 la escuadra verde amarela vuelve a contar con una plantilla donde el talento y la experiencia de sus hombres se conjugan de manera casi perfecta para la persecución de su sexta corona.

Brasil, pentacampeón del mundo y único país presente en todas las justas del orbe, lideró de forma aplastante las eliminatorias de Sudamérica, sustentado en una segunda mitad del torneo donde no conoció la derrota. Atrás quedaron los fantasmas en su pobre juego cuando el extécnico Dunga no encontró la fórmula ganadora ni las formaciones estables en las primeras fechas del calendario.

Cuando asomaban los vestigios de tormenta, Adenor Bacchi «Tite» tomó las riendas del equipo y ocurrió la añorada metamorfosis. Se definió una columna vertebral de futbolistas comandada por Neymar, Coutinho, Gabriel Jesús, William, Paulinho y compañía, quienes retomaron la confianza en su talento y trabajaron en armonía bajo la égida de Tite, haciendo recordar, por momentos, a aquellos equipos del «jogo bonito» de los años 70 y 80.

En Rusia los exponentes de la samba desembarcarán en el Grupo E, junto a Costa Rica, Suiza y Serbia. Hace dos años, por increíble que parezca, Brasil carecía de un delantero centro y un genio que fuera cómplice de las jugadas fantásticas creadas por Neymar, quien solo no transformaba en victorias los duelos de su selección.

Si embargo, en corto tiempo explotó el juvenil Gabriel Jesús, cual auténtico rompe redes, y Coutinho se estableció como el cerebro preciso en la ofensiva para recobrar el toque mágico del elenco brasileño. También crecieron el volante Casemiro, el arquero Alisson, el defensa Marquinhos y el centrocampista Paulinho, este último a gran nivel en cada salida con la camiseta de su país.

Con estas piezas Brasil casi blinda su juego y presume de tener definidos a la mayoría de los 23 hombres que estarán en Rusia. La exigencia es bien alta: ganar la Copa sí o sí. En Brasil no hay lugar al segundo puesto. Tite puede soltar el tridente de Gabriel Jesús-Neymar- Coutinho y el «jogo bonito» se mostrará en su estado puro.

Los otros tres equipos de la llave E tienen similares chances de acompañar a los brasileños en octavos de final. Costa Rica irá con buena parte de la base que firmó, en el 2014, su mejor actuación en mundiales con su pase a cuartos de final. Los ticos son un elenco maduro y con líneas compactas al momento de no poseer la pelota.

Joel Campbell, Christian Bolaños y Bryan Ruiz necesitan conectar bien sus ideas para mostrar su efectividad en el ataque.

Si esto ocurre, la velocidad de Campbell, el ritmo de juego de Bolaños, y el olfato goleador de Ruiz meterán en problemas a la defensa más sólida.

Suiza presenta características bastante similares a Costa Rica, con extremos veloces y volantes de poca técnica, pero de mucho sacrificio en la recuperación de balones. El «plus» helvético lo tiene el habilidoso Xherdan Shaquiri, dueño de una fina pierna izquierda, aunque su excesivo individualismo resta en ocasiones para un mejor desempeño del once europeo.

La dupla de jugadores compuesta por Embolo y Granit Xhaka tiene la picardía y los recursos para facturar goles. De interiorizar cada uno su papel, el equipo dispondrá de mayores garantías para la victoria. Suiza tiene los octavos de final como meta recurrente en sus últimas incursiones mundialistas y en Rusia no debe ser menos.

La clasificación de Serbia al Mundial se consideró una sorpresa, pues pocos entendidos le dieron opciones de materializar su sueño para el 2018. A pesar de obtener el billete como líder del apartado D, varios pronósticos ahora los dejan fuera de la siguiente etapa. Para ellos ese factor puede jugar en su beneficio, ya que no tienen presión por un resultado fijo.

Sus mejores armas están del centro del campo hacia atrás, amparadas en la dureza de sus zagueros Branislav Ivanovic y Nenad Tomovic, y la laboriosidad de los volantes de recuperación Nemanja Matic y Dusan Tadic.

Los balcánicos necesitan que sus futbolistas no sean tímidos en el ataque, superen sus carencias técnicas y exploten al máximo los pases largos. Las jugadas a balón parado pueden sellar el futuro de Serbia en más de un partido, dándole tres puntos sin alarde, que serán bienvenidos.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Edgardo Martínez García dijo:

1

12 de enero de 2018

06:43:27


Brazil es un gran equipo ,observen sus presentaciones ante Bolivia, Colombia ,e Inglaterra, fuera de casa ,no pretendo criticar su excelente técnica su magistral toque ,sus capacidad de juego de equipo ,sólo quiero esperar ver dos partidos de preparación frente Alemania y frente a Rusia ,quisas uno más que se lleve a cabo en el Maracaná como se espera que acontesca ,en su grupo debe pasar ,pero de allí hacia delante ,la defensa que encontrará será otra ,venceran si imponen su carácter ante los adversarios ,con protestas a los árbitros ,o con poca acciones después del minuto 80 será difícil alcanzar .

Mario Luis dijo:

2

12 de enero de 2018

09:09:19


Soy fiel seguidor de elenco brasileiro y considero q si se puede penasr en el sexto titulo en copas del mundo,se ve un equipo mu solido,con un Neymar Jr que para mi hoy el el jugador mas tecnico del planeta futbol.

Alexander dijo:

3

12 de enero de 2018

12:42:00


Hola ,por mucho que nos duela a los que no somos sus fans,La canarinha siempre es favorita como bien dice el artículo,pero me parece que esta no es su vez de alcanzar las estrellas por sexta ocasión, quizas con un Neymar más maduro dentro de 4 años en Catar, si pasara a octavos y a cuartos pero allí quedará , puede ser cualquiera de sus tres acompañantes en el grupo el que los siga a la segunda ronda pues todos estan muy parejos.Un saludo a todos.

Alejandro Respondió:


15 de enero de 2018

05:04:09

Usted no sabe nada de futbol,..decir que Neimar no está maduro es en realidad no saber nada...

Ramon dijo:

4

13 de enero de 2018

05:30:08


Por dos veces Brasil ha organizado la Copa del Mundo en el 1950 cuando perdio en la final ante Uruguay 2 a 1, y la peor derrota de todas , la sufrida en el 2014 ante los Teutones por 7 a 1 y en este caso sucedio en semifinales , ni siquiera llego a la final. Veremos como le ira en Rusia.

Alexander dijo:

5

17 de enero de 2018

12:23:23


señor Alejandro,realmente no se si usted leyó bien mi comentario,en ningún momento dije que Neymar no está maduro,digo que con Neymar más maduro Brasil puede ser más favorito que de lo cual es ahora dentro de 4 años en Catar, fanáticos que no saben interpretar un comentario y respetarlo, deberían abstenerse de escribir sobre estos temas.un saludo.