ÓRGANO OFICIAL DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA

El viernes 18 de agosto salí con mi cuñada y mis tres sobrinos (dos niños 11 y ocho años y una niña de seis años). Salimos temprano pues vivimos en San Agustín, La Lisa, e íbamos para La Habana Vieja.

Decidimos caminar hasta el punto de salida de los taxis ruteros que circulan ahora, y así poder ocupar uno para todos, pues éramos dos adultos y tres niños. Muy pronto montamos, yo delante y mi cuñada con los tres niños detrás. El viaje completo nos salía en 60 CUP, pues ocupábamos las cuatro plazas del taxi. Cuando el taxista supo nuestro destino exclamó: ¡Pues se salvan! ¡Porque este viaje directo nadie lo quiere dar! No da negocio, nos dijo. Nos dio la explicación de por qué no les daba negocio a los taxistas; según él, en cada corrida debía entregar 70 CUP, y un viaje como el nuestro les reportaba pérdidas.

Incluso nos dijo que él mismo daba la vuelta desde el Parque de la Fraternidad vacío y comenzaba su recorrido en el Cerro.

La cosa comenzó a las 2:00 p.m., cuando intentamos regresar hacia San Agustín, con tres niños cansados por el recorrido y un calor insoportable por el sol de esa hora. Frente al parque, en una de las cafeterías de Monte, más cercana a la calle Cienfuegos, vimos uno de los taxis ruteros, chapa B 020587.

Su chofer se había bajado a almorzar, según nos dijo un joven que lo esperaba. Como no había nadie más, decidimos esperarlo también, y aunque mi cuñada y yo debíamos cargar a los dos niños más pequeños, no importaba, pues el viaje era directo. Llegó el chofer y en cuanto le pregunté si podíamos montar me dijo que ese viaje hasta San Agustín no le convenía, pues le ocupábamos las tres plazas de atrás todo el trayecto. Entonces le pregunté si en este servicio el chofer se reservaba el derecho de admisión y no me respondió. Ahora mismo no sé si es que no entendió la pregunta pero el caso fue que no nos dejó montar.

Caminamos un poco más y llegó otro carro, chapa B 020532. Decidimos montarnos sin decir nuestro destino, pero en cuanto el chofer me vio cargar uno de los niños me dijo que así no podíamos viajar porque esos carros eran modernos y no podía tener carga. Entonces le propusimos ocupar todos los asientos porque nosotros íbamos hasta el final, eso fue peor. Y nos tuvimos que bajar. La frase «ese viaje no me conviene» se repitió una vez más.

Como es lógico, entre el calor y la alteración, los niños cansados, la gente intentando irse…, para colmo tuvimos que intercambiar con un individuo que se hacía nombrar el jefe de línea, un hombre alto, delgado y con un aliento etílico inapropiado para esa hora del día, más cuando estaba en su puesto laboral, justo donde rinden viaje los taxis en la calle Monte. Este hombre intentó hacernos entrar en razón, pues según él, ningún chofer puede montar pasajeros cargando niños.

Puede que esta sea una nueva regulación, pero hasta este día he visto que eso sucede frecuentemente, sobre todo mujeres que llevan a sus hijos. Y aunque el hombre insistía en que era por «exceso de pasajeros» sabemos que todo fue porque nuestro viaje «no daba negocio», como bien nos explicó el chofer de la mañana.

¿No se supone que estos carros tienen que hacer su recorrido aunque el pasajero vaya de punta a cabo? ¿Tienen estos choferes el derecho de admitir o no a sus pasajeros porque hagan todo el recorrido? ¿Desde cuándo está prohibido cargar un niño en un carro?

Según el «jefe de línea» ese era mi problema, si no me convenía tenía que montarme en una guagua.

Pero sucede que ese problema no es mío solamente. Es nuestro problema y sobre todo si permitimos que crezca torcida una alternativa que supuestamente surgió para aliviar los conocidos problemas del transporte público.

 

Oday Enríquez Cabrera,
Calle 31 edificio 29A08, San Agustín, La Lisa, La Habana

COMENTAR
  • Mostrar respeto a los criterios en sus comentarios.

  • No ofender, ni usar frases vulgares y/o palabras obscenas.

  • Nos reservaremos el derecho de moderar aquellos comentarios que no cumplan con las reglas de uso.

michelon dijo:

1

8 de septiembre de 2017

08:10:29


sencillo,yo no se por que nosotros los cubanos no somos capaces de mantener un servicio de calidad estable a traves del tiempo,por que siempre las personas quieren lucrar con las cosas que el estado pone en sus manos para el bienestar del pueblo,con qe derecho estos choferes se toman la atribucion para decir que no te llevo si ese carro no es tuyo,tu no pagas la gasolina ,,,te la da el estado compadre,quien eres tu ,a ti si te da negocio los precios a como estan si no no trabajes ahi , en fin por mi que los boten,es verdad que el capitalismo es cruel y brutal pero que faltan nos hacen algunas medidas de ese sistema que son mas que efectivas para lograr eficiencia caballero un saludo a todos

Jose mario Respondió:


16 de septiembre de 2017

22:27:15

Hola, no vivo en Cuba. Como es que el estado le da la gasolina, gratis?

yoel amed dijo:

2

8 de septiembre de 2017

08:12:47


Se esta viendo lo mismo que paso con los particulares. Se habia dicho en varias ocaciones que con carros de 4 plazas esto iba a suceder sea estatal o privado pues se iba a poner la ganancia por encima de la profesionalidad del servicio. Esto es lo que da la soluciones a corto plazo a la carrera, no siempre los atajos son la mejor manera de llegar a donde vamos a veces es mejor coger el camino mas largo porque ese por caro nos dara una solucion que dure mas. Por cara que sea la solucion sigue siendo la misma, mas guaguas (biarticulados).

lazarita dijo:

3

8 de septiembre de 2017

09:47:27


Esta idea de los taxis ruteros empezó muy bien, por ejemplo los que transitan por el Reparto Eléctrico se parrquean en la secundaria básica a merendar y de ahí siguen de largo sin recoger en la primera parada, y en la etapa de los carnavales se quedaban fuera del reparto y no entraban, si esto no tiene control por quienes corresponda al final los perjudicados serán como siempre la población

exio dijo:

4

8 de septiembre de 2017

10:59:38


La verdad es increible que toda medida que toma el gobierno en favor de pueblo con el tema del transporte enseguida los responsables de cumplirla encuentran la forma de distorcionar y torcela en detrimento siempre del pueblo. Hay que frenar este tipo de cosas y el momento es ahora.

YHC dijo:

5

8 de septiembre de 2017

11:59:32


DA VERGUENZA CONOCER QUE SUCEDEN ESTA BARBARIDADES, LOS CHOFERES DE ESOS TAXIS SE COMPORTAN COMO SI FUESEN LOS DUEÑOS. EN 2 OPORTUNIDADES HE NECESITADO ESE SERVICIO Y HE DEBIDO PAGAR EL IMPORTE DEL PASAJE COMPLETO, SOLO POR UN TRAMO DEL MISMO. ES HORA DE PONER FIN A ESE DESORDEN QUE SOLO CONSIGUE MOLESTAR AL PUEBLO Y DISTORSIONAR LAS SOLUCIONES QUE POCO A POCO EL GOBIERNO TRATA DE IMPLEMENTAR PARA ALIVIAR LA SITUACION.