ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Omara García

Continuar promoviendo la cooperación y la unidad de acción, así como perfeccionar la actividad aduanera en la región iberoamericana, son propósitos de la XXXVIII Reunión de directores nacionales de Aduanas de América Latina, España y Portugal, que se celebra durante jueves y viernes en La Habana.

A esos objetivos se refirió Pedro Miguel Pérez Betancourt, Jefe de la Aduana General de la República de Cuba, quien dio la bienvenida a los participantes y los exhortó a definir nuevas metas, rejuvenecer y consolidar la labor del Convenio Multilateral sobre Cooperación y Asistencia Mutua entre las direcciones nacionales de Aduana de estas naciones (Comalep).

Ricardo Treviño Chapa, administrador general de Aduanas de México –país que funge como secretario permanente–, agradeció la organización del encuentro, el cual consideró como una oportunidad para involucrarse, compartir y debatir temas de interés para fortalecer el funcionamiento del mecanismo regional.

Señaló que la reunión de Comalep se ha convertido, a lo largo de 38 años, en un importante espacio de coordinación de asistencia mutua en las áreas de técnica aduanera, con vistas a desarrollar acciones para facilitar el comercio, fortalecer la capacitación técnica de los funcionarios y favorecer el establecimiento de esquemas que permitan hacer más eficientes los sistemas de gestión de riesgos.

En esta nueva cita en La Habana se proponen la evaluación de los resultados obtenidos en el último año de trabajo, así como el análisis de los retos y oportunidades que se presentan en lo adelante.

Por su parte Sergio Mujica, secretario general adjunto de la Organización Mundial de Aduanas (OMA), manifestó que Comalep resulta un aliado estratégico en la consecución de los propósitos de la organización. En este sentido resaltó la contribución de los países del área en materia de la plataforma jurídica para la colaboración y el intercambio de información entre las aduanas; además de lo que significa en cuanto a la conexión entre Latinoamérica, España y Portugal, y a través de ellos con otros países.

Igualmente se refirió a los objetivos de la OMA para este año, entre los cuales destacó la seguridad aduanal como primera línea de defensa de las naciones, el trabajo relacionado con la implementación del acuerdo para la facilitación del comercio, el combate a los flujos financieros ilegales y los desafíos que impone el comercio electrónico. En todo ello, afirmó, las contribuciones de Comalep son invaluables.

Desde el pasado 15 de mayo La Habana ha sido sede de varias reuniones de alto nivel relacionadas con el funcionamiento de las aduanas. Al respecto Fabián Villarroel, vicepresidente regional de la OMA, manifestó a la prensa que estos encuentros han permitido evaluar cómo la región ha ido avanzando en la gestión integrada de fronteras, el cumplimiento de la normativa aduanera y el fortalecimiento de las capacidades de los funcionarios.

Consideró que aun cuando se ha hecho énfasis en la implementación del acuerdo de facilitación del comercio, lo más importante no es verlo solo como instrumento para optimizar costos y tiempo en las actividades comerciales, sino que sea una oportunidad para que el comercio internacional demuestre que hay posibilidades para el desarrollo sostenible de nuestros pueblos.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.