ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

MANATÍ.—Tal vez muchas personas, electores sobre todo, no sepan qué ocurre cuando por voluntad popular a pie de urnas sobreviene esa renovación lógica y saludable llamada a revitalizar y a fortalecer las estructuras de dirección en el Gobierno.

La respuesta aflora por estos días en aquellos municipios donde se han originado cambios como resultado del re­ciente proceso de elecciones parciales que abarcó a todo el archipiélago.

Me refiero al procedimiento normal mediante el cual los presidentes y vicepresidentes que concluyen esas funciones en las asambleas municipales del Poder Popular les hacen entrega a los recién electos para di­chos cargos.

Procedimiento o proceso normal, no significa formal, esquemático, en­casillado. Por eso, ante la pupila de un auditorio igualmente representativo del latido social, se realizó en Ma­na­tí la firma de los documentos corres­pon­dientes por parte de Sergio Pé­­rez Ri­cardo, (presidente saliente) e Iván Cheris Díaz, (presidente entrante y antiguo vicepresidente), así como por  Yolexis Pavón Vázquez, quien asume ahora la vicepresi­dencia.

Los manatienses renovaron sobre la base de su propia reserva o cantera interna de Gobierno. A pesar de esa indiscutible ventaja, el momento de la entrega devino oportunidad para reiterar funciones concretas inherentes a ambas responsabilidades de dirección, asuntos de funcionamiento, una panorámica del territorio, el favorable saldo de las elecciones, composición y potencialidades de la actual Asamblea Mu­nicipal.

“Porque en realidad ¿qué esperamos de ustedes, el pueblo y nosotros? —meditó Lilian González Rodríguez, presidenta de la Asamblea Provincial del Poder Popular, al intervenir: esperamos que mantengan un vínculo permanente con los electores, que agoten hasta la última alternativa posible para que cada problema o preocupación po­pular tenga solución, que avance el trabajo de las comisiones y delegados, que el municipio se desarrolle, prospere, progrese y se atempere cada vez más a las transformaciones y exigencias del modelo económico cubano”.

Por eso, entregas, firmas, consejos, referencias y aspiraciones similares tienen lugar por estos días en distintas zonas del país con quienes asumen en nombre del pueblo, por y para él.

Y también por eso, este no es un momento aislado. Forma parte de una bien concebida intención que incluye la reorganización de los Consejos Populares y el empeño por preparar a todos esos delegados de base que el pueblo eligió, precisamente para sentirse representado y defendido, tanto en el inquieto entorno de cada circunscripción, barrio, asentamiento, comunidad, como en las asambleas que todos ellos integran a instancia de municipio.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.