ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Desde el 7 al 17 de febrero, capítulo habanero de la 28 Feria Internacional del Libro. Foto: Jose M. Correa

La Fortaleza de San Carlos de la Cabaña está lista para acoger desde el 7 hasta el 17 de febrero la 28 Feria Internacional del Libro de La Habana, en la que participarán alrededor de 43 países de todos los continentes y se dedica al escritor Eduardo Heras León y a la República Argelina Democrática y Popular (RADP), como País Invitado de Honor. Los pormenores fueron ofrecidos en conferencia de prensa, encabezada por Sonia Almaguer, directora de la Cámara Cubana del Libro, y Juan Rodríguez Cabrera, presidente del Instituto Cubano del Libro, entre otros directivos.

Más de 600 novedades editoriales verán la luz en la presente edición de la cita, en la cual, hasta el momento, han confirmado su participación 120 expositores de unos 20 países y 354 escritores y profesionales del mundo literario. Para la plena celebración habanera del suceso abrirán sus puertas más de diez subsedes, entre ellas, la Casa del Alba Cultural, el Pabellón Cuba, la Biblioteca Nacional José Martí, la Universidad de La Habana, el Centro Dulce María Loynaz, la Uneac, la Casa de las Américas, el Centro Hispanoamericano de Cultura y la Casa de la Poesía.

La ceremonia de entrega de los premios nacionales de Literatura, Ciencias Sociales y Humanísticas; Edición, Diseño del Libro, e Historia, entre otros, tendrá lugar en la Cabaña, espacio donde también se celebrará el coloquio dedicado a la vida y obra de Heras León, de quien se reeditan varios libros, entre ellos  las novedades El libro de los elogios (selección de textos dedicados a homenajear a autores cubanos y algunos extranjeros) y El libro de las presentaciones (una selección de presentaciones de libros realizadas por el autor) y las reediciones de La guerra tuvo seis nombres, Los pasos en la hierba, los Cuentos completos, Desde la platea y Dolce vita.

Dedicada también al aniversario 60 del triunfo de la Revolución Cubana y a los 500 años de La Habana, la Feria reserva un espacio a la cultura argelina, donde se exhibirán exposiciones de literatura y de otras manifestaciones artísticas de ese país.

Rodríguez Cabrera explicó que el Comité organizador ha tomado todas las medidas para que el festejo transcurra con la debida disciplina, y remarcó que la dirección del país ha hecho un extraordinario esfuerzo para poder producir los libros de la Feria, en tanto mientras para cualquier Estado la adquisición de una tonelada de papel bond puede costar 600 dólares, al nuestro le cuesta 1 300 dólares conseguir que llegue a Cuba.  

«No sé qué más podría venir», expresó el Chino Heras, premio nacional de Literatura, refiriéndose a la alegría que le da la Feria y después de haberse dedicado 50 años a la literatura. Por su parte Abdellah Laouari, embajador de la RADP, presente en el espacio, se refirió a los sentimientos y a la solidaridad que estrechan a Cuba con su país.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.