ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Especial preocupación mostró el Vicepresidente del Consejo de Ministros por la inestabilidad productiva de la fábrica de leche en polvo de Camagüey. Foto: del autor

Camagüey.–Las inversiones en la industria alimentaria avanzan de manera favorable en sentido general, pero la calidad de lo que se elabora no mejora a igual ritmo, un asunto a resolver junto a la inocuidad, la disciplina tecnológica, el control de los recursos y la aplicación de una sistemática política de mantenimiento industrial, consideró Ulises Rosales del Toro, vicepresidente del Consejo de Ministros, durante una visita de trabajo a industrias alimentarias y entidades agropecuarias de esta provincia.

En la Fábrica de Quesos Siboney, el Combinado Cárnico César Escalante, la industria procesadora de pescado Estrella Roja y la fábrica de leche en polvo, Rosales del Toro apreció el estado actual del equipamiento tecnológico y los trabajos que se realizan para ampliar las capacidades instaladas y diversificar las producciones.

Especial preocupación mostró por la inestabilidad productiva de la fábrica de leche en polvo, tras cuatro años de su puesta en marcha, aquejada por reiteradas roturas de equipos y otros inconvenientes de carácter técnico y de sostenibilidad de la materia prima y su calidad, lo que ha traído como consecuencia la fluctuación de la fuerza de trabajo calificada.

A partir de esa experiencia negativa, el Vicepresidente del Consejo de Ministros llamó a conformar sistemas de trabajo eficientes, donde prime la integración organizativa y funcional y una visión económica de todos los procesos, que permita enfrentar los problemas y resolverlos sin esperar a que vengan otros a hacerlo.

Se trata, dijo, de buscar variantes, iniciativas y reservas no explotadas, con el concurso de los tecnólogos, innovadores y operarios, para incrementar los niveles productivos y ampliar las ofertas en función de una demanda insatisfecha, destinada a cubrir las necesidades de alimentos de la población y responder a otros programas, como el desarrollo turístico y las exportaciones.

Durante las tres jornadas de recorrido por las llanuras camagüeyanas, Rosales del Toro evaluó igualmente la marcha del programa ganadero en una empresa dedicada a la producción y comercialización de leche y carne bufalina y en las cooperativas de producción agropecuaria Eduardo Chibás, de Vertientes, y José Ramón Sánchez Artiles, de Santa Cruz del Sur.

En diálogo con los vaqueros, el vicepresidente del Consejo de Ministros valoró las experiencias, y también los desaciertos, en materia de alimentación animal (siembra de pastos y plantas proteicas), acuartonamiento y suministro de agua, todo lo cual incide en el estado nutricional y de salud del rebaño, en la reproducción y, por consiguiente, en la producción lechera.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.