ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA
El formato técnico 3D intensifica las emociones de los jugadores Foto: www.lapatilla.com

A pesar de que algunos científicos consideran que los videojuegos aumentan la capacidad de sociabilidad y algunas funciones cerebrales, recientemente, una nueva investigación sugiere que el formato 3D, por su nivel de realismo, puede potenciar que las personas se vuelvan más agresivas de acuerdo al nivel de violencia del juego.

El estudio, realizado por expertos de la Universidad del Estado de Ohio, asegura que los avances tecnológicos intensifican los efectos en el comportamiento de los jugadores, publicó hoy el sitio Muyinteresante.com.

Brad Bushman y Robert Lull, coautores de la investigación, pusieron a 194 estudiantes a jugar al Grand Theft Auto IV durante 15 minutos. A la mitad de ellos se les dijo que intentaran matar a todos los personajes que se encontraran a su paso, mientras que el resto realizó, siguiendo las instrucciones de los psicólogos, actividades virtuales pacíficas.

Asimismo, el formato técnico utilizado en los videojuegos varió. Mientras que unos voluntarios jugaron en el tradicional 2D y otros, con pantallas 3D y las gafas pertinentes para esa versión.

Según informa el sitio digital, una vez finalizado el juego, los participantes tuvieron que rellenar un cuestionario para que valoraran las emociones, de 1 a 5, que sentían después de la sesión de GTA IV. Los jugadores pacíficos dieron una puntuación similarmente baja a la casilla de “enfado”, pero los que perpetraron matanzas en la versión 3D marcaron notas significativamente más altas en esa categoría que quienes apretaron el gatillo en pantallas 2D.

Además, los investigadores les preguntaron por el grado de inmersión, es decir, hasta qué punto se habían sentido como si actuaran en un entorno real. También los jugadores 3D dieron en este apartado las puntuaciones más altas.

“La combinación de contenido violento y tecnología inmersiva puede ser problemática”, ha resumido Bushman.

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

Igor dijo:

1

23 de octubre de 2014

22:10:15


Prohibanlos.

Justo dijo:

2

24 de octubre de 2014

08:53:07


En verdad, no sé hasta el punto de seguir en contra de las tecnología, si nos ponemos a ver, existen muchas cosas que generan violencia y no solo los llamados 3D, todas las telenovelas, desde que tengo uso y razón, tratan de traición, mentiras, robos, estafas, muchas películas, que se pudiesen ver, la ponen en la madrugada, cuando la gran mayoría está descansando y es cuando muchos se aprovechan para robar. A qué cine, puede uno acudir, porque todos están en las capitales de provincia, al menos en las provincias de campos, quien se ha dignado a hacer una reparación capital con esos cines?, quien se preocupa por la diversión de esas persona?, o es que solo los habaneros, son los que tienen el derecho a tenerlo todo, porque es la capital?. Usted como periodista puede publicar miles de articulo como estos, se sabe que afecta la mente de los adictos, pero eso no lo para nadie, todos quieren tener tecnología de punta, al igual que ustedes y el que no, tiene que ir a otros lugares, dentro o fuera de su misma provincia y verlo antes de morir, es por eso, que aun conservamos esas computadoras viejas, que bastante nos resolvieron en la gran mayoría de las escuelas y ahora están resolviendo en los CDI en Barrio Adentro en Venezuela, pero dan deseos de llorar, cuando das un clic y a los 15 o 20 minutos es que abre la ventana, o que no soportan un software, por su poca capacidad de DDR o RAM. Por cada 1000m, existen hoy en cada cuadra 20 o más computadoras, muchas de alta tecnología, que solamente se emplean en trabajos domésticos y juegos, existen TV 3D, ¿Quién para el desarrollo tecnológico?, nosotros, que lo único que hemos hecho es quitar las salas 3D y los juegos computacionales y con eso el desempleo de muchos de esos que ejercían su trabajo, quienes estaban haciendo ilegalidades, había que sancionarlos, pero no pagar todo, “JUSTOS POR PECADORES”

Justo dijo:

3

24 de octubre de 2014

11:10:51


Porque, si podemos poner juegos de beisbol, futbol, basket y otros, porque para eso están los famosos inspectores, para controlar la actividad que esté realizando el cuenta propista. Digo esto, para que esos niños, el fin de semana tengan con que divertirse, ya que hay muchas familias que no pueden adquirir una computadora y utilizan el fin de semana para lavar o hacer algún que otro trabajo domestico en la casa y los niños no quieren ver los repetidos muñequitos que ponen en la TV y que al llegar a un Club de computación, se encuentran los locales llenos y no pueden jugar, es por eso que muchos de los jóvenes hoy en Cuba, desde edades muy temprana se dedican a fumar, a las bebidas alcohólicas y a otras cosas que no deben hacer. Quizás un padre le pueda dar 20 pesos y juegue varias veces, pero otros que no tienen, se divierten con ver a los demás jugando y así se entretienen, yo creo que hay que valorar eso, porque yo mismo estuve operando un juego computacional, con un equipo llamado XBOX 360, con el KINECT (sensor de movimiento), donde los niños y niñas juegan atreves de una pantalla y ellos mismo son los protagonistas, con sus propios movimientos y esa es una forma más de ejercitar el cuerpo y la mente. Ahora esos 20 pesos, los consumen en cigarrillos de las tiendas recaudadoras de divisa, en bebidas o licores y en muchos casos no se sabe, en qué otras sustancias. No quiero tocar más el tema, "Saquen ustedes, sus propias conclusiones"

Dariem dijo:

4

24 de octubre de 2014

12:18:11


Mi opinión: estas investigaciones solo tratan de justificar la violenta sociedad norteamericana producto de un sistema que promueve el egoismo, la avaricia, el individualismo y el sálvese quien pueda, todo lo cual contribuye a fomentar antivalores donde la violencia es un medio más para alcanzar la cúspide, el sueño americano, o para liberar la frustración que sienten ciertas personas al sentirse marginalizados e impotentes al no poder alcanzar sus sueños. En otros países también hay videojuegos 3D violentos y sin embargo no hay tantos asesinatos, ni asesinos en serie, ni matanzas en las escuelas, etc. Las personas equilibradas saben diferenciar el juego de la realidad, lo que pasa que en esas sociedad las presiones sociales desequilibran demasiado a las personas. Entonces, que no le echen la culpa a los videojuegos.

Yurisander Guevara dijo:

5

24 de octubre de 2014

12:48:04


No concuerdo con este artículo. Los videojuegos, desde hace mucho tiempo —pero sobre todo los modernos—, tienen una cosa que se llama Control Parental. Esto permite a los padres controlar exactamente los contenidos digitales que sus hijos pueden ejecutar en las consolas. Los juegos, por demás, se clasifican según su contenido, una regulación que data de más de 25 años. Por tanto, si su hijo (a) de 10 años, más o menos, juega a Call of Duty y mata personas, o destroza una ciudad entera en GTA, o es el mejor asesino posible según Assassin´s Creed, pues es porque UD. como padre lo permite. Lo más fácil es culpar al videojuego y ahora a la tecnología 3D. Las películas son también violentas y las pasamos en TV pública donde el Control Parental es más difícil de implementar, y así muchos aspectos de la vida son violentos y no por eso se prohíben. Yo soy periodista de Juventud Rebelde, una persona normal, no quiero o he querido matar a nadie, ni siquiera dañarlos, estoy en CONTRA de cualquier tipo de violencia, incluso de las armas en cualquiera de sus formas, y tengo mandos de videojuegos en mis manos desde los 5 años de edad. Y creo que cuando muera me tendrán que hacer una lápida en forma de videoconsola. Educación y control sobre nuestros hijos para formarlos como hombres de bien es lo que se necesita. Así entenderán que lo que aparece en pantalla es un juego, simplemente eso y nada más. Los otros trastornos son nuestra culpa, donde muchas veces tercerizamos para escapar de nuestros demonios, esos que impidieron llevar a los Pinos Nuevos por el camino correcto.