ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Foto: Jorge Luis González

El análisis de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución —actualizados y aprobados en el 7mo. Congreso del Partido— abrió la jornada de este martes de las comisiones de Asuntos Económicos y Constitu­cio­nales y Jurídicos.

De forma separada primero, y conjunta luego, los diputados se refirieron a aspectos como el marco legal regulatorio para la aplicación de estas directrices del desarrollo nacional.

En la comisión de Asuntos Constitucionales y Jurídicos, en particular, los parlamentarios insistieron en construir un proyecto de normas jurídicas necesarias para avalar la legalidad de todo cuanto se realiza, y con ello consolidar la institucionalización de la sociedad que se desea para el futuro.

Además exhortaron a continuar analizando el tema del cumplimiento de los Lineamientos en la Comisión cada vez que se efectúe un periodo ordinario de sesiones, para garantizar el ordenamiento social, transitar por el camino adecuado y evitar las desviaciones e improvisaciones.

Igualmente hubo pronunciamientos sobre la propiedad privada y el propósito de impedir la concentración de las ri­que­zas. En este aspecto los diputados coincidieron en que el mar­co re­gulatorio legal ayudará a concebir este proceso y que de­be ser seguido muy de cerca, por cuanto está ligado a la esencia de nuestro sistema social y ha sido parte de la lucha emancipadora llevada a cabo por las diferentes generaciones de cu­banos.

Se habló también del gran reto social de insertarnos en una economía globalizada, por lo cual la batalla de ideas para el futuro debe ser más abarcadora y concentrada en reafirmar valores humanos, prácticas y actitudes que deben distinguir a nuestro país.

“Aspiramos a vivir en un país institucionalizado, regularizado por las leyes”, afirmó la diputada Rosa Charró Ruiz. Hay que dar a conocer las leyes y capacitar a los profesionales del sector para ha­cerlas cumplir respondiendo a los propósitos sociales definidos en los documentos rectores del Partido Comu­nista de Cuba, añadió.

En la comisión económica, la diputada artemiseña Mar­gari­ta Soroa Valdés, del municipio de San Cristóbal, destacó la trascendencia de contar con un lineamiento (267) que explicita la continuidad del perfeccionamiento de los órganos del Poder Po­pular, como vía para consolidar nuestra democracia socialista.

A la voluntad de avanzar en el desarrollo del sistema empresarial, a partir del otorgamiento de facultades que vuelvan a la empresa estatal más autónoma y competitiva, hizo alusión Agustín Lage, diputado por Yaguajay.

Esta idea, contenida en el lineamiento 10, debería contemplar, a su juicio, la aprobación de una Ley de Empresas, en aras de reforzar el papel que le corresponde jugar a este sector dentro del escenario económico cubano.

Además, resaltó lo pertinente de incluir en varios acápites el uso de la ciencia y la técnica con el propósito de elevar la eficiencia y la productividad. No obstante, sugirió que el lineamiento 24, que aborda el tema, incorpore en su letra la definición de empresa de alta tecnología. Asimismo, insistió en que el 99 aluda al incremento del presupuesto que hoy se dedica a la actividad científica, si queremos elevar su impacto en el desarrollo del país.

A fin de insertarnos cada vez más en el mercado internacional, urge desarrollar, de manera efectiva, la vocación exportadora de “todas las empresas estatales socialistas”, puntualizó. Sin em­bargo, el cuerpo del lineamiento 67 no es, en su opinión, suficientemente explícito respecto a este tema.

Las intervenciones de los diputados en general coincidieron en destacar que los Lineamientos, el Plan Nacional de De­sa­rrollo hasta el 2030 y la Conceptualización del Modelo Eco­nó­mico y Social se articulan y complementan en la definición de una visión de futuro. Por ello aprobaron la actualización para el periodo 2016-2021 de los Lineamientos y, además, en­car­garon a las Comisiones Permanentes el control y la fiscalización de la implementación de estos en los sectores de su competencia.

Ya en la tarde los parlamentarios de la comisión de Salud y deportes resaltaron el carácter programático, estratégico e integrador de los documentos que se discuten, y su total co­herencia con los Lineamientos, cuya aplicación nos conducirá hacia la sociedad próspera y sostenible que de­seamos.

El diputado Rafael A. Brown, de Holguín, reconoció que la realización de estos intercambios, ya sea en el seno de la Asamblea Nacional o al interior de un Consejo Popular, constituye un reflejo genuino de democracia y demuestra, al decir de la diputada Marisol Fuentes, del municipio de San José de las Lajas, que “la dirección histórica de la Revolución siempre ha contado con el pueblo”.

Mientras, Teresa Pérez, de Bejucal, resaltó que “si bien los Li­neamientos, y los documentos del Congreso del Partido en general, incorporan modificaciones significativas y conceptos novedosos como la propiedad privada, los principios rectores de la sociedad socialista que hemos defendido siempre, permanecen invariables”.

Por su parte, el diputado cienfueguero Pedro Hernández enfatizó en la responsabilidad de los delegados de participar en el control y la fiscalización de la implementación de los Li­neamientos y de todas las medidas que de ellos emanen.

En ese sentido, el diputado Jorge González Pérez, coincidió en que la mejor forma de respaldar lo dispuesto es hacer, en cada lugar, lo que a cada uno corresponda: “El mayor aporte nace de la contribución diaria al ahorro, la racionalidad, la eficiencia y el control”, afirmó.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.