ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
Giraldo sigue siendo oído y voz de quienes lo han ratificado durante 38 años. Foto: del autor

MAJIBACOA, Las Tunas.— Primero fueron sus vecinos (aquel histórico 10 de octubre de 1976) quienes confiaron en él para que los representara y defendiera. Luego lo ratificaron hijos y sobrinos del lugar. Hoy, hasta los nietos. Y Giraldo Ramírez Pérez sigue ahí, como el único delegado que ha tenido la zona rural de Ramírez, en Majibacoa, desde que nacieron los Órganos Locales del Poder Popular.

Es fácil suponer lo que de él espera la comunidad en este y en cada nuevo proceso de rendición de cuenta: oído receptivo, sensibilidad, capacidad de gestión, el siempre afable trato y la cordial atención hacia todos.

Pero… ¿qué espera Giraldo de sus electores, después de 38 años intermediando entre ellos y representantes de organismos no siempre claros de su compromiso con el pueblo?

Como si repasara en un susurro cada palabra de la pregunta, Giraldo dice: “¿Qué espero de ellos? Pues bien, espero lo mismo de aquel primer día: que ninguno se guarde nada dentro y que mantengan total confianza en mí para plantearme con sinceridad y respeto sus preocupaciones, quejas, sugerencias y hasta las inconformidades que puedan tener.

“Yo siempre les hablo claro y así también me gusta que me hablen ellos. Por eso espero que sigan viendo mi despacho no solo como un momento del viernes, sino a cualquier hora, de cualquier día y en cualquier lugar, como siempre ha ocurrido.

“Cuando uno lleva tanto tiempo en esta función, espera más apoyo de la gente ante cada nueva tarea que ejecuta la comunidad, comprensión cuando algo no puede ser re­suelto por razones ajenas a nuestra voluntad. Todo delegado espera también que nada afecte la asistencia a las asambleas ni la participación en ellas.

“En algunos lugares hay preocupación por la asistencia de los jóvenes. Los míos asisten, opinan y participan. ¿Cómo lo logro? Sencillo: planifico mi asamblea para un día y hora que no coincida con sus actividades. Lo otro importante es escucharlos y entender sus preocupaciones, que casi siempre se refieren al empleo sano del tiempo libre, la recreación, el deporte… aunque hay que buscar el modo de motivarlos y sumarlos a tareas del barrio para que también sientan el peso de la responsabilidad.

“En todo esto debe cooperar mucho el grupo de trabajo comunitario. De sus miembros yo también espero seguir teniendo empuje, porque un delegado solo no es nadie”.

—¿Y una circunscripción sin delegado, qué sería?

—Hay dos cosas en las que muchas veces he pensado. La primera: debe ser muy triste que nadie le plantee nada a un delegado durante la asamblea. En mi opinión eso no indica que las cosas andan bien, sino lo contrario, porque en todas partes hay problemas, preocupaciones, quejas, insatisfacciones. Aquí, por ejemplo, está el bajo voltaje en dos zonas, la necesidad de mejorar la telefonía, el mal estado de la vía que va de Las Parras a Omaja…

“Lo otro que me pregunto frecuentemente es qué sería de nuestro pueblo si no existiera en cada circunscripción un delegado. En algunas partes puede haber quien se queje o no esté satisfecho con la gestión de su delegado, pero aun así no puedo imaginar al país sin nosotros, pues hay que ver la cantidad de personas que se nos acercan con los más diversos planteamientos…

“Y eso también lo espera todo delegado que ama su misión; no importa si lleva 38 años (como nos sucede a muchos todavía en Cuba) o si recién ha comenzado a representar a los vecinos de su comunidad”.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Cesar Pena Paneque dijo:

1

1 de noviembre de 2014

12:34:42


Sin dudas de ningun tipo, puede creerse que Giraldo Ramirez Perez es un excelente "cuenta cuentos", posiblemente com mas capacida imaginativa que el genial Samuel Feijoo. Solo hay que darse una vueltecita por aquella parte del território nacional para comprovar que entre fango al pecho, piso etierra y mira aver como sobrevives, ni el mejor de los delegados de cuba puede hacer cosa alguna que tenga valor. Esta parte de la geografia tunera fue desvastada, asi desvastada, por el ciclon IKE, estuve alli com las tropas ingenieras de las FAR -orgullo de mi Pueblo- abriendo brechas para impedir que nuestra gente felleceria de hambre y de sed, despues del descomunal impacto de aquel formidable organismo ciclónico tropical. Si en 1959 se realizo la reforma agraria y se puso en marcha todos los planes que se anunciaron en la Historia me Absolvera, en esta ocasion aunque se pretendiera no habia com que hacerlo. Los delegados del Poder Popular en la base, si como no, muy bueno. Pero este pobre diablo que se precia de ser uno de los mas antíguos "en el oficio", seria mejor que se guardara sus historias para despues por que ahora lo que se necessita es gente joven com deseos y voluntad de transformar el escenenario, segun le corresponde a esta generacion que esta saliendo y que, en buena kid, le pertenece hacerlo. Muchas gracias a Granma por esta oportunidade.

Alex dijo:

2

1 de noviembre de 2014

15:02:00


El Poder Popular, aun con sus deficiencias, es el mejor ejemplo de Democracia Participativa, la Sociedad Civil en accion. Siendo lo puesto al "rdeno y mando", el Poder POopular ha sido ignorado por muchos que prefieren mantener sus "feudos", lo cual termina por disminuir el poder efectivo del Estado en su tarea de protector de los intereses del pueblo. Asi pues, hay que reforzar la influencia en la toma de decisiones del Poder Popular en todas sus instancias. Hay que pasar del dicho al hecho si queremos avanzar , con gran sentido común que quiere decir sin prisa pero sin pausa.

pastor dijo:

3

1 de noviembre de 2014

19:47:43


Aunque tu comentario causa pena, lo agradezco Cesar Pena. Y no pienso controversiar en modo alguno contigo. Ciertamente en esa zona, como en muchas azotadas y no azotadas por huracanes tropicales, hay infinidad de cosas que resolver. Nadie lo niega. Como tampoco nadie negará el panorama bien distinto que predomina hoy allí con respecto a 40, 50 y más años atrás. Yo solo me pregunto algo que tal vez tú jamás puedas responder: ¿Por qué si Giraldo es un "cuenta cuentos" (como afirmas) personas de todas las generaciones siguen eligiéndolo en cada nuevo mandato para que los represente? Recuerda que ya suma 38 años como depositario de esa confianza. Gracias nuevamente por tu opinión. ¿Ves, en mi periódico, el de todos los cubanos, también hay espacio para quienes opinan como tú. Mis saludos y respetos.

Nébuc dijo:

4

2 de noviembre de 2014

13:17:19


Sr. periodista Pastor Batista, realmente hay Delegados y delegados que merecen seguirlos toda la vida, como Giraldo en Majibacoa, otros no tanto, pero cada uno al ser elegido por el pueblo democráticamente representan la confianza de sus vecinos. En ningún momento el Delegado puede ser un "cuenta cuentos" porque lo revocaría el pueblo, que todos los planteamientos no lo puede resolver el Delegado, es cierto, como cierto que sin cobrar un centavo por representar a las masas trabaja sin importar día ni hora. Me parece ver en este ciudadano el vivo ejemplo del respeto, la honestidad y la responsabilidad, al igual de sus electores, la gratitud y la confianza. El sacrificio de un Delegado se construye desde dos polos: por un lado el trabajo para encarar el esfuerzo que persigue un ideal; y por otro, el hacerlo desde la gestión de lo cotidiano, de lo esencial, del sentido común que implica cuidar nuestro entorno en el día a día, algo que se convierte con el paso del tiempo en un elemento de alto valor social. Los 38 años de este humilde hijo del pueblo merece el respeto de César Pena y el cariño de toda Cuba.

Pastor dijo:

5

2 de noviembre de 2014

19:36:37


Gracias por tus sinceras palabras, Nébuc, que me reconfortan profesionalmente y horan con sencillez los valores humanos de Giraldo y de quienes, como él, asumen y re-asumen la responsabilidad de delegados, en condiciones y tiempos tan difíciles como los actuales. Mis saludos, el de mi familia y del pueblo cubano para ti.